Los colombianos buscan promociones: así disminuyó el gasto de los hogares en marzo

Pese al respiro de los primeros dos meses del año, en marzo el gasto real cayó un 0,4%

Guardar

Nuevo

La consultora Raddar destacó que, a pesar de haber observado un leve ascenso en los primeros meses del año, marzo presentó una variación en la tendencia del gasto real de los hogares al entrar nuevamente en cifras negativas - crédito Luisa González/REUTERS
La consultora Raddar destacó que, a pesar de haber observado un leve ascenso en los primeros meses del año, marzo presentó una variación en la tendencia del gasto real de los hogares al entrar nuevamente en cifras negativas - crédito Luisa González/REUTERS

En marzo, el gasto de los hogares colombianos experimentó una caída del 0,4% situando la cifra de gastos en 83,9 billones. Esto después de haber registrado crecimiento durante dos meses consecutivos, según señaló la consultora Raddar. Este cambio muestra un retorno a la prudencia en el consumo familiar durante el tercer mes del año.

Raddar destacó que, a pesar de haber observado un leve ascenso en los primeros meses del año, marzo presentó una variación en la tendencia del gasto real de los hogares al entrar nuevamente en cifras negativas. Este fenómeno ocurrió incluso en un contexto donde la inflación muestra signos de desaceleración. “Tradicionalmente, el tercer mes del año ha sido retador en cuanto al ritmo de gastos de las familias”, explicó el informe.

Ahora puede seguirnos en nuestro WhatsApp Channel y en Facebook.

Los alimentos se mantienen en la cima de las prioridades de los hogares colombianos - crédito Carlos Ortega/EFE
Los alimentos se mantienen en la cima de las prioridades de los hogares colombianos - crédito Carlos Ortega/EFE

La consultora también apuntó hacia una disminución en la propensión al gasto por parte de las familias colombianas, sugiriendo que la lenta contracción de la inflación aún no ha logrado impactar positivamente en la economía doméstica de manera significativa.

Además, el informe mencionó que, aunque los ingresos por salarios y rentas siguen siendo los principales impulsores del gasto, la situación actual del mercado laboral y una capacidad crediticia mermada están introduciendo una capa adicional de incertidumbre financiera.

Camilo Herrera, fundador de Raddar, ofreció una mirada más detallada sobre cómo se compuso el gasto de los hogares en marzo, indicando que el 70,24% provino de salarios, rentas y subsidios. En contraste, un 21,46% del gasto se financió mediante tarjetas de crédito y créditos de consumo, que mostraron una ligera disminución con respecto al porcentaje del año anterior, que fue del 21,53%. Las remesas representaron un 4,25% del gasto total, disminuyendo en comparación con el 5,22% de 2023.

Este fenómeno ocurrió incluso en un contexto donde la inflación muestra signos de desaceleración - crédito Colprensa
Este fenómeno ocurrió incluso en un contexto donde la inflación muestra signos de desaceleración - crédito Colprensa

En el desglose del gasto de los hogares, los alimentos se mantuvieron en la cima de las prioridades, pues de cada $100 gastados, $30,9 se destinaron a este rubro. $24,1 se pagaron a vivienda; $15,6 a transporte y comunicaciones; $7,7 a bienestar; $7,5 a comidas fuera del hogar; $5,9 a entretenimiento; $4,8 a educación; $3,1 a moda y $0,6 a productos electrónicos.

Al analizar las variaciones en el gasto con respecto al año anterior, se observó un descenso en el ámbito de alimentos, que experimentó una caída de 1,48%. Por otro lado, el gasto en vivienda evidenció un incremento del 0,65%.

Raddar, al profundizar en las tendencias de compra, destacó que “los compradores han migrado entre la búsqueda de promociones, oportunidades y valor, donde este último se mantiene firme a través de la calidad, que también se busca entre los diferentes canales de compra, creando un paisaje dinámico de preferencias y exigencias del consumidor”.

En este contexto, el 62,87% de los consumidores se identificó como buscadores de promociones; un 21,01% se enfocó en encontrar oportunidades y un 16,12% prioriza el valor.

Las tiendas de barrio continuaron siendo las favoritas al registrar un 39,35% en preferencias de compra  - crédito Colprensa
Las tiendas de barrio continuaron siendo las favoritas al registrar un 39,35% en preferencias de compra - crédito Colprensa

En cuanto a los canales de venta, los supermercados aumentaron su relevancia, acaparando un 22,04% del gasto (lo que representa un incremento de 4,52 puntos porcentuales) en marzo de este año. Contrastando, las tiendas de hard discount, vieron disminuir su preferencia al 16,42%, lo cual significa 0,87 puntos menos.

No obstante, las tiendas de barrio continuaron siendo las favoritas a pesar de un descenso de 12,99 puntos, al registrar un 39,35% en preferencias de compra.

Según Herrera, “en cosas como el transporte, particularmente, vehículos, motos y la demanda de combustible, viene cayendo, mostrando que aun los hogares no se están endeudando para mejorar sus condiciones de patrimonio”. Indicó también que para el segundo semestre se anticipa un mayor descenso en las tasas de interés, lo cual podría impulsar la demanda de bienes duraderos, que hasta ahora permanece deprimida.