CNTE rechazó utilizar los nuevos libros de la SEP; profesores usarán cuadernillos propios

Secciones de Chiapas, CDMX y Oaxaca se rebelaron contra el modelo educativo de la 4T, por carecer de elementos científicos, aseguraron

Compartir
Compartir articulo
(Foto: Cuartoscuro)
(Foto: Cuartoscuro)

La polémica sobre los nuevos libros de texto gratuitos de la Secretaría de Educación Pública (SEP) no cesa. Y es que la sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), en Oaxaca, informó que no hará uso de dicho material para el ciclo escolar 2023-2024.

Jenny Aracely Pérez, lideresa del sindicato de profesores, adelantó que harán valer su propio modelo educativo y calendario alternativo, al cual le llaman “Plan de Transformación de Educación”. Sin embargo, este primero deberá ser aprobado en los próximos días por el Congreso estatal.

En este sentido, entregarán a las 13 mil escuelas de educación básica de la entidad sus cuadernillos educativos elaborados por sus propios pedagogos.

En cuanto al calendario, se contemplan 200 días de clases, festejos y asuetos diferentes al oficial. Este iniciará cuatro días antes que en el establecido por la SEP, el 28 de agosto.

Además, se tiene previsto periodos vacacionales en diciembre, enero, marzo y abril del 2024.

También, se conmemorarán fechas relevantes para el magisterio oaxaqueño como el 14 de junio, día de la revuelta social del 2006, y las “batallas épicas”, como un día para recordar la masacre de Nochixtlán.

Por su parte, este 1 de agosto, Pedro Hernández, líder de la sección 9 de la Ciudad de México, explicó que están en contra de dichos libros porque estos deben contener los elementos científicos y de formación para los estudiantes, y aseguró esto no ocurre actualmente.

Afirmó que representan una “imposición”, pues señaló que para modificarlos debieron participar maestros, padres de familia y especialistas en pedagogía.

(Foto: SEP)
(Foto: SEP)

“Falta conocer más de fondo la dinámica que plantean ahora con estos libros que cambian radicalmente la concepción que se tenía de libros por asignatura. Ahora se privilegia lo que se señala como proyectos de aula, escuela, comunitario”, dijo.

De igual forma, Isael González Vázquez, líder de la Sección 7 en Chiapas, dio a conocer que en los próximos 14, 15 y 16 de agosto, se realizará en ese estado una Comunidad Pedagógica Crítica y Popular, en la que determinarán si se entregan o no los libros a los estudiantes de dicha entidad.

“Si el análisis arroja que hay que rechazar los libros lo tendremos que hacer”

Sostuvo que en gobiernos anteriores, también se excluyó a los maestros en la construcción de los contenidos de los libros de texto:

“Con esto, se repitieron patrones de gobiernos: no consultar directamente a los principales agentes educativos, como los maestros, estudiantes y a los padres de familia”, subrayó.

Padres de familia en incertidumbre

(Foto: Cuartoscuro)
(Foto: Cuartoscuro)

A un mes de iniciar el ciclo escolar, padres y madres de familia han manifestado su preocupación por lo que pasará con las clases si la distribución de los libros se cancela.

La incertidumbre tiene origen en la resolución de una jueza federal que ordena a la SEP suspender la entrega de los ejemplares si no comprueba que siguió el procedimiento legal para su creación y que los contenidos se basan en los planes de estudio vigentes.

Al respecto, el presidente Andrés Manuel López Obrador declaró que no existe impedimento legal para continuar la distribución de los libros y la SEP informó que ha atendido las solicitudes judiciales.

Sin embargo, las familias y los docentes mantienen las dudas, pues el juicio de amparo que llevó a la suspensión, promovido por la Unión Nacional de Padres de Familia (UNPF), no ha concluido.

Pero el fallo de Yadira Medina Alcántara, jueza del Juzgado Tercero de Distrito en Materia Administrativa de la Ciudad de México, subraya que el amparo no impide que las y los alumnos reciban los materiales educativos.

“No suspende ni debe impedir la edición y entrega oportuna de los libros de texto para el periodo 2023-2024 que sean acordes con los programas y planes de estudio”, expone en la resolución judicial.