"Probable" atentado islamista perpetrado con un coche en Berlín

Un iraquí provocó con su vehículo una serie de accidentes en una autopista que atraviesa Berlín e hirió a seis personas, tres de ellas de gravedad, en un acto calificado este miércoles como un "probable atentado islamista" por la justicia alemana.

El autor de los hechos, de 30 años, un hombre que había solicitado asilo y cuya demanda fue denegada, sufría de problemas psíquicos y fue internado por orden de un juez.

La fiscal general de la capital alemana, Margarete Koppers, destacó que el detenido ya había sido internado temporalmente en un asilo psquiátrico, tras otro incidente previo ante un hogar para refugiados.

- 'Motivación religiosa' -

Poco antes de las 19H00 hora local del martes, un hombre a bordo de un vehículo perpetró en la autopista urbana de Berlín "ataques dirigidos contra otras personas" que circulaban por la vía, especialmente contra conductores de motos.

"Las declaraciones del sospechoso después de los hechos sugieren una motivación religiosa e islamista", pero "igualmente existen indicios sobre una inestabilidad psicológica", señaló la fiscalía.

Los investigadores no hallaron por ahora elementos que muestren que formaba parte de alguna organización terrorista.

Según varios medios, el detenido gritó "Allahu akbar" (Alá es el más grande) cuando salió de su vehículo, tras haber provocado una colisión que le obligó a detenerse.

"Que nadie se acerque. Si no moriréis todos", amenazó, según informaron testigos al diario Bild, amenazando con hacer estallar un artefacto explosivo. El hombre fue detenido inmediatamente por la policía.

Los agentes encontraron en su coche una "caja vieja de municiones". Pero no contenía nada peligroso, según un examen de los equipos especializados de la policía.

Para verificar el contenido de la caja, la policía tuvo que interrumpir varias horas la circulación en esta autopista muy frecuentada, lo cual provocó impresionantes atascos.

"El hecho de que el sospechoso sufre probablemente de problemas psicológicos no simplifica las cosas", explicó el responsable adjunto de seguridad del ayuntamiento de Berlín, Andreas Geisel.

- Ataque con camión -

Las autoridades alemanas están en estado de alerta debido a la amenaza islamista que se cierne sobre el país, sobre todo desde el atentado perpetrado en 2016 en Berlín por el Estado Islámico (EI), con un camión que embistió a varias personas y dejó 12 muertos.

Este ataque yihadista es el más cruento cometido en territorio alemán.

Desde entonces, las autoridades abortaron una decena de intentos de atentados, dos de ellos en noviembre de 2019.

Desde 2013, el número de islamistas considerados peligrosos en Alemania se multiplicó por cinco y actualmente ronda los 680.

La canciller alemana, Angela Merkel, ha sido acusada a menudo por la extrema derecha de haber contribuido a estos atentados al haber abierto sus fronteras a centenares de miles de refugiados y migrantes desde 2015.

ys-ylf/ial/bc/jz/mb