El obispo Ricardo Araya, uno de los firmantes
El obispo Ricardo Araya, uno de los firmantes

En medio del debate por el aborto legal, un grupo de obispos de Córdoba difundió una dura carta abierta para pronunciarse contra el proyecto y advertir que su aprobación convertirá a la Argentina  "visible o encubiertamente en una dictadura".

"Creemos que una democracia que no respete toda vida humana se convierte visible o encubiertamente en dictadura de los que ostentan más poder, porque cuando no se respeta la vida del más débil la libertad se convierte en ocasión de dominio y arbitrariedad", afirmaron los prelados en el escrito.

En esa línea, los obispos consideraron que "cuando no se respeta la vida del más débil, la libertad se convierte en ocasión de dominio y arbitrariedad".

El obispo Adolfo Uriona
El obispo Adolfo Uriona

"Hoy vivimos en democracia. Podemos así expresarnos con libertad, e incluso peticionar a nuestros gobernantes para que tengan en cuenta los legítimos puntos de vista de los ciudadanos. Los que profesamos la fe católica, como la mayoría de los argentinos, queremos la justicia, la paz, el bien común, una vida plena y digna para todos", subrayaron los sacerdotes.

Los religiosos de la provincia mediterránea señalaron que escribieron la misiva porque sintieron que era su "deber", en el marco del debate legislativo del proyecto que plantea la legalización del aborto hasta la semana 14 de gestación y se se votará en el Senado el próximo 8 de agosto.

"Reconocemos, ante todo, la oportunidad de incluir expresamente la objeción de conciencia institucional. Insólitamente, la ley con media sanción, mientras admite, aun con incomprensibles restricciones, la objeción individual, prohíbe taxativamente la objeción institucional. Creemos que la propuesta de los senadores cordobeses es un aporte importante en esta delicada materia, pero resulta insuficiente", aseguraron los obispos.

Carlos Náñez, otro de los obispos que firmó el escrito
Carlos Náñez, otro de los obispos que firmó el escrito

Al respecto, remarcaron que les parece "desacertado el voto de los senadores" a favor del proyecto.

"Es más, consideramos que no expresa ni el sentir de muchos cordobeses, ni el rico cimiento jurídico a favor de la vida de nuestra Constitución Provincial", expresaron.

Y agregaron: "El contexto hace que llegue tarde y no resuelva el tema de fondo, en sus dos vertientes: en primer lugar, cómo acompañar el drama de las mujeres que han sufrido violencia o abandono, y que viven un embarazo no querido; en segundo lugar, y es lo más decisivo, cómo legitimar la injustificable muerte de un inocente".

La carta estuvo firmada por los obispos cordobeses Carlos Ñáñez, Adolfo Uriona, Sergio Buenaventura, Samuel Jofre, Ricardo Araya, Gustavo Zurbriggen, Ricardo Seirutti y Pedro Torres.

Con información de NA