Terroristas de Hezbollah durante un desfile en Beirut, Líbano
Terroristas de Hezbollah durante un desfile en Beirut, Líbano

El Reino Unido anunció este lunes que prohibirá cualquier actividad de Hezbollah en su territorio y que lo clasificará como "grupo terrorista". El anuncio fue hecho por el Secretario del Interior, Sajid Javid.

"Hezbollah continúa con sus intentos de desestabilizar la frágil situación en Medio Oriente, y ya no podemos distinguir entre su ala militar ya prohibida y el partido político. Debido a esto, he tomado la decisión de proscribir al grupo en su totalidad", indicó el funcionario de Theresa May.

Hasta el momento, el Reino Unido y la Unión Europea sólo clasifican al ala militar de Hezbollah como una banda terrorista. Los miembros políticos de ese grupo operan en el país europeo y aparecen en el mitin anual de fuerzas iraníes en Londres con banderas de esa organización. En esa reunión anual se promueve la destrucción del estado judío.

Gran Bretaña prohibió el ala militar de Hezbollah en 2008 porque la milicia libanesa atacó a soldados del Reino Unido en Irak. Sin embargo, hasta hoy permitía que sus seguidores políticos continúen operando en su territorio.

Los Estados Unidos, Canadá, la Liga Árabe, los Países Bajos e Israel consideran a Hezbollah como una entidad terrorista unificada sin alas militares y políticas separadas, de acuerdo al diario The Jerusalem Post.

En tal sentido, Marie van der Zyl, presidente de la Junta de Diputados de judíos británicos, Jonathan Goldstein, presidente del Consejo de Liderazgo Judío y David Delew, director ejecutivo de Community Security Trust, dijeron en un comunicado:

"Damos la bienvenida a la decisión de la Secretaria de Interior para proscribir a Hezbollah en su totalidad. La comunidad judía, incluidas nuestras organizaciones y los principales periódicos de la comunidad, han liderado durante mucho tiempo el llamado a esta prohibición. Hezbollah fue responsable de la muerte de 85 personas en el bombardeo de un centro comunitario judío en 1994 en Buenos Aires y sigue siendo una amenaza para las comunidades judías de todo el mundo, lanzando ataques mortales contra civiles en Israel y Bulgaria y planeando ataques en otros lugares como Chipre".

MÁS SOBRE ESTE TEMA: