Programación: proceso de diseño, codificación, depuración y creación del código fuente de un programa computacional. Informática y algorítmica, la programación es para la ciencia de la computación el taller, la cocina, el núcleo, el germen. Y los programadores, los hacedores de la magia de los softwares. En Argentina hay carreras universitarias, tecnicaturas y cursos de programación. En Suecia hay otro plan. Quieren formar niños trilingües: idioma nativo, idioma global e idioma digital.

La misión es incluir a la programación informática en la currícula escolar del nivel inicial: oficializar su condición de nuevo lenguaje, incorporado a la vida diaria contemporánea. Esta iniciativa sueca se basa en la búsqueda por admitir, asimilar y dominar el impacto de la tecnología en todas las escalas de la vida. Y postula a la educación como canal de integración al paradigma tecnológico.

La programación como instrumento de formación primaria se anexará al plan de educación a partir de junio de 2018. Empezará a regir desde primer grado en adelante, con un presupuesto aún no develado. Corresponderá al "contenido básico" de la educación inicial: se integrará a la dinámica escolar mediante clases de matemática y tecnología. Los niños aprenderán a entender la función de los algoritmos, a crearlos, a mejorarlos y a presentarlos como solución de problemas matemáticos. Y se formarán en control, manipulación, diseño y desarrollo de técnicas tecnológicas al servicio de la programación.

La programación como instrumento de formación primaria se anexará al plan de educación a partir de junio de 2018

Esta consigna innovadora forma parte de los esfuerzos del gobierno sueco para digitalizar la escolarización. El ministro de Educación sueco, Gustav Fridolin, argumentó la iniciativa con un estudio del mercado laboral: "Necesitamos más programadores. Es una habilidad que necesitará más trabajadores en el futuro. Todos estamos siendo afectados por la programación a niveles cada vez mayores". Las autoridades suecas interpretan que la digitalización está cambiando el mundo, los espacios de trabajo y la sociedad en general. Por eso aplicará esta característica distintiva en las primeras escalas de formación. "La escuela nos debe preparar para una vida en la que todos deberíamos entender cómo funciona la programación para que seamos ciudadanos conscientes y responsables", alegó el ministro.

Programación se aplicará en las escuelas suecas a partir de junio de 2018 (iStock)
Programación se aplicará en las escuelas suecas a partir de junio de 2018 (iStock)

Asa Fahlén, presidente de la Unión Nacional de Profesores del país nórdico, le da la bienvenida a la iniciativa parlamentaria pero se permite reparos. Antes de ponerlo en práctica, considera indispensable formar a los formadores. "Programación no se ha incluido nunca antes en matemática y en tecnología. El conocimiento tiene que estar primero en los maestros. La necesidad de formación es grande y debe ser prioridad".

El contraste es revelador. Argentina prolonga el conflicto salarial entre docentes y autoridades con el propósito de curar y sostener la educación tradicional. En otras partes del mundo, mientras tanto, la educación es el conducto que asimila y hospeda los cambios de paradigma de las sociedades actuales. Suecia, por ejemplo, atendió la coyuntura de invasión tecnológica y actuó a efectos de su beneficio, discusiones al margen.

La programación escondida en juegos para niños

Con el objetivo de promover la creatividad y el desarrollo de habilidades de niños, Disney Argentina exporta al mundo tutoriales de introducción infantil a la programación. Recientemente ha lanzado "Moana: una aventura con código", basada en la película de la niña aventurera, un videojuego online que incentiva el desarrollo de las primeras nociones en codificación. La aplicación hereda el éxito de "Code Baymax", inspirado en la película "Grandes Héroes", el juego más popular de la plataforma, con 400 mil visitas en el primer mes y un millón de usuarios al concluir el semestre. Según datos de la compañía, 40 millones de niños usaron los tutoriales de Disney para aprender las bases de la programación.

LEA MÁS: