La visita más amarga de Alejandro Sanz en Sevilla: recibe una orden de embargo mientras disfrutaba los Latin Grammy 2023

El diario ‘La Razón’ ha sacado a la luz que el cantante ha recibido la incómoda visita de dos inspectores de Hacienda, quienes le entregaron una notificación de su deuda

Compartir
Compartir articulo
Alejandro Sanz en los Latin Grammy 2023. REUTERS/Marcelo del Pozo
Alejandro Sanz en los Latin Grammy 2023. REUTERS/Marcelo del Pozo

La ciudad de Sevilla ha vivido una de las noches más especiales tras acoger, por primera vez en España, la 24ª edición de los Premios Grammy. Entre los invitados que estuvieron presentes en el evento, fue Alejandro Sanz, quien se subió al escenario para entonar una de canciones más míticas: Corazón Partío.

Mientras disfrutaba de los galardones, la música y las diferentes actuaciones, dos inspectores de Hacienda Pública se trasladaban hasta el hotel en el que se encontraba alojado el músico, según ha asegurado La Razón. Hasta donde se sabe, el intérprete de Amiga mía fue declarado en situación de rebeldía debido a una deuda millonaria que arrastra por sus propiedades en Miami.

Te puede interesar: La petición ‘in extremis’ y por “cero euros” que Antena 3 hizo a un artista para replicar la canción con la que Rosalía abrió los Grammy 2023: “Tienen los coj... de Mahoma”

Para poner en contexto esta situación, tenemos que trasladarnos hasta el año 2021, cuando la justicia de Miami condenó al cantante a pagar una deuda de tres millones de euros. Alejandro Sanz había solicitado un préstamo para comprar unas lujosas propiedades en la ciudad de Estados Unidos que, al parecer, no sufragó.

Alejandro Sanz durante su presentación en la 24a entrega anual del Latin Grammy en Sevilla, España, el jueves 16 de noviembre de 2023. (Foto José Bretón/Invision/AP)
Alejandro Sanz durante su presentación en la 24a entrega anual del Latin Grammy en Sevilla, España, el jueves 16 de noviembre de 2023. (Foto José Bretón/Invision/AP)

La justicia ha declarado al cantante en rebeldía, lo que podría suponer el embargo de todos sus bienes, debido a la imposibilidad de notificarle a Sanz que, desde España, se ejecutará la sentencia dictaminada por las cortes de Miami. Hasta ahora, se desconocía el paradero del madrileño hasta su reaparición pública en Sevilla.

Gracias a los Latin Grammys, Hacienda ha podido localizarle y hacerle entrega de la notificación de su millonaria deuda. De acuerdo con la información del ya citado medio, dos inspectores se personaron en la puerta del hotel Alfonso XIII, en el que se encuentra alojado el artista, para entregarle la orden de embargo. Sin embargo, parece ser que esta situación no le preocupa demasiado, pues las últimas imágenes trascendidas Alejandro Sanz muestran al artista paseando por las calles de la capital hispalense acompañado de una amiga.

¿”Ale” o “Pague”?

El madrileño lanzó Corazón Partío en 1997 y, a lo largo de 26 años, sigue siendo uno de los grandes temas de la cultura musical española. Su actuación acarreaba una gran expectación, puesto que se había anunciado que la interpretación de este tema supondría un homenaje al flamenco.

Sin embargo, el artista vivió un incómodo momento. Antes de entonar la canción, Alejandro Sanz emitió unas palabras desde el escenario. “Buenas noches, amigos y amigas. Esta noche hay tres cosas que me hacen sentir especialmente orgulloso: ser español, ser músico y ser miembro de la Academia Latina de la Grabación”, expresó.

En el preciso momento en el que el artista se disponía a cantar, el público empezó a corear el diminutivo de su nombre: “Ale, Ale, Ale....”. Si bien se creía que el artista agradecería la ovación que había hecho el público, lo cierto es que Alejandro Sanz se mostró visiblemente molesto y con un semblante muy serio. “Tendré que volver a empezar”, dijo. Algunos usuarios de la red han destacado que esta incómoda situación se debía a que la audiencia no gritaba “Ale”, sino “pague”, haciendo referencia a sus problemas económicos con Hacienda.

Latin Grammy 2023