Cayó un semisumergible cargado con más de una tonelada de cocaína que iba para México: la DEA alertó a las autoridades colombianas

Las autoridades confirmaron su incautación en las costas de Nariño y la captura de tres extranjeros y un colombiano

Compartir
Compartir articulo
Incautan tonelada y media de cocaína que iba rumbo a México desde el Pacífico - crédito Fiscalía
Incautan tonelada y media de cocaína que iba rumbo a México desde el Pacífico - crédito Fiscalía

A través de un operativo en cooperación transnacional, las autoridades colombianas confirmaron el hallazgo de un semisumergible en las costas de Nariño, que según su ruta de navegación tenía a México como destino final.

Tras realizar la revisión del sumergible, las autoridades confirmaron que llevaba al menos tonelada y media de cocaína, la cual estaba custodiada por tres extranjeros y un colombiano.

Ahora puede seguirnos en WhatsApp Channel y en Google News.

“La Fiscalía General de la Nación, a través del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI), obtuvo información sobre la salida de un cargamento de clorhidrato de cocaína de las costas nariñenses rumbo a México”, expuso el ente acusador.

La Armada Nacional de Colombia adelantó una exitosa operación marítima gracias a la colaboración con la Administración de Control de Drogas (DEA), en la que se logró interceptar una embarcación semisumergible con un cargamento de cocaína antes de que este alcanzara aguas internacionales. La acción se desplegó en el Pacífico colombiano, específicamente en Tumaco, Nariño.

Golpe a los narcos en el Pacífico colombiano - crédito Fiscalía
Golpe a los narcos en el Pacífico colombiano - crédito Fiscalía

Para el éxito de este operativo, la DEA logró comunicarse directamente con las autoridades colombianas y enviar así la respectiva alerta de posibles rutas desde Colombia hacia México, el seguimiento de la Armada y la Fiscalía permitió adentrarse en la zona y adelantar el operativo antes de que la embarcación saliera del radar.

Luego de haber encontrado la embarcación y ordenar que saliera a superficie, los uniformados se percataron de unos bultos de apariencia irregular, que finalmente fueron identificados como alijos de droga. A la hora del análisis, se pudo constatar que se trataba de un cargamento de más de tonelada y media de cocaína.

Así mismo, se pudo establecer que los presuntos delincuentes contaban con toda la logística para aguantar el viaje desde Colombia a México, pues en el semisumergible había comida y víveres suficientes para la travesía criminal, sumado a todos los equipos de comunicación para mantener contacto directo con tierra.

“Los guardacostas inspeccionaron el semisumergible y encontraron 1.678 kilogramos de cocaína distribuidos en varios bultos. Adicionalmente, constataron que el artefacto de 18 metros de largo tenía cuatro motores fuera de borda, equipos satelitales y de comunicación, víveres y alimentos, y combustible suficiente para garantizar su llegada a México”, añadió la Fiscalía.

Esta embarcación era custodiada por un grupo de personas de nacionalidad ecuatoriana, quienes estaban en compañía de un Colombiano. “Los cuatro tripulantes fueron capturados en situación de flagrancia. Se trata de los ciudadanos ecuatorianos Jaime Daniel Flores Bagui, Gary Fredy Cabeza Palacios y Boris Adolfo Garcés Cevallos; y el colombiano Froin Steward Cuellar Restrepo”, detalló la Fiscalía General de la Nación.

De acuerdo con el ente investigador, los 1.678 kilogramos de cocaína que, según los indicios, estarían conectados con una estructura de narcotráfico que opera en la región del Pacífico nariñense. No obstante, lo que más llama la atención es que este alijo estaría relacionado con la denominada Segunda Marquetalia, grupo disidente de las Farc.

Golpe a los narcos en el Pacífico colombiano - crédito Fiscalía
Golpe a los narcos en el Pacífico colombiano - crédito Fiscalía

Aunque los capturados fueron capturados en flagrancia, ninguno aceptó los cargos expuestos ante los entes judiciales. Por su parte, un juez de control de garantías imputó a los señalados por los delitos de porte, tráfico y fabricación de estupefacientes.

“La Fiscalía presentó a estas personas ante un juez de control de garantías y les imputó el delito de tráfico, fabricación o porte de estupefacientes. El cargo no fue aceptado por los procesados, que deberán cumplir medida de aseguramiento en centro carcelario”, aclaró la Fiscalía.

Esta operación se da en medio de la arremetida de las autoridades en contra de narcotráfico transnacional, que ha permitido importantes golpes semanales en contra de carteles internacionales y bandas criminales que operan en el país.