Cuál es la profesión que ayudará a comprender y mejorar la relación con tu gato

A pesar de que la convivencia con los felinos existe desde hace milenios, los estudios en torno a estos animales aún son pocos

Compartir
Compartir articulo
El estudio de los felinos es muy corto a compración a los realizados en perros (Pixabay)
El estudio de los felinos es muy corto a compración a los realizados en perros (Pixabay)

Los gatos son los segundos animales de compañía más populares a nivel mundial, incluso en algunas regiones como en Rusia, Japón o Corea del Sur llegan a superar en preferencia a los perros. Aunque la relación entre los humanos y estos felinos lleva más de 10.000 años, las investigaciones y el entendimiento del comportamiento de esta especie aún es escasa.

Los estudios en cuanto al proceso cognitivo por el que pasan los perros son demasiados, incluso se ha popularizado el adiestramiento de canes para convivir, educarlos y relacionarse de una mejor manera con ellos.

Péter Pongrácz, investigador de la Eötvös Loránd University de Budapest, detalló en su estudio “La relación socio-cognitiva entre gatos y humanos” que se ha demostrado de manera científica que los gatos llegan a tener características muy similares a las de los perros, incluso cuentan con rasgos únicos que ayudarían a mejorar la interacción con sus dueños.

En su estudio publicado en la Applied Animal Behaviour Science en octubre de 2018, el académico explicó que se debería de estudiar con la misma “minuciosidad” que con los perros para mejorar la comunicación gato-humano y el bienestar de estos animales de compañía.

Entre más se conozca sobre las actitudes de los gatos, la comunicación visual y sus capacidades cognitivas, abre un campo de trabajo para las personas que quieran ayudar a mejorar la relación y el adiestramiento de los felinos de acompañamiento.

Los educadores de gatos

El adiestramiento felino tiene como objetivo el educar a los gatos a comportarse de cierta manera, en lugar de seguir órdenes (Freepik.)
El adiestramiento felino tiene como objetivo el educar a los gatos a comportarse de cierta manera, en lugar de seguir órdenes (Freepik.)

La etología surge por la necesidad de los seres humanos de entender el comportamiento de los animales y saber cómo reaccionan ante diferentes situaciones. Esto ha ayudado para mejorar la convivencia del ser humano con su entorno, sin embargo a pesar de su importancia dentro de este tipo de relaciones, aún existe un estigma de que los gatos son un animal “ingobernable”.

Sara González Juárez, licenciada en Psicología por la Universidad Complutense de Madrid, explicó que si bien las técnicas que se utilizan para educar a un perro no funcionan de la misma manera que en los félidos, su educación y adiestramiento podría ayudar a aliviar sus dolencias psicológicas o a sobrellevar situaciones estresantes.

Es este proceso en donde entran los educadores de gatos que, de acuerdo con la especialista en etología, esta profesión tiene como objetivo tratar problemas de comportamiento y asesorar a los humanos para mejorar la convivencia entre ellos.

“Suele entrar en escena (el educador) cuando se han descartado problemas físicos que explican las conductas anómalas”, detalló González Juárez en su artículo publicado en el portal especializado en mascotas, Mis Animales.

Algunos ejemplos de estos comportamientos negativos son: el rasguño de sillones o paredes, hacer necesidades fuera de su arenero, actitudes violentas con las visitas, problemas con la convivencia con otras mascotas.

Adiestramiento felino

Los gatos actúan de manera independiente de acuerdo a su naturaleza (Freepik)
Los gatos actúan de manera independiente de acuerdo a su naturaleza (Freepik)

Jungla Luque, etóloga y adiestradora especializada en perros y gatos, explicó en el blog Experto Animal, que todos los animales son capaces de aprender y pueden ser adiestrados si se conoce la teoría del condicionamiento.

La especialista considera que los perros son mucho más fáciles de adiestrar, pero esto es gracias a las múltiples investigaciones que se han realizado en torno a estos animales. Los gatos son más instintivos y en un principio no era necesario adiestrarlos, puesto que su principal papel era ahuyentar a los ratones.

Históricamente los felinos han convivido en la sociedad, sin embargo a diferencia de los perros, estos animales se encuentran “semi-domesticados”. En las antiguas sociedades estos animales realizaban las tareas que beneficiaban a los humanos por ellos mismos y no porque se los pedían.

Luque explicó que el adiestramiento de estos félidos es un proceso muy lento que requerirá constancia y paciencia.

SEGUIR LEYENDO: