Abuso sexual infantil en España: estas son las cifras

Según los datos del Ministerio del Interior, en el año 2021 se presentaron 8.317 denuncias por delitos contra la libertad sexual que tenían como víctima a niños, niñas y adolescentes

Compartir
Compartir articulo
Las víctimas de violencia sexual requieren de atención integral por parte del Estado. - Crédito: Lenny Cáceres/CuartoOscuro
Las víctimas de violencia sexual requieren de atención integral por parte del Estado. - Crédito: Lenny Cáceres/CuartoOscuro

El abuso sexual infantil es una de las formas más graves de violencia contra la infancia. En este sentido, tal y como recoge la organización Save the Children, esta práctica implica la transgresión de los límites íntimos y personales del niño o la niña. Sus efectos pueden llegar a ser devastadores.

En este sentido, no sólo se considera abuso sexual a la imposición del contacto sexual, sino que en él también se contemplan actividades sin contacto, tales como el exhibicionismo, la exposición de niños o niñas a material pornográfico, el grooming o la utilización o manipulación de niños o niñas para la producción de material visual de contenido sexual.

Te puede interesar: La Seguridad Social deberá pagar 1.800 euros a los hombres a los que denegó el complemento de maternidad

El MIMP inició con las investigaciones para sancionar al psicólogo del UPE Ucayali. - Crédito: Andina/Ilustrativa/David Deolarte
El MIMP inició con las investigaciones para sancionar al psicólogo del UPE Ucayali. - Crédito: Andina/Ilustrativa/David Deolarte

El abuso infantil: una lacra en crecimiento

Según los datos del Ministerio del Interior, en el año 2021 se presentaron 8.317 denuncias por delitos contra la libertad sexual que tenían como víctima a niños, niñas y adolescentes. Así, fue también en el año 2021 cuando la Fundación Ayuda a Niños y Adolescentes en Riesgo (ANAR) elaboró un estudio sobre la evolución del abuso sexual infantil durante los últimos 11 años desde el punto de vista de las víctimas.

Según ANAR, la tasa de crecimiento de los casos de abuso fue de un 300% entre 2020 y 2008, esto indica que el número de víctimas se multiplicó por cuatro en una década. Además, en más del 80% de los casos de abuso sexual infantil en España las víctimas son niñas y adolescentes.

Te puede interesar: Las letras del Tesoro pierden fuelle y los analistas rebajan su atractivo: “Han dejado de merecer la pena”

Entre tanto, si bien las nuevas tecnologías han contribuido a este incremento, en 8 de cada 10 casos de abusos sexuales contra la infancia el agresor es una persona del entorno familiar o conocida del niño o niña, según Save the Children.

¿Por qué no se detectan los casos de abuso sexual infantil?

Según el análisis de sentencias, desarrollado por la Organización Save the Children, la media de edad en la que comienzan los abusos sexuales es alrededor de los 11 años. Es frecuente que los abusos se produzcan en repetidas ocasiones. Por tanto, el problema de detección es evidente.

Ahora, el hecho de que en la mayor parte de los casos el agresor sea un hombre del círculo de confianza de la víctima dificulta la detección de un caso de abuso. Pero no sólo eso, en la mayoría de ocasiones el abuso no deja rastro. Tal y como explicaba Diana Díaz, directora del Teléfono/Chat ANAR, “las víctimas tienen gran dificultad para demostrar el abuso porque en muchos casos no hay señales físicas y por desgracia las reacciones del entorno no son de apoyo: niegan los hechos en el 37,8% de los casos, justifican o encubren al agresor en un 31,1%; se da negligencia o falta de reacción en un 23,9%; y, por último, culparon a la víctima en un 7,2%”, comentaba. Ante esta situación, las organizaciones demandan la toma de medidas urgentes para respaldar la integridad de las víctimas.