Las fotos del robo al banco en Morón: entraron a robar plata y solo se llevaron cheques rechazados

Al menos cuatro delincuentes lograron acceder, esta madrugada, a una sucursal del ICBC en busca de billetes, pero sonó la alarma y debieron escapar

Guardar

Nuevo

El grupo de ladrones dentro de la sucursal de ICBC en Morón
El grupo de ladrones dentro de la sucursal de ICBC en Morón

Ayer lunes por la noche, un grupo comando de ladrones logró ingresar a una sucursal del banco ICBC de Morón, cuando la entidad aún tenía las puertas cerradas.

El grupo de ladrones no necesitó un plan para ingresar al banco. No cavó un túnel ni simuló una toma de rehenes para distraer a policías de la Bonaerense. Tampoco contó con el histrionismo de un hombre de traje gris como el jefe de orquesta de la farsa que pasaría a la historia como “el robo del siglo”.

A diferencia de aquel asalto al Banco Río de Acassuso, en el año 2005, el golpe registrado en el oeste del conurbano esta madrugada salió bastante mal: tras revolver cajas fuertes, cajones y gabinete, solo pudieron hacerse de un puñado de cheques que, encima, habían sido rechazados por el banco. Es decir, que los papeles no tenían ningún valor.

También, se llevaron documentación sin aparente utilidad.

Uno de los ladrones no llevaba guantes
Uno de los ladrones no llevaba guantes

Para colmo, quedaron registrados a cara descubierta por las cámaras de seguridad, pese a que llevaban gorras y puesta la capucha de sus buzos para cubrirse de las lentes. Fueron, además, captados por las cámaras exteriores. Los videos ya están en manos del fiscal Pablo Masferrer, titular de la UFI N°1 de Morón, a cargo de esclarecer el caso. Los delincuentes, salvo uno de ellos, llevaban guantes.

¿Podría haber sido el objetivo buscar esos cheques rechazados y la documentación? Esa posibilidad fue descartada por los responsables de la investigación. “Creemos que fueron por dinero, pero no pudieron abrir la caja, sonó la alarma y se fueron”, resumió una fuente del caso a Infobae.

En síntesis, tal equivocación solo pudo ser obra de la improvisación “de un robo al voleo”. “Puede ser que vieron la oportunidad y entraron”, indicó. Aunque manejan otra hipótesis: “Pueden haber tenido un dato. Nos llama la atención que ingresaron de forma tan simple”, agregó el investigador.

Los investigadores encontraron rastros en el paredón por el que habrían ingresado
Los investigadores encontraron rastros en el paredón por el que habrían ingresado

En el edificio, ubicado en Nuestra Señora del Buen Viaje al 700, todavía trabajan efectivos de Policía Científica que buscan obtener pistas sobre las identidades de los cuatro asaltantes a través de huellas dactilares.

Según se puede apreciar en una de las imágenes, uno de ellos manipuló la puerta de una caja fuerte sin la cobertura de los guantes, que sí llevaban sus cómplices. Aún se desconoce si los agentes lograron levantar algún rastro.

Los delincuentes se movieron con libertad hasta que sonó la alarma
Los delincuentes se movieron con libertad hasta que sonó la alarma

Al mismo tiempo, los efectivos trabajaron en la reconstrucción del método de ingreso. Según pudieron observar, saltaron por un paredón de la parte trasera del banco, que da a un estacionamiento. Incluso, los detectives notaron huellas de pisadas en la pared, signo de escalamiento. Luego, se colgaron al techo y bajaron al primer piso de la entidad financiera por medio de una linga o soga, tal como describió La Realidad On Line.

Una vez allí, con una barreta forzaron una reja que conduce a un balcón ventana, por dónde, finalmente, lograron acceder al interior y moverse con libertad por la zona de cajas de seguridad, gabinetes de los empleados y el sector de cajas.

Por el momento, los protagonistas del atraco no fueron identificados, pero son intensamente buscados.