Además del Popocatépetl cuál es el otro volcán más peligroso de México

Los registros del gobierno federal indican que esta montaña situada en el cinturón de fuego ha tenido más erupciones que “Don Goyo”

Compartir
Compartir articulo
Exposición Moderada del Volcán de Colima.
Exposición Moderada del Volcán de Colima.

El volcán Popocatépetl ha incrementado su actividad en lo que va de 2024 y a través de grandes fumarolas la ceniza volcánica se ha dispersado por estados como Puebla y Morelos, razón por la cual las poblaciones alrededor de “Don Goyo” se mantienen alertas, mientras tanto la Coordinación Nacional de Protección Civil informó que se mantiene el nivel de Alerta amarilla fase 2, lo cual no representa un riesgo mayor.

El cinturón de fuego atraviesa buena parte del territorio mexicano, por lo tanto existen alrededor de decenas de volcanes activos en nuestro país. Entre los más conocidos y activos se encuentran el Popocatépetl y el Volcán de Fuego en Colima.

Así, “Don Goyo” no es el único que anda particularmente activo en las últimas semanas, pues el Volcán de Colima, también conocido como el “Volcán de fuego”, no se ha quedado atrás en cuanto a actividad y en los últimos días también emitió algunas fumarolas de vapor, razón por la cual también se encuentra en semáforo amarillo.

Hay que recordar que en julio de 2015, el Volcán de Colima registró una erupción, cuando expulsó grandes cantidades de ceniza y material incandescente, afectando a las comunidades cercanas.

Usuarios difunden la reciente actividad del volcán. Crédito: X @rainmaker1973

Ubicado entre los límites de Colima y Jalisco, es uno de los más activos no sólo de México, sino de América del Norte.Según los registros, cuenta con 25 erupciones en el periodo de 1560 a 1991.

Por su parte, el Popocatépetl se encuentra en actividad intensa desde 1994, manteniendo en alerta a Puebla, Morelos y Estado de México. Protección Civil del gobierno federal señala que esta montaña ha tenido una actividad moderada entre 1347 y 1920. Su fase explosiva mayor ocurrió en 1539 y 1720.

La última erupción significativa del volcán Popocatépetl ocurrió el 17 de marzo de 2023, durante la cual se reportó emisión de ceniza y material volcánico, afectando a las comunidades cercanas y provocando alertas en la zona.

A la par de estos colosos, los volcanes Chichón y Tacaná, ubicados en la frontera sur de Chiapas con Guatemala, también representan un riesgo serio debido a la actividad continua, aunque no alcanzan los niveles de “Don Goyo” y el “Volcán de Fuego.

El Volcán de Colima es el más activo de México. Foto:
Cuartoscuro
El Volcán de Colima es el más activo de México. Foto: Cuartoscuro

Situado en Veracruz, el Pico de Orizaba, o Citlaltépetl, es uno de los volcanes más importantes, no sólo por su colosal altura que lo convierte en la montaña más grande de México, sino por su actividad, pues sus erupciones se registraron en 1533, 1539, 1545, 1566, 1569, 1589, 1687, 1846, 1613, 1864 y  1867.

El Popo causó estragos en vuelos

El Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México suspendió este 28 de febrero 22 vuelos debido a un incremento en la actividad del Popocatépetl, situado a unos 72 kilómetros de la Ciudad de México.

Este evento ocurrió este martes y afectó tanto a vuelos nacionales como internacionales, provocando una revisión de seguridad aérea ante la presencia de cenizas volcánicas encontradas en las aeronaves.

Así se aprecia la actividad del Volcán Popocatépetl, México 28 de febrero 2024. Crédito: X @Diegoxx_YT

El Popo ha visto un aumento significativo en su actividad volcánica, lo cual ha resultado en la expulsión de materiales piroclásticos que afectaron directamente las operaciones aéreas.

Este no es el primer evento de este tipo en el año; en mayo de 2023, Don Goyo registró un pico en su actividad, lanzando una significativa cantidad de ceniza al aire.

Las autoridades respondieron aumentando el nivel de alerta a la tercera fase de alerta amarilla, sugiriendo precaución y preparación ante posibles escenarios adversos. Este tipo de fenómenos naturales pone de manifiesto la importancia de contar con protocolos de seguridad y seguimiento detallado de la actividad volcánica, para reducir los impactos en las infraestructuras críticas y garantizar la seguridad de la población local y visitantes.