Esta es la razón por la que la Selección Mexicana cambió de rival dos veces en el sorteo de Copa América 2024

El conjunto tricolor tuvo que esperar unos minutos para conocer a su verdadero oponente para su debut en el torneo

Compartir
Compartir articulo
La Selección Mexicana tuvo que enfrentarse a un cambio de rival en dos ocasiones durante el Sorteo de Copa América 2023.
La Selección Mexicana tuvo que enfrentarse a un cambio de rival en dos ocasiones durante el Sorteo de Copa América 2023.

La Selección Mexicana ya conoce a los rivales que enfrentará en la Copa América 2024 luego del sorteo realizado en Miami, Florida, siendo colocado en el Grupo B junto a Ecuador, Venezuela y Jamaica, sin embargo, el acomodo del último bombo generó un poco de confusión entre el público tras cambiar de oponente en tres ocasiones.

El conjunto dirigido por Jaime Lozano fue colocado como cabeza de serie gracias a que son el vigente campeón de la Copa Oro, por lo que ya conocía desde un principio el sector que ocuparía, teniendo que esperar por el resto del evento para determinar a sus contrincantes.

Venezuela fue el primer rival que salió dentro del sorteo, mismo que se encontraba colocado en el Bombo 2; el segundo oponente fue Ecuador, el cual se encontraba en el Bombo 3. Las complicaciones llegaron cuando se eligió al último rival en el Grupo B, debido a que en un principio se había colocado Bolivia, siendo cambiado después por la Selección que clasifique como Concacaf 6 y finalmente se quedó Jamaica.

Por qué ocurrió la confusión en el sorteo de Copa América 2024

Al inicio del sorteo se habían indicado las reglas que se obedecerían para el acomodo de las selecciones participantes en cada uno de los grupos. La explicación dada por los organizadores fue que no podía haber más de tres equipos de Conmebol ni más de dos de Concacaf en un mismo sector.

Los organizadores tuvieron una confusión durante la presentación de las selecciones del Bombo 4.. (AP Foto/Lynne Sladky)
Los organizadores tuvieron una confusión durante la presentación de las selecciones del Bombo 4.. (AP Foto/Lynne Sladky)

Antes de que se sacarán los equipos del Bombo 4 ya estaba listo el panorama, Bolivia estaría obligado a ser colocado en el grupo C al ser el único combinado sudamericano restante, en donde ya se localizaban Estados Unidos, Uruguay y Panamá, es decir, ya había dos equipos de Concacaf, siendo los bolivianos quienes tendrían que hacerle compañía a los Charrúas.

El grupo A y el D ya tenían tres conjuntos de Conmebol y la regla impedía que una selección de Concacaf fue colocada en el sector C. Sin embargo, cuando Bolivia salió en el sorteo, existió confusión en los presentadores quienes lo ubicaron en el grupo de México, sin percatarse de lo que ocurriría en los demás lugares.

Luego de darse cuenta del error, otra confusión provocó que en el grupo B fuera colocado la selección de Concacaf 6, misma que saldrá del repechaje entre Costa Rica y Honduras, pero de acuerdo con el sorteo, Jamaica había salido primero por lo que se volvió a mover nuevamente el orden de los grupos.

Estos son los rivales de la selección mexicana para la Copa América 2024 (Twitter/ @miseleccionmx)
Estos son los rivales de la selección mexicana para la Copa América 2024 (Twitter/ @miseleccionmx)

Al final, los Reggae Boyz se ubicaron en el Grupo B, Bolivia quedó en el C como estaba presupuestado inicialmente y Concacaf 6 terminó en el sector D. Con lo cual todo se logró acomodar de manera perfecta y se respetaron las reglas que se había establecido antes del sorteo.

La cuenta oficial de la Selección Mexicana no dudo en reaccionar a lo sucedido, tomando con humor lo acontecido con el cambio de rivales. “Que siempre no... ¡Nuestro último acompañante en el Grupo B es Jamaica”, compartió el conjunto Tricolor luego de que se acomodaron las cosas.

Será justo ante el conjunto jamaiquino contra quien debutará la escuadra azteca el próximo 22 de junio en el NRG Stadium, en Houston. El segundo duelo será el 26 de junio frente a Venezuela en el SoFi Stadium y cerrará la fase de grupos ante Ecuador, el 30 de junio en el State Farm Stadium.