Descarriló el histórico tren La Trochita en Río Negro: cuatro turistas resultaron heridos

El accidente ocurrió esta mañana entre las localidades de Mamuel Choique y Río Chico. Según medios locales, las personas afectadas son de nacionalidad estadounidense

Compartir
Compartir articulo
Descarriló el histórico tren La Trochita en Río Negro: cuatro turistas resultaron heridos (@riomayoredes)
Descarriló el histórico tren La Trochita en Río Negro: cuatro turistas resultaron heridos (@riomayoredes)

El viejo expreso patagónico La Trochita descarriló esta mañana a la altura del kilómetro 134, en la provincia de Rio Negro. A raíz del accidente, hubo cuatro personas heridas y, según precisaron fuentes oficiales, no son de gravedad.

Dos de los pacientes registraron politraumas y fracturas, por lo que fueron trasladados al hospital de Ingeniero Jacobacci, mientras que un tercero —con fractura de pelvis e inestabilidad hemodinámica— fue llevado al hospital del Maitenes, señalaron desde el Hospital Zonal Ramón Carrillo de Bariloche.

Ambulancias de El Bolsón, Maquinchao y Comallo prestaban apoyo tras el accidente, mientras que el Sistema Integral de Atención Rionegrina de Medicina de Emergencias (Siarme) estaba a disposición para un eventual traslado aéreo si las condiciones de algún paciente lo requiriese, dadas las adversas condiciones meteorológicas.

La Trochita fue inaugurado en 1945 con vagones fabricados en el año 1922 (@riomayoredes)
La Trochita fue inaugurado en 1945 con vagones fabricados en el año 1922 (@riomayoredes)

La formación había comenzado su recorrido en Ingeniero Jacobacci y descarriló entre Mamuel Choique y Río Chico, una zona con grandes problemas de conectividad, por lo que la información escaseaba.

El presidente del Tren Patagónico, Daniel García, confirmó a Télam que “sucedió un incidente”, aclaró que “no hay heridos graves” y agregó que las personas afectadas fueron atendidas “conforme las normas establecidas para estos casos”.

Desde Protección Civil de la localidad rionegrina de San Carlos de Bariloche sostuvieron que el centenario trencito descarriló sin que “ocurriera nada grave”.

Según reportes, la formación trasladaba 53 personas y la mayoría era de un contingente de turistas norteamericanos. Según el portal rionegro.com, las cuatro personas heridas son puntualmente ciudadanos de Estados Unidos.

La Trochita, denominada así por su trocha angosta de 75 centímetros, fue inaugurado en 1945 con vagones fabricados en el año 1922, es famoso a nivel mundial como tren turístico y sus coches son considerados “reliquia”.

La formación trasladaba 53 personas y la mayoría era de un contingente de turistas norteamericanos (@riomayoredes)
La formación trasladaba 53 personas y la mayoría era de un contingente de turistas norteamericanos (@riomayoredes)

La Trochita, una huella en el desierto

La historia de “La Trochita” está ligada a un proyecto de principios del siglo XX con el fin de expandir la red ferroviaria nacional hacia la Patagonia, mediante un trayecto que llegaría al sur del Sur y que uniría el Océano con la cordillera. El arribo del tren a Ingeniero Jacobacci, en Río Negro, en 1917 fue el primer antecedente. Cinco años después, aparecen las locomotoras y los vagones, y no fue hasta 1945 que la traza sumará 402 kilómetros en un trayecto de 600 curvas para llegar finalmente a Esquel.

Durante su primer lustro de vida, el Expreso Patagónico “La Trochita” transportó carga y fue recién en 1950 cuando empezó a llevar pasajeros, constituyéndose en el medio de transporte principal de los habitantes del noroeste de Chubut. Hacia 1960 y 1970, “La Trochita” ocupó un lugar central en la vida de los pueblos cuyas estaciones visitaba en su traza y es a partir de la proliferación del transporte automotor, principalmente con los camiones y los colectivos así como la apertura de los caminos, cuando su vida útil empezó a verse comprometida.

En los tiempos del cierre de los ferrocarriles en la última década del siglo XX, la reconversión turística del expreso la mantuvo viva. Frente a la decisión nacional de prescindir del trabajo ferroviario, fueron las provincias de Río Negro y Chubut quienes decidieron apostar por su continuidad.

Un cuarto de siglo después, la vieja máquina de 1922 es un testimonio vivo de un medio de transporte central para el desarrollo nacional y particularmente para el poblado de la Patagonia. El vapor disparado al cielo desde la chimenea, sus vagones de madera, la salamandra encendida y ese andar entre candoroso y cansino, invitan todo el año a los pasajeros a conmoverse y dejarse atrapar por un pedazo de historia que sigue marchando.