Video: impresionante persecución y tiroteo entre dos motochorros y un policía de La Plata

Ocurrió en la localidad de Tolosa. Los dos delincuentes, que le robaron un celular a una joven, fueron detenidos. Uno de ellos tiene un amplio prontuario

Compartir
Compartir articulo
Así fue la persecución y el tiroteo

La localidad platense de Tolosa fue escenario de una cinematográfica persecución y un tiroteo que tuvo como protagonistas a dos motochorros y a un efectivo de la Policía de la Provincia de Buenos Aires. La secuencia, que fue registrada por la cámara que llevaba puesta el oficial en su uniforme, se extendió a lo largo de varias cuadras y finalizó luego de que uno de los ladrones cayera al piso. El cómplice escapó pero fue detenido horas después.

Fuentes policiales indicaron a Infobae que todo comenzó luego de la denuncia de una joven de 23 años que dijo que dos delincuentes a bordo de una moto marca “Rouser” de color roja y blanca le habían robado el celular a punta de pistola, mientras caminaba por la esquina de las calles 529 y 119, en Tolosa. La víctima, además, aportó las característica físicas de los delincuentes.

A los pocos minutos, un policía motorizado de la Comisaría 6º logró observar a los sospechosos en la esquina de las calles 528 y 117. Intentó detenerlos, pero en ese momento uno de los motochorros exhibió un arma, le apuntó al agente y aceleraron para escapar.

Talesa y Leguizamón, los dos delincuentes detenidos
Talesa y Leguizamón, los dos delincuentes detenidos

El uniformado comenzó a perseguirlos sin imaginar que los ladrones, pese a circular a toda velocidad, iban dispararle a las pocas cuadras. Estaban dispuestos a todo, de acuerdo con lo que se en el video al que también accedió este medio.

El seguimiento del policía se hizo a distancia, aunque sin perderlos de vista, ya que sabía que tenían en su poder al menos un arma de fuego. El tiroteo fue creciendo con los segundos. El oficial repelió el ataque con su arma reglamentaria mientras que al mismo tiempo pidió refuerzos. Finalmente, tras girar en la calle 122, el ladrón que iba como acompañante cayó al piso, mientras que el cómplice siguió su camino.

El policía, al ver la situación, detuvo su marcha y redujo al sospechoso en el piso. Pero la secuencia no terminó ahí. Mientras trataba de concretar el arresto y esperaba los refuerzos, el oficial vio cómo el cómplice que todavía seguía libre quiso volver en la moto a rescatar a su compañero caído. En ese momento, el agente empuñó su arma reglamentaria y trató de resguardarse porque temía que podría desatarse otra balacera, ya que el conductor de la moto le apuntó con otra arma. En el medio nunca dejó de retener el motochorro que ya tenía bajo control. Por fortuna, no hubo más tiros.

Llevá la moto, llevá la moto pa´mi casa”, le gritó el ladrón desde el piso a su cómplice e hizo que se diera vuelta y huyera. A los pocos segundos apareció en escena una camioneta de la Policía. Hasta ese momento, sólo uno había sido detenido.

Se trataba de Alexis Gabriel Talesa, un joven de 24 años con domicilio en Punta Lara y con un amplio prontuario. Según indicaron las fuentes consultadas por este medio, tiene siete expedientes en su contra, labrados entre el 2017 y el 2022. Los delitos: daño y desobediencia, robo agravado, robo, robo calificado, amenazas agravadas, lesiones y resistencia a la autoridad. Sólo restaba dar con el conductor de la moto.

Tras una rápida investigación, los detectives lograron identificarlo. Es Jonathan Nahuel Leguizamón, un hombre de 30 años con domicilio en la localidad de Ensenada, también en el partido de La Plata. Con el dato, la Justicia ordenó una serie de allanamientos para tratar de dar con él. En total fueron tres los procedimientos. En dos obtuvieron resultados positivos.

El arma que le encontraron a los delincuentes
El arma que le encontraron a los delincuentes

Además de dar con Leguizamón, los detectives detuvieron también a un tercer sospechoso acusado de pertenecer a la misma banda. Su rol, aparentemente, era recibir en su casa los objetos robados. Se trata de Federico Alfredo Barrios, un joven de 19 que para los investigadores actuaba como encubridor.

La causa fue calificada como robo calificado por el uso de arma de fuego en grado de tentativa y resistencia a la autoridad. En el operativo secuestraron una pistola calibre 22 larga, con la numeración suprimida, sin cargador y una munición calibre 22 en la recámara. Los motochorros quedaron a disposición de la fiscal Cecilia Corfield, titular de la UFI Nº15 del Departamento Judicial de La Plata.