Violó y mató a su hija de de 10 meses y después hizo una increíble búsqueda en Google

Austin Stevens, de 29 años y de la ciudad de Montgomery (Estados Unidos), enfrenta cargos por violación y asesinato, se encuentra en custodia y con una fianza de un millón de dólares. El hombre, que es entrenador de fútbol americano, no solo habría agredido a su hija, sino dilatado llamar a emergencia para prestarle ayuda.

Austin Stevens, de 29 años, es acusado de violar y matar a su hija de 10 meses.
Austin Stevens, de 29 años, es acusado de violar y matar a su hija de 10 meses.

Un atroz crimen sucedió en Montgomery, un condado del estado de Alabama en los Estados Unidos, donde un hombre violó y mató a su pequeña niña de tan solo 10 meses y después realizó una insólita búsqueda en Google “¿cómo saber si un niño ha muerto?”.

De acuerdo a lo informado por la Policía de Montgomery, la pequeña Zara Scruggs fue encontrada muerta en la casa de su padre, Austin Stevens -de 29 años-, el entrenador asistente del equipo juvenil de fútbol americano Lower Providence Warriors, alrededor de las 10:40 p.m. tras una llamada al 911, el pasado sábado 3 de octubre.

Inmediatamente la menor fue trasladada al Centro Médico Einstein en Montgomery y pronunciada muerta poco después de la media noche.

De acuerdo con el Fiscal del Distrito, Kevin Stelee, el personal que transportó a Zara al hospital les dio a las autoridades un pañal saturado de sangre que la niña había estado usando.

También dio otros detalles escabrosos, como que el cuerpo de la menor, después de la primera autopsia, reveló que Zara era víctima de violencia sexual y sufrió un contundente traumatismo en la cabeza. De acuerdo con Stelee las autoridades esperar resultados forenses adicionales para determinar la causa concreta de la muerte de la bebé, y los cargos adicionales que se le cargarían a Stevens, su padre.

Stevens es entrenador juvenil de los Lower Providence Warriors
Stevens es entrenador juvenil de los Lower Providence Warriors

Por su parte, los detectives del aso afirmaron que Stevens realizó varias búsquedas en su teléfono celular después del fallecimiento de la menor, tales como “¿cómo se si un bebé está muerto?”, “si el bebé deja de respirar”, ¿Qué pasa si no escuchas el corazón o lo latidos del bebé?" y “mi bebé no está respirando”.

Durante este tiempo Stevens, que también era copropietario de la empresa de construcción Black Diamond, habría mantenido conversaciones con dos mujeres vía mensaje de por redes sociales de temas no relacionados con el bebé, según información publicada por ACB. Esto demostraría una conducta dilatoria que determinó aún más la muerte de la pequeña Zara.

"Este caso es profundamente inquietante. Es difícil imaginar que la muerte de esta niña sea más traumática: la agresión sexual a un bebé, seguida de la inacción del padre para salvar su vida, la llevó a la muerte ", dijo Steele durante una conferencia de prensa el martes por la tarde recogida por el medio CBS Philly.

El fiscal añadió que había un arreglo en la custodia de Zara entre Stevens y la madre de la niña y que el padre se encuentra actualmente bajo custodia en la Correccional del condado de Montgomery con una fianza de un millón de dólares.

La pequeña Zara Scruggs
La pequeña Zara Scruggs

Las autoridades hicieron un llamado para todo el que conozca de otros casos de abuso por parte de Stevens se contacte con ellos y les entregue la información.

Por el momento contra Stevens fueron cargados los delitos de agresión a grabada, violación de menores, y otros asociados a la muerte de Zara Scruggs.

MÁS SOBRE ESTOS TEMAS

La batalla por la piel de visón que casi derroca al gobierno polaco

Se reencontró con un viejo amor de la escuela, desapareció y enviaba extraños mensajes de WhatsApp: la encontraron muerta tras 100 días

Qué es Amanecer Dorado, el partido neonazi griego que fue declarado ilegal tras más de 30 años de incitar la violencia política

Una batalla territorial entre monos salvajes cerca del Taj Mahal dejó dos personas muertas en India

MAS NOTICIAS