Esperanza Gómez habló de su gusto por los libros picantes: “No hay nada que estimule más que dejar volar la imaginación”

La creadora de contenido para adultos se refirió a las formas de encender el deseo sexual en el más reciente capítulo de su pódcast ‘Del saber al hacer’

Compartir
Compartir articulo
En el más reciente episodio de 'Del saber al hacer', Esperanza Gómez y Flavia Dos Santos hablaron de métodos para despertar el deseo sexual - crédito @flaviadossantos/Instagram
En el más reciente episodio de 'Del saber al hacer', Esperanza Gómez y Flavia Dos Santos hablaron de métodos para despertar el deseo sexual - crédito @flaviadossantos/Instagram

El pasado miércoles 4 de octubre se estrenó el sexto capítulo de Del saber al hacer, el pódcast de Esperanza Gómez y Flavia Dos Santos, que desde su estreno se ha mantenido entre los más escuchados de Spotify Colombia.

Con una fórmula con la que la actriz de contenido para adultos representa la experiencia práctica y la sexóloga el conocimiento teórico, han abordado temas que bien pueden ser tabú en la sociedad, o de interés para las parejas que atraviesan problemas en la intimidad. Y por supuesto, es una oportunidad para que los seguidores de ambas mujeres conozcan más de las propias experiencias de las realizadoras en materia sexual.

Ahora puede seguirnos en nuestro WhatsApp Channel y en Google News.

En el último capítulo se abordó el tema de cómo se consigue despertar el deseo en el ser humano, así como la importancia de estimular el cerebro para que la líbido no se pierda por cuenta de las actividades cotidianas. En ese sentido, Esperanza dio pie para hablar de los métodos que pueden resultar efectivos para mantener el deseo sexual elevado. La caldense señaló en un principio que, cuando la libido se pierde en la vida adulta, a menudo se relaciona con el dejar de lado la adolescencia, sobre todo en lo que se refiere a los recuerdos:

“Los recuerdos son fundamentales, y a uno en ocasiones se le olvida la etapa cuando uno fue adolescente, que es cuando uno tiene el libido sexual más a tope, más elevado. Cuando uno después empieza a tener interacción sexual en ese despertar, que uno quiere c**** todos los días, a cualquier hora, en cualquier lugar... ese tipo de cosas hay que revivirlas cuando empiezan a pararse”

Más tarde, Esperanza sorprendió al hablar de su gusto por la literatura erótica, señalando que cuando se involucraba lo suficiente en el relato, podía despertar su deseo sexual de manera efectiva:

“Hay muchas herramientas. Por ejemplo, a mi me excita mucho la poesía erótica. No soy muy buena lectora, pero cuando encuentro libros de poesía erótica o novelas eróticas donde tú empiezas a leer y te dejas llevar... Te metes dentro de la lectura y empiezas a sentir. Yo he leido varios libros y cuando me meto en el personaje yo termino teniendo deseo sexual y termino masturbandome o teniendo sexo con mi pareja, porque esa lectura me ha excitado”

Flavia Dos Santos complementó el apunte de Esperanza hablando del fenómeno literario que representó la publicación de la serie de libros de 50 sombras de Grey en 2011 (incluyendo sus secuelas y sus adaptaciones al cine), y aunque la brasileña no dudó en calificar la novela de “malísima”, reconoció lo importante que fue para las mujeres en su momento para ayudarles a descubrir que podían despertar su libido.

“Varias mujeres lo comenzaron a leer y descubrí que se excitaban de imaginar lo que estaban leyendo (...) las mujeres se descubrieron orgásmicas o multiorgásmicas”. La sexóloga apuntó que a menudo ese descubrimiento lleva a que se produzcan sentimientos de culpa por la forma en que observa la sociedad esta clase de comportamientos, pero que eso no debería ser impedimento para explorar esa faceta de la sexualidad. “Cuando uno se autoriza, creo yo, es cuando abre la puerta al deseo. Pero nosotros no nos autorizamos”

Por otra parte, Esperanza Gómez recalcó durante su intervención que la zona erógena del cuerpo (popularmente conocida como el “punto G”) por definición era el cerebro. “No hay nada que estimule más que dejar volar la imaginación, ser creativos y usar distintas herramientas”, sentenció.