Representante a la Cámara por los colombianos en el exterior fue acusada de calumnia: esto decidió la Corte Suprema de Justicia

La congresista había sido denunciada por calumnia por señalar a un diplomático de acoso laboral y sexual, pero el caso fue archivado

Compartir
Compartir articulo
Carmen Felisa Ramírez Boscán, representante a la Cámara en el exterior por el Pacto Histórico - crédito Congreso Visible.
Carmen Felisa Ramírez Boscán, representante a la Cámara en el exterior por el Pacto Histórico - crédito Congreso Visible.

La Sala Especial de Instrucción de la Corte Suprema de Justicia se inhibió de abrir una investigación en contra de la representante a la Cámara en el exterior, por el Pacto Histórico, Carmen Felisa Ramírez Boscán, que había sido denunciada en octubre de 2022 por el delito de calumnia.

El accionante de la denuncia era el exministro consejero de Colombia en Chile Hatem Eduardo Dasuky Quiceno, quien alegaba que la congresista hizo en la red social X, “manifestaciones en su contra que él estima calumniosas”.

Ahora puede seguirnos en WhatsApp Channel y en Google News.

Sin embargo, el alto tribunal indicó que para que se configure el delito de calumnia “se requiere que quien hace las afirmaciones lo haga con la certeza de que su imputación de un delito es falsa, y lo haga con la intención de agraviar a la otra persona”.

De tal manera que la corte “no encontró configurado el delito” porque determinó que no existen pruebas de que la congresista “fuera perjudicar la honra y el buen nombre del entonces diplomático, puesto que sus afirmaciones correspondieron a la firme convicción que tenía de que se trataba de información cierta y confirmada, y que estaba ante una víctima de acoso sexual y laboral, lo que la llevó a visibilizar el caso”.

Ramírez Boscán había asegurado que el ministro consejero había acosado laboral y sexualmente a una de sus trabajadoras en el consulado, para lo cual citó un reportaje periodístico.

Hatem Eduardo Dasuki Quiceno junto con  Manahi Pakarati - crédito Hatem Eduardo Dasuki Quiceno/LinkedIn.
Hatem Eduardo Dasuki Quiceno junto con Manahi Pakarati - crédito Hatem Eduardo Dasuki Quiceno/LinkedIn.

En el fallo, la Sala concluyó que la congresista escribió la publicación en su red social basándose en la información que le había entregado la presunta víctima de los delitos mencionados, que había buscado a la representante por el Pacto Histórico para narrarle los hechos. Así mismo, existía una queja disciplinaria por el supuesto acoso sexual e información al respecto en medios de comunicación.

De igual forma, la Corte señaló que “se comprobó que el actuar de Ramírez Boscán no provino del dolo de afectar la honra y buen nombre de Hatem Eduardo Dasuky Quiceno, sino que fue producto de un convencimiento derivado del cúmulo de información que poseía y catalogó como válida”.

La denuncia por supuesto acoso sexual y laboral en contra de Hatem Eduardo Dasuky Quiceno

Una funcionaria había denunciado por acoso a Hatem Eduardo Dasuki Quiceno - crédito Infobae.
Una funcionaria había denunciado por acoso a Hatem Eduardo Dasuki Quiceno - crédito Infobae.

Bianca Hincapié Lenis, auxiliar de la Misión Diplomática en Chile, radicó en julio de 2019 una denuncia en contra del entonces embajador consejero, Hatem Eduardo Dasuki Quiceno, por presunto acoso laboral y sexual.

La funcionaría además había manifestado sus quejas por acoso sexual y laboral en contra de Dasuki Quiceno desde la gestión de Rafael Rendón, primer embajador de Colombia en Chile durante el gobierno de Iván Duque, pero no había tenido la oportunidad de transmitir esa información a Guillermo Botero, que para luego tomó la posición diplomática en representación del Gobierno nacional en ese país.

Según comentó Hincapié en una entrevista para la emisora Blu Radio en 2021, Dasuki Quiceno no le había permitido hacer tal gestión porque consideraba que él debía ser la primera instancia antes del embajador titular.

“Hacía muchas preguntas sobre mi vida sexual, chiste con contenido sexual, que lo tenía que mantener contento. Me dio bastante miedo porque Dasuk me dijo que todo lo tenía que hacer con él, que era mi jefe directo”, contó en la emisora.

Además, la mujer aseguró que por todos esos hechos tuvo que ser incapacitada por varios días por orden de un psicólogo. Solamente pudo volver a trabajar en abril de 2021. “Llevo incapacitada varios meses, con secuelas y traumas”, contó al medio mencionado.