Alcaldía de Los Mártires en Bogotá podría convertirse en un elefante blanco: ¿qué pasó?

Rubén Torrado, del Partido de la U, puso en evidencia las irregularidades del proyecto que no avanza, además del incumplimiento en el pago de salarios a los trabajadores

Compartir
Compartir articulo
Importante obra en Bogotá podría convertirse en un elefante blanco - crédito prensa Rubén Torrado
Importante obra en Bogotá podría convertirse en un elefante blanco - crédito prensa Rubén Torrado

La construcción de la nueva sede de la Alcaldía local de Los Mártires en Bogotá, un proyecto que supera los 28.000 millones de pesos, enfrenta serios obstáculos, no solo por la lentitud en el avance de las obras, sino también por la controversia suscitada debido a la falta de pagos a los trabajadores que, desde hace más de un mes, no han recibido sus salarios.

La denuncia, realizada por el concejal Rubén Torrado del Partido de la U, pone en duda la gestión y ética contractual en el desarrollo de esta importante infraestructura.

Ahora puede seguirnos en WhatsApp Channel y en Google News.

La obra, que inició en marzo de 2022 y que tenía fecha de entrega prevista para diciembre de 2023, está ahora sumida en la incertidumbre y la inactividad. Por eso, el concejal Torrado ha advertido de la crítica situación que rodea el proyecto.

“La mala suerte del Bronx parece no tener fin. Y es que la construcción de este edificio no avanza. A tan solo días para que se termine el plazo de entrega, la estructura sigue en los huesos y no hay trabajadores en la obra, por lo que parece imposible que se finalice en la fecha indicada”, expresó con preocupación.

El contrato de obra fue adjudicado a la empresa CNV Construcciones S.A.S., que desde marzo de 2023 está en proceso de negociación de emergencia con la Superintendencia de Sociedades. En medio de esta situación, la empresa habría decidido cerrar, sin previo aviso, el acceso de los obreros a la edificación y dejar de cumplir sus compromisos financieros con los contratistas y, por ende, con los trabajadores.

Concejal Rubén Torrado denuncia irregularidades en obra de la Alcaldía de Los Mártires - crédito prensa Rubén Torrado

Un grupo de empleados, compuesto por entre 25 y 30 personas, ha levantado la voz frente a este palpable abandono. Un obrero, manteniendo su identidad en reserva, expresó a Infobae Colombia su desesperación:

“Necesitamos nuestro dinero, nuestros días que se laboraron, nuestros cortes, más de una persona oscila entre los 700.000 pesos hasta 3.000.000 de pesos. La obra es de la Alcaldía, así que necesitamos ayuda y colaboración porque somos padres de familia que deben llevar el sustento a casa”.

Este proyecto de infraestructura, inicialmente con un valor inicial de 28.300 millones de pesos, pero al que se autorizó una adición de 734 millones de pesos, comenzó a ser percibido por algunos como un posible “elefante blanco” que no solo ha dejado una sensación de descontento laboral y social, sino que también supone una carga económica adicional para los ciudadanos de Bogotá que, mientras la Alcaldía local de Los Mártires está en construcción, deben cubrir un arriendo mensual de 40.000.000 de pesos por el uso de unas instalaciones alternativas.

El concejal Torrado criticó también la negociación de una prórroga en los plazos de entrega y una adición presupuestal, justo cuando la empresa responsable enfrenta complicaciones legales.

Construcción de nueva sede de Alcaldía de Los Mártires enfrenta parálisis y falta de pagos - crédito prensa Rubén Torrado
Construcción de nueva sede de Alcaldía de Los Mártires enfrenta parálisis y falta de pagos - crédito prensa Rubén Torrado

“Mientras todo esto ocurre, y hasta que este edificio sea entregado, los bogotanos tenemos que pagar el arrendamiento de las oficinas temporales. ¿Estamos frente al nacimiento de un elefante blanco?”, cuestionó el concejal del Partido de la U.

El proyecto, de vital importancia para el barrio Voto Nacional y esperanzado en revitalizar el conocido Bronx de Bogotá, pretende proveer más de 6.500 metros cuadrados distribuidos en seis pisos y brindar un espacio de servicio público a unos 300 funcionarios y aproximadamente a 100.000 habitantes de la localidad. Sin embargo, el incumplimiento en los plazos y obligaciones financieras han empañado la visión de progreso y desarrollo que pretendía ser esta nueva sede de Alcaldía local.

Según les han informado a los trabajadores, en vista de las dificultades presentadas, la obra entrará en proceso de liquidación.