El Gobierno convoca el lunes el Consejo de Política Fiscal para informar de los objetivos de estabilidad a las CCAA

Compartir
Compartir articulo
infobae

El Gobierno ha convocado para el próximo lunes al Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) con el objetivo de informar a las comunidades autónomas de los objetivos de estabilidad que servirán de referencia para preparar los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2024. Este órgano, del que forman parte los gobiernos central y autonómicos, debe emitir un informe previo a la aprobación de esa senda de estabilidad, que también debe ser tenida en cuenta para la preparación de los presupuestos de cada una de las comunidades. La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha desvelado la fecha de esta convocatoria en una conversación informal que ha mantenido con la prensa en el marco del acto institucional por el Día de la Constitución, celebrado en el Congreso. El CPFF se reunirá mismo día que finaliza el plazo para que los distintos centros gestores de los Ministerios remitan a la Dirección General de Presupuestos sus propuestas para el proyecto presupuestario, una ley que el Gobierno quiere llevar cuando antes al Congreso. Eso sí, dado que no habrá nuevas cuentas antes del 31 de diciembre habrá que prorrogar las de este año hasta que puedan aprobarse las de 2024. LO PRIMERO, EL TECHO Y LA SENDA Según la Ley de Estabilidad Presupuestaria, antes que el proyecto de las cuentas públicas, el Gobierno debe aprobar en Consejo de Ministros tanto el límite de gasto no financiero --techo de gasto-- como los objetivos de estabilidad presupuestaria, previo informe del CPFF, para después remitir todo a las Cortes. Las Cortes Generales se pronunciarán aprobando o rechazando los objetivos de estabilidad propuestos por el Gobierno, que en esta ocasión deberán estar alineados con las normas fiscales europeas, tras años suspendidas por la pandemia. Además, en esta ocasión existe la incertidumbre qué pasará en el Senado, puesto que el PP tiene mayoría absoluta en la Cámara Alta y podría rechazar los objetivos de déficit y deuda que acompañan al techo de gasto. Desde el Gobierno insisten en que cuentan con seguridad jurídica para poder redactar las cuentas públicas incluso si el Senado tumba la senda de estabilidad. EL SENADO YA TUMBÓ LA SENDA EN 2018 La última vez que esto ocurrió fue en 2018, cuando el PP rechazó en la Cámara Alta el techo de gasto del Gobierno de Pedro Sánchez para el año de 2019. Aquella vez, el Ejecutivo decidió valerse de la anterior referencia de déficit y deuda para presentar el proyecto presupuestario, que finalmente fue rechazado por el Congreso --el Senado no tiene poder para vetar el proyecto--. Ahora, no obstante, el escenario es más incierto ya que, con las reglas fiscales europeas suspendidas desde 2020, no existen tales objetivos fijos de ejercicios pasados recientes, aunque sí referencias orientativas en cuadros macroeconómicos del año anterior y en los planes presupuestarios enviados a Bruselas. Eso sí,