Una cáscara de naranja y una absurda simulación: la insólita jugada que es furor en las redes

En el fútbol de Guatemala, Rosbin Ramos aprovechó el proyectil que voló al campo de juego e intentó suspender el partido con un insólito plan

La plataforma de difusión que ofrecen las redes sociales y la globalización permiten que en todas partes del mundo se conozca una insólita situación que ocurrió en la Tercera División de Guatemala. Deportivo San Lorenzo enfrentó a Batanecos FC y el partido se encontraba detenido porque un futbolista se hallaba en el suelo esperando la atención médica. Entre tanto tumulto y lío, uno de los protagonistas realizó un acción que se volvió viral.

Una cascara de naranja voló hacia el campo de juego sin impactar en nadie. Rápidamente apareció un jugador del Batanecos, que perdía 3-1, agarró el pedazo de fruta y simuló que había sido impactado por el mismo en busca de suspender el partido por una agresión desde la tribuna. Lo cierto es que apareció uno de los futbolistas del cuadro local y devolvió la cáscara al sector desde donde la habían tirado.

Al pobre Rosbin Ramos, que portaba la dorsal número 16, le faltó mejorar un poco más de actuación para que los presentes le creyeran y se preocuparan por su estado de salud. Los futbolistas de Deportivo San Lorenzo rodearon al actor esperando que se parara por su cuenta para no seguir atrasando la reanudación del partido. La gente presente de la grada comenzó a insultar al ver el plan que tenía en mente el futbolista rival. “¡Ridículo!”, gritó uno de los fanáticos mientras el juez de línea se acercaba lentamente a revisar el estado de Rosbin.

Ramos ya agarró el objeto y simuló un golpe en la cara
Ramos ya agarró el objeto y simuló un golpe en la cara

Luego de varios segundo en el suelo, el mismo jugador se dio cuenta que su idea no había salido como tenía planeado y lentamente se fue poniendo de pie mientras los rivales lo asediaban por semejante simulación. Pero al final nada grave sucedió y fue victoria de Deportivo San Lorenzo sobre Batanecos en un duelo que tuvo emociones dentro y fuera del campo de juego.

Desde la liga de Guatemala analizarán la situación para ver si Ramos amerita ser sancionado por su insólita acción, que fue grabada y compartida en las redes sociales, donde se volvió viral a las pocas horas. Ramos nunca se imaginó que de jugar en la Tercera División en Centroamérica se volviería conocido a nivel mundial, aunque sea por algo negativo.

Aunque la dirigencia del campeonato buscará la mejor decisión con el jugador, lo que no pudo evitar fue la expansión que tuvo el video en Internet y todas las críticas que recibió Rosbin por intentar simular una agresión por parte del público.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: