Una ciudad brasileña inició la primera vacunación masiva contra el dengue: 150.000 personas serán inmunizadas

El miércoles comenzó la distribución del primer lote de 90.000 dosis ya entregadas por el laboratorio japonés en el marco de un acuerdo con Dourados, en el estado brasileño de Mato Grosso do Sul

Compartir
Compartir articulo
Foto de archivo ilustrativa de mosquitos Aedes aegypti en el laboratorio Oxitec en Campinas
Feb 2, 2016. REUTERS/Paulo Whitaker/
Foto de archivo ilustrativa de mosquitos Aedes aegypti en el laboratorio Oxitec en Campinas Feb 2, 2016. REUTERS/Paulo Whitaker/

La ciudad de Dourados, en el estado brasileño de Mato Grosso do Sul, inició el miércoles la primera vacunación masiva del país contra el dengue, informó el Gobierno municipal.

La iniciativa pretende inmunizar a unos 150.000 habitantes de la ciudad entre los cuatro y los 59 años utilizando la vacuna QDENGA de la farmacéutica japonesa Takeda, recientemente aprobada.

El miércoles comenzó la distribución del primer lote de 90.000 dosis ya entregadas por el laboratorio japonés en el marco de un acuerdo con la ciudad. El calendario de vacunación exige una segunda dosis a los tres meses.

La infección por dengue, transmitida por el mosquito Aedes aegypti, causa una enfermedad que puede ser leve o presentar formas más graves, en ocasiones con resultado de muerte. Los síntomas incluyen debilidad muscular, somnolencia, rechazo de alimentos y líquidos, vómitos y diarrea.

Hasta finales de la primera semana de diciembre, Brasil había registrado 1,6 millones de casos de dengue en 2023, un aumento del 15,8% respecto al mismo periodo del año anterior, según datos del Ministerio de Sanidad. El número de muertes causadas por la infección creció un 5,4% en el periodo, a 1.053.

El mes pasado, el Ministerio de Salud anunció que incluiría la vacuna de Takeda en el programa nacional de vacunación de su sistema público, conocido por su acrónimo local “SUS”.

Takeda es el laboratorio japonés que desarolló la vacuna contra el dengue, ahora recomendada por la OMS. (Takeda)
Takeda es el laboratorio japonés que desarolló la vacuna contra el dengue, ahora recomendada por la OMS. (Takeda)

La vacuna no se usará a gran escala en un principio, dado su limitado suministro, sino que se centrará en grupos y regiones prioritarios.

El país espera recibir otros 5,08 millones de dosis de la vacuna entre febrero y noviembre.

A nivel regional, en 2023 se batió un lamentable récord en la región de las Américas: se registró la mayor cantidad de casos confirmados de personas con el dengue. Entre los 46 países y territorios que notifican, 43 tuvieron casos de dengue se reportaron 4.150.724 casos confirmados desde enero pasado, según publicó la semana pasada la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

Esto significa el mayor número de casos en un año que se haya registrado desde 1980. Del total de casos, 6.622 se reportaron como graves. Se informaron 2.025 muertes por dengue.

Durante más de cuatro décadas, la enfermedad fue creciendo en su impacto en más países, con más casos y más muertes. En 1990 fueron tan solo 27 países con 158.000 enfermos por dengue en un año. Este año, como se mencionó, son más de 4,1 millones.

Este año es el año en el que hemos visto más dengue en la historia”, explicó la doctora Thais dos Santos, asesora en vigilancia y control de enfermedades arbovirales de la OPS y señaló que las enfermedades transmitidas por vectores, especialmente las transmitidas por mosquitos nos proporcionan un muy buen centinela de lo que está sucediendo con el cambio climático”.

El saneamiento deficiente y la falta de sistemas de salud sólidos han contribuido a un aumento de los casos, pero los expertos dicen que las sequías y las inundaciones relacionadas con el cambio climático están provocando una mayor transmisión del virus, y el agua almacenada y las fuertes lluvias atraen a los mosquitos.

“Estas infecciones son un síntoma de algunas grandes tendencias subyacentes que están sucediendo en el mundo. El cambio climático es aparentemente tan difícil de abordar, y ahora muchos países se están urbanizando, que puedo ver que el dengue y otras enfermedades se vuelven cada vez más frecuentes y cada vez más complejas de tratar”, precisó esta semana el doctor Jeremy Farrar, científico jefe de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

A principios de noviembre la OMS había notificado más de 4,5 millones de casos de dengue en todo el mundo y más de 4.000 muertes en 80 países. Por lo que Farrar cree que este año se podría superar un récord mundial establecido en 2019 de 5,2 millones de casos. “El dengue es algo que preocupa cada vez más a las Américas, pero ahora es casi un fenómeno global”, afirmó.

(Con información de Reuters)