Documento reservado del Ejército evidenció que disidencias de las FARC están detrás del mineral coltán

El coltán es un mineral que se usa, sobre todo, para la fabricación de celulares, además, es fácil de extraer y amenaza de salud de las personas.

Una-parte-de-las-disidencias-de-las-FARC-es-combatida-por-el-Ejército-venezolano
Una-parte-de-las-disidencias-de-las-FARC-es-combatida-por-el-Ejército-venezolano

El Ejército Nacional, la Policía y la Armada anunciaron hace unas semanas que luego de realizar un operativo se encontraron con una extraña incautación en la frontera con Venezuela. Las autoridades se encontraron con cerca de seis toneladas de arenas negras con coltán en aguas del río Guaviare, departamento de Guainía.

Este mineral es utilizado para la fabricación de equipos tecnológicos y que termina en los mercados de Alemania, Bélgica, Kazajistán y Estados Unidos, Este cargamento, según las autoridades, pertenecía al frente Acacio Medina de las disidencias de las FARC, comandadas por alias Jhon 40, quien es considerado uno de los hombres de confianza de Gentil Duarte.

De acuerdo con información del periódico El Espectador, la guerrilla del ELN y las disidencias de las FARC se encuentran financiando sus organizaciones con la extracción ilegal de coltán. Y, que, según el Ejército este mineral es abundante en los departamentos de Guainía y Vaupés. Además, hay evidencia de que las disidencias se encuentran en los estados venezolanos de Apure, Bolívar y Amazonas.

Desde el Ejército Nacional se explicó que dicho cargamento era de a las disidencias del frente Gentil Duarte, pero para la Policía aún no se tiene claro que el mineral decomisado pertenezca a ese grupo armado.

“En este momento sería muy apurado endilgar la responsabilidad y/o propiedad de este cargamento a un grupo en especial, lo que podemos decir es que podrían ser algunos particulares que quieren incursionar en este negocio, que como nos señala inteligencia desde 2015 ha sido olvidado por los grupos ilegales. Sin embargo, puede que se estén abriendo rutas y mercados para la exportación de este mineral con organizaciones al otro lado de la frontera”, comentó una fuente de la Policía a El Espectador.

Esta misma fuente explico que esta zona fronteriza del país se ha vuelto recurrente por los diferentes grupos armados del país ya que en este territorio pueden realizar exportación de drogas la comercialización de este mineral y, además, han extraído, de manera ilegal, oro para financiar sus organizaciones ilegales.

Por otro lado, dicho diario obtuvo acceso a un documento de inteligencia del Ejército, el cual indica que “la exportación de este mineral se ha realizado a través de la capital del departamento del Vichada, Puerto Carreño, esto debido a su cercanía, a10 minutos en lancha, con territorio venezolano. Por otro lado se establece que la extracción común de este mineral se da a través de pala y picos, debido a la facilidad para ser extraído”.

Según este documento, el cual se entregó en marzo de este año, explica que: “Los yacimientos están en la Orinoquia, en los departamentos de Vichada y Guainía, los cuales representan el 5 % de las reservas de coltán en el mundo. Se está explotando ilegalmente (aunque no se ha legislado sobre ello porque no sabíamos que existía) en las comunidades indígenas de Matraca, Danta, Venado y Remanso, que corresponden a los resguardos de las cuencas media y alta del río Inírida y remanso Chorrobocón en Guainía y la reserva Puinawai”.

Actualmente, el coltán tiene un precio de US$320 por kilogramo. Por otro lado, la extracción de este mineral tiene fuertes afectaciones en el medio ambiente y de las diferentes comunidades que están cerca a la extracción, pues, según el documento, este mineral amenaza la salud de las comunidades indígenas.

“Hombres cavando grandes cráteres en cauces de corrientes, raspando la superficie de la tierra para llegar al coltán bajo tierra (...) constituye uno de los elementos de mayor impacto en la salud de la población. En el impacto social la minería de coltán está asociada a fenómenos de subempleo, deficientes condiciones laborales, incumplimiento de las garantías relacionadas del contrato de trabajo como prestaciones sociales, seguridad social y trabajo infantil”, aparece en el informe de inteligencia.

Por último, de acuerdo con las investigaciones del Ejército conocidas por el periódico El Espectador, el ELN también se interesó por este tipo de financiación y envió miembros de su guerrilla para la extracción de este mismo.

Ahora, recordemos que a mediados del año pasado el entonces Ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, explicó que “en Guainía, el ELN y el grupo armado organizado residual Acacio Medina habrían entrado a Venezuela con el fin de extraer oro y arenas negras para abastecer su economía criminal. Actividad muy importante y por la que se destacan las minas de Yapacana. En Puerto Carreño, Vichada, hacen presencia dedicados al tráfico de minerales como oro, diamantes y arenas negras robados desde el Arco Minero del Orinoco venezolano, para ser transportados a Colombia, Panamá, Puerto Rico y España”.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR