Juan Guaidó y Nicolás Maduro (Reuters)
Juan Guaidó y Nicolás Maduro (Reuters)

Delegados del dictador venezolano, Nicolás Maduro, y del presidente interino Juan Guaidó retomaron este miércoles los diálogos en la isla de Barbados, auspiciadas por Noruega para buscar una salida pacífica a la crisis de su país, anunciaron las partes.

"Hemos iniciado otra ronda de reuniones en el marco del mecanismo de Oslo", informó en Twitter el diputado Stalin González, uno de los enviados de Guaidó, jefe parlamentario reconocido como mandatario interino por más de medio centenar de países.

Delcy Rodríguez, por su parte, confirmó en rueda de prensa que representantes de Maduro viajaron a Barbados para los encuentros con la oposición.

Tras los acercamientos exploratorios y un primer cara a cara en Oslo a mediados de mayo, las partes trasladaron el diálogo el 8 de julio a la isla caribeña.

Representantes del régimen de Maduro y de la oposición venezolana se reúnen en Barbados (Shutterstock)
Representantes del régimen de Maduro y de la oposición venezolana se reúnen en Barbados (Shutterstock)

La delegación de Guaidó busca en las negociaciones la salida de Maduro y una nueva elección libre, justa y transparente, al considerar que el segundo período del dictador chavista, iniciado en enero pasado, resultó de comicios fraudulentos que no reconocen casi 60 países, entre ellos Estados Unidos.

Pero el líder socialista descarta renunciar y advierte que el diálogo debe apuntar a la "convivencia democrática" y a poner fin al "golpismo" de sus adversarios y los supuestos planes de Washington para apoderarse de la mayor reserva de petróleo.

Durante la gestión de Maduro, Venezuela se hundió en la peor debacle de su historia moderna, obligando a unas cuatro millones de personas a emigrar desde 2015, según la ONU.

Los venezolanos exigen el fin de la dictadura de Maduro (EFE)
Los venezolanos exigen el fin de la dictadura de Maduro (EFE)

El heredero del fallecido Hugo Chávez (1999-2013) achaca la crisis a una "guerra económica" y a sanciones de Estados Unidos, que incluyen un embargo petrolero desde abril. No obstante, la oposición denuncia la corrupción como el detonante principal.

De esta manera, las partes retoman el diálogo en Barbados el mismo día que el Estados Unidos incluyó al ministro chavista, Tareck El Aissami, en su lista de más buscados por narcotráfico.

El Servicio de Inmigración y Control de Aduana advierte que "desempeña un papel significativo en el tráfico internacional de drogas". El ex vicepresidente venezolano también es investigado por sus vínculos con el grupo terrorista Hezbollah.

Con información de AFP

MÁS SOBRE ESTE TEMA: