Amber Heard: el escándalo con Johnny Depp, su romance con Elon Musk y el caso de contrabando de perros

La actriz se casó con uno de los actores más codiciados del planeta, unión que concluyó en uno de los juicios más resonantes de Hollywood. En tanto, el entorno del creador de Tesla la definió como “caótica malvada” y “tóxica”. Su misteriosa maternidad y su sexualidad ambigua. Amber Heard, cumple 38 años. Una carrera con más escándalos que éxitos

Guardar

Nuevo

Amber Laura Heard nació el 22 de abril de 1986 en Austin, Texas (Reuters/Tom Brenner/File Photo)
Amber Laura Heard nació el 22 de abril de 1986 en Austin, Texas (Reuters/Tom Brenner/File Photo)

“He trabajado muy duro para aportar algo más a los papeles de ‘chica guapa’ a lo largo de los años. Lo considero un desafío”, le había dicho a la revista Elle. Tan a pecho se tomó el reto que en los últimos años, Amber Heard está en todas las noticias por su complicada relación con Johnny Depp, su romance con Elon Musk, su contrabando de perros y su fama de maltratadora.

Contrabando de mascotas

Amber Laura Heard nació el 22 de abril de 1986 en Austin, Texas. Aunque comenzó como modelo, pronto se las rebuscó para dar un salto. “Mi padre me convenció para que tomara clases de actuación y mi primer agente en Austin las pagó. Siempre quise ser actriz. Lo hice en la escuela secundaria y me enamoré, pero la industria del modelaje me distrajo porque quería viajar y salir de mi ciudad natal. Era el billete más fácil”, dijo sobre la transición del modelaje a la actuación.

Después de cuatro años de conocerse en el set de Diario de un seductor (2011), Amber Heard y Johnny Depp se casaron, pero los problemas llegaron apenas unos meses después. Según BBC News, la pareja viajó a Australia en mayo del 2015, sin declarar a los funcionarios de aduana a sus dos Yorkshire terriers, Pistol y Boo.

Australia tiene estrictas leyes sobre la importación de animales, y el ministro de Agricultura del país, Barnaby Joyce, no lo permitió. Joyce puso un ultimátum, según informó The Guardian: Los perros debían regresar a Estados Unidos en un plazo de 72 horas o se les aplicaría la eutanasia. Joyce dijo que “es hora de que Pistol y Boo se vayan a Estados Unidos”. Justo antes de expirar el plazo, las mascotas volvieron a casa. Aunque Depp no se enfrentó a las consecuencias del caso, Heard sí lo hizo. Según CNN, le imputaron dos cargos por importación ilegal de animales y un cargo por presentar a sabiendas un documento falso o engañoso. Al año siguiente, Heard se declaró culpable de los cargos relacionados con el documento falso, mientras que las otras acusaciones fueron retiradas.

El contrabando de perros no fue el único escándalo del matrimonio de Heard y Depp. Según la cronología de su relación hecha por E! News, la pareja -que tenía 22 años de diferencia de edad- se separó en mayo del 2016, y su divorcio se concretó en diciembre del mismo año (Todd Williamson/Getty Images for Art of Elysium)
El contrabando de perros no fue el único escándalo del matrimonio de Heard y Depp. Según la cronología de su relación hecha por E! News, la pareja -que tenía 22 años de diferencia de edad- se separó en mayo del 2016, y su divorcio se concretó en diciembre del mismo año (Todd Williamson/Getty Images for Art of Elysium)

Heard vs. Depp

El contrabando de perros no fue el único escándalo del matrimonio de Heard y Depp. Según la cronología de su relación hecha por E! News, la pareja -que tenía 22 años de diferencia de edad- se separó en mayo del 2016, y su divorcio se concretó en diciembre del mismo año. Pero días después de solicitar la separación legal, Heard pidió una orden de alejamiento contra Depp, alegando que fue víctima de violencia doméstica. En su comparecencia ante el tribunal, Heard afirmó que, en todo el matrimonio soportó “un excesivo abuso emocional, verbal y físico por parte de Johnny”. Entretanto, aparecieron fotos de su rostro con moretones. Mientras tanto, Depp negaba las denuncias. En diciembre del 2018, en un artículo para Washington Post, Heard contó sus presuntas experiencias como víctima de abuso doméstico, pero no mencionó explícitamente a Depp por su nombre. Más tarde, su ex esposo demandó por 50 millones de dólares en respuesta, lo que llevó a Heard a presentar una moción para desestimar el caso, en el que afirmó que fue empujada, asfixiada y golpeada por la estrella de Piratas del Caribe en varios presuntos incidentes. Alegando que Depp sufría un cambio de personalidad a lo Jekyll y Hyde y “se convertía en una persona totalmente diferente”, añadió: “Llamábamos a esa versión de Johnny, ‘el monstruo’”.

Johnny Depp siempre negó las acusaciones de violencia doméstica presentadas contra él por Amber Heard. En marzo del 2019 demandó a su ex por difamación, solicitando la suma de 50 millones de dólares por daños y perjuicios, en la que describió el artículo de opinión de Heard en Washington Post como parte de su “elaborado engaño”. Si bien Depp no fue nombrado en el artículo, los documentos legales afirmaron que dependía “de la premisa central de que la señora Heard era una víctima de abuso doméstico y que Depp perpetró la violencia doméstica contra ella”. Afirmando que la motivación de Heard era “avanzar en su carrera”, Depp declaró: “Ella me golpeó, dio puñetazos y patadas. También lanzó repetida y frecuentemente objetos contra mi cuerpo y mi cabeza”.

En el 2020, se filtró una grabación de audio del 2015 a través de Daily Mail que reveló que Heard presuntamente decía a Depp: “Maldita sea, te estaba pegando… No te di un puñetazo, te estaba pegando”. Ese mes de marzo, la moción de Heard para desestimar la demanda de Depp fue denegada. En medio de estas polémicas acusaciones, los fans que apoyaban a Depp exigieron que Heard fuera apartada de su papel de la reina Mera en Aquaman 2 a través de una petición en Change.org con más de 405.000 firmas. Pero la actriz continuó vinculada a la película.

Finalmente, Johnny Depp ganó la demanda por difamación contra su ex esposa, aunque el jurado también le dio parte de razón a ella. El jurado llegó al veredicto de forma unánime y decidió que la actriz debía pagar 15 millones de dólares al protagonista de Piratas del Caribe. Pero, por la difamación que cometió el abogado de Depp, Adam Waldman, el jurado determinó que Heard debió recibir una compensación de 2 millones. “La montaña de evidencia no fue suficiente para hacer frente al poder y la influencia desproporcionada de mi ex esposo - comentó a BBC -. Estoy aún más decepcionada por lo que este veredicto significa para otras mujeres. Es un revés. Hace retroceder el reloj a un momento en el que una mujer que habla y denuncia puede ser avergonzada y humillada públicamente. Hace retroceder la idea de que la violencia contra las mujeres debe tomarse en serio”.

Johnny Depp ganó la demanda por difamación contra su ex esposa, aunque el jurado también le dio parte de razón a ella. El jurado llegó al veredicto de forma unánime y decidió que la actriz debía pagar 15 millones de dólares al protagonista de Piratas del Caribe (Gettyimages)
Johnny Depp ganó la demanda por difamación contra su ex esposa, aunque el jurado también le dio parte de razón a ella. El jurado llegó al veredicto de forma unánime y decidió que la actriz debía pagar 15 millones de dólares al protagonista de Piratas del Caribe (Gettyimages)

Sexualidad sin etiquetas

Amber Heard mantuvo relaciones sentimentales con hombres y mujeres en su vida, pero admitió que no estaba preparada para la conmoción y los titulares que se produjeron cuando se abrió casualmente sobre su sexualidad en los Premios GLAAD del 2010. Años después, dijo a los periodistas en el segundo evento anual de The Economist sobre el foro Pride and Prejudice (Orgullo y prejuicio) que “solo fui honesta. Me di cuenta por la mirada de esta persona de que era un gran problema. Mi pobre publicista. Entonces entendí la gravedad de lo que hice y por qué tanta gente -ejecutivos de estudios, agentes, asesores- no quería que esto apareciera ante mi nombre”.

Pero a Heard le molestó que la etiquetaran como bisexual. Lo explicó en una entrevista con Allure en el 2017. “No me identifico como nada. Soy una persona. Me gusta quien me gusta”. Dicho esto, pasó a revelar cómo le advirtieron que hacer pública su fluidez sexual haría que su carrera cayera en picada, “Todos decían, ‘lo estás tirando todo por la borda. No puedes hacer esto a tu carrera’. Y yo dije, ‘No puedo hacer esto de otra manera. Mírame’. No salí. Nunca estuve dentro”.

¿Una chica violenta?

Mucho antes de sus acusaciones contra su ex esposo Johnny Depp , Amber Heard tuvo una experiencia anterior de violencia doméstica. Pero en ese incidente anterior, ella era la presunta agresora, no la víctima. Según un informe de USA Today, Heard fue en septiembre del 2009, cuando la actriz y su entonces novia, la artista Tasya van Ree, tuvieron una discusión en el aeropuerto internacional de Seattle-Tacoma. Las cosas se tornaron físicas cuando Heard agarró y golpeó el brazo de Van Ree, y luego fue detenida por un delito menor de agresión en cuarto grado. Pero los fiscales no presentaron cargos cuando compareció ante el tribunal al día siguiente.

Cuando la historia resurgió siete años después, Van Ree emitió un comunicado en defensa de su famosa ex, afirmando que Heard fue acusada “injustamente” cuando los agentes que realizaron el arresto, “malinterpretaron y sobredimensionaron” su pelea. También alegó que la ex pareja experimentó las -en sus palabras- “actitudes misóginas de los agentes encargados de la detención hacia nosotras, que más tarde parecieron ser homófobas cuando descubrieron que éramos parejas de hecho y no sólo amigas”. Van Ree continuó, “Es lamentable que la dignidad y la historia de Amber se pongan en duda una vez más. Compartimos 5 años maravillosos juntas y seguimos estando unidas hasta el día de hoy”.

Según Daily Mail, a Heard se la relacionó con la directora de fotografía Bianca Butti en enero del 2020 (Reuters/Toby Melville)
Según Daily Mail, a Heard se la relacionó con la directora de fotografía Bianca Butti en enero del 2020 (Reuters/Toby Melville)

Una relación detrás de las cámaras

Aunque su vida amorosa suele ser de alto perfil, Amber Heard tuvo una breve relación con alguien tras bastidores en la pandemia de coronavirus. Según Daily Mail, a Heard se la relacionó con la directora de fotografía Bianca Butti en enero del 2020, luego de que fueran vistas besándose en Palm Springs y luego paseando agarradas del brazo en San Diego. Días después, incluso parece que asistieron juntas a una marcha de mujeres.

Dos meses después, Heard sugirió que estaba en cuarentena con Butti. Publicó un video aparentemente tomado por Butti en su patio, y mencionó el distanciamiento social en el pie de foto. La revista People informó de que la ex pareja incluso era vista a menudo junta en tiendas. Estuvieron juntas en momentos vitales, ya que durante su relación, Heard fue madre. Además, Butti volvía a luchar contra el cáncer de mama en ese momento. A pesar de compartir experiencias, en diciembre del 2021 la pareja se separó.

Romance con Elon

Una nueva biografía de Elon Musk llama a Amber Heard desde “caótica malvada” a “tóxica”. Además de su breve matrimonio con Johnny Depp, Amber Heard también estuvo involucrada en otra relación de alto perfil con el multimillonario fundador de Tesla, Elon Musk. Según Amber, ella y Elon empezaron a hablar en la Met Gala 2016. Heard dijo sobre su primer encuentro que “parecía todo un caballero. Fue muy amable. Se sentó en una mesa cercana y llegamos a hablar esa noche y finalmente nos hicimos amigos”. Amber y Elon terminaron saliendo antes de romper por primera vez en el 2017. La pareja intentó reavivar su romance antes de romper definitivamente en el 2018. Mientras hablaba de su ruptura con Musk, la actriz dijo a The Hollywood Reporter que con Elon tuvieron “una hermosa relación, y ahora tenemos una hermosa amistad, una que se basa en nuestros valores fundamentales”.

Aunque Elon Musk se mantiene cordial cuando habla de Amber, sus más allegados no temen contenerse. En la biografía de Walter Isaacson, titulada Elon Musk, el hermano de Elon, Kimbal, declaró lo siguiente sobre ella: “Era tan tóxica. Una pesadilla”. Mientras tanto, el jefe de personal de Elon dijo a Isaacson que “Ella era como el Joker en Batman. No tenía más objetivo que el caos. Ella prospera desestabilizando todo”. Isaacson también detalló las tumultuosas peleas de ellos, que incluyeron que la actriz se encerrara en una habitación y afirmara que tenía miedo de ser atacada. Kimbal llegó a decir al biógrafo de su hermano que Heard ”es realmente una muy buena actriz por lo que vas a decir cosas como, ‘Wow, tal vez te está diciendo la verdad’, pero no es así”. Además, la ex novia de Elon, Grimes, que también es la madre de tres de sus hijos, comparó a Amber con un personaje de Calabozos y Dragones, llamándola “caótica malvada”.

Una nueva biografía de Elon Musk llama a Amber Heard desde “caótica malvada” a “tóxica”
Una nueva biografía de Elon Musk llama a Amber Heard desde “caótica malvada” a “tóxica”

La relación de Elon y Amber comenzó de forma poco clara, ya que ella aún estaba casada con Johnny Depp cuando conoció al fundador de Tesla. Durante la batalla legal, Johnny acusó a su ex esposa de tener una aventura con Elon sólo un mes después de casarse. Según la demanda, el actor alegó que Elon visitó a su entonces esposa a altas horas de la noche en su departamento de Los Ángeles en varias ocasiones. Y también alegó que durante una de las visitas de Elon, Amber fue vista con moretones en la cara. Durante la demanda de Johnny contra The Sun en el 2020, una empleada de su edificio declaró que había visto a Amber con marcas en el cuerpo a mediados del 2016. La empleada también dijo que vio a Elon salir del edificio justo antes de ver a la actriz con moretones en el cuerpo. Posteriormente, Elon tomó Twitter para refutar las afirmaciones de que visitó a Amber mientras ella y Johnny estaban juntos. “Esto es falso. El equipo de JD sacó ‘pruebas de video’, pero convenientemente excluyó la marca de la fecha, ya que fue mucho después de que JD y AH se hubieran separado”.

En abril del 2021, Amber Heard repentinamente se convirtió en madre, dando la bienvenida a su hija Oonagh Paige a través de un vientre de alquiler. La actriz compartió en Instagram: “Hace cuatro años decidí que quería tener un hijo. Quería hacerlo en mis propios términos. Ahora me doy cuenta de lo radical que es para nosotras, las mujeres, plantearnos así una de las partes más fundamentales de nuestro destino. Espero que lleguemos a un punto en el que esté normalizado no querer un anillo para tener una cuna”. Aunque ella guardó silencio sobre la identidad del padre de su hija, Radar informó que ella y Elon estaban “en una batalla legal” por los embriones congelados. En los documentos legales del juicio que fueron obtenidos por The Sun, la amiga de Amber, Jennifer Howell, dijo al tribunal que Elon Musk quería deshacerse de los embriones. Pero según ella, Amber quería utilizarlos para quedar embarazada. Si esto es cierto, la hija de Amber sería el duodécimo hijo de Musk. ¿Será?

Últimas Noticias