El electrofitness se describe como una opción potable y exprés para verse bien (iStock)
El electrofitness se describe como una opción potable y exprés para verse bien (iStock)

El tiempo es uno de los mayores enemigos a la hora de comenzar a ejercitarse físicamente y llevar una vida activa. Es una excusa frecuente, un reparo casi impuesto de manera propia para justificar el apego a las costumbres sedentarias y a un estilo de vida que satisfaga los gustos personales, pero a la vez que es contraproducente para la salud.

Es por ello que aparecieron variantes pensadas para contemplar la recurrente falta de disponibilidad. El mundo fit se fue orientando hacia las rutinas más breves, prácticamente efímeras comparadas con las clases regulares de gimnasio. Variantes como el HIIT (los entrenamientos en intervalos de alta intensidad) que prometen dar con los resultados esperados con solo unos minutos.

Entre ellas, uno de los que creció en consideración son los entrenamientos personalizados a base de una indumentaria especial con tecnología de Estimulación Eléctrica del Músculo (EMS). La propuesta es seductora: en 20 minutos se entrenan hasta 350 músculos en forma simultánea, algo equivalente a tres extenuantes horas de gimnasio.

Los electrodos envían impulsos de corriente eléctrica sobre los músculos
Los electrodos envían impulsos de corriente eléctrica sobre los músculos

Se trata de un método que contribuye a lucir una figura mucho más esbelta, espigada y tonificada. Preferida de celebrities, los cambios que gozan aquellos que incurren en el electrofitness sorprenden, son notorios a simple vista. Y todo logrado en un período muy acotado, ya que las sesiones se componen de solo unos minutos.

Julieta García, personal trainer de Electrofitness Fit, explicó que "este entrenamiento consiste en cinco minutos de una entrada en calor, 20 minutos de una pequeña batería de ejercicios y otros cinco minutos de relajación". La especialista detalló para Infobae cómo sería una rutina habitual.

La electroestimulación se practica con rutinas que varían según los requerimientos y necesidades individuales (iStock)
La electroestimulación se practica con rutinas que varían según los requerimientos y necesidades individuales (iStock)

1. Tres saltos al cajón, con 5 segundos de sentadilla isométrica. El Box Jump es un ejercicio pliométrico, que desarrolla la fuerza explosiva y que permite quemar calorías al mismo tiempo. Se señala como caer sobre el cajón con ambas piernas al mismo tiempo, con las rodillas flexionadas para amortiguar el salto y apoyar todo el pie sobre la superficie.

2. Rotación con pivot de 4 repeticiones y sentadilla con empuje de 2 repeticiones. Es un ejercicio aeróbico adecuado para mejorar el equilibrio, la hipertrofia muscular, la resistencia y la flexibilidad. Es conveniente no utilizar un peso de la pelota medicinal superior al que se pueda soportar para no incida negativamente en la técnica.

3. Tres repeticiones de plancha dinámica y una de plancha lateral por lado. Con esta combinación se profundizará el esfuerzo en la zona abdominal. De manera rápida y ágil se desarrollará al máximo los músculos tan deseados. Siempre alinear la espalda y el cuello, y contraer el abdomen.

Como beneficio aumenta la fuerza, la resistencia y la masa muscular de todo el cuerpo, y es una alternativa para recuperarse físicamente (iStock)
Como beneficio aumenta la fuerza, la resistencia y la masa muscular de todo el cuerpo, y es una alternativa para recuperarse físicamente (iStock)

4. Trabajo de swing, seis repeticiones. Típico del Crossfit, el Kettlebell swing o balanceo con pesas rusas es un movimiento muy completo y eficiente que trabaja el core, la zona media donde se encuentran abdominales y lumbares. Es fundamental mantener la espalda recta y hacer fuerza con los glúteos, piernas y parte media del cuerpo para mantener la postura durante el balanceo.

Además, la personal trainer recomendó otros dos ejercicios ideales para cuando se quiere optimizar un buen trabajo de tren inferior.

5. Estocada con rotación: cuatro repeticiones por lado. Sirve para aumentar la fuerza del tronco inferior, ejercitando cuádriceps, glúteos y músculos del core, al tiempo que mejora el balance. Es importante no torcer las rodillas.

En poco tiempo, se convirtió en un boom entre famosos y cultores del cuerpo tonificado (iStock)
En poco tiempo, se convirtió en un boom entre famosos y cultores del cuerpo tonificado (iStock)

6. Seis repeticiones de sentadilla sumo. Con éste se acentúa el trabajo de la espalda baja y los aductores. Puntos esenciales de la técnica: mantener la espalda recta, la cabeza alta y la pesa se sujeta en agarre prono y se coloca equidistante entre las piernas.

La especialista señala la importancia de la disciplina y el esfuerzo para seguir el plan de entrenamiento "siempre acompañado de una buena alimentación e hidratación para desde un entrenamiento funcional poder cumplir con todos los objetivos".

Agradecimiento a Forza Training

LEA MÁS: