Australia festejó una nueva medalla de oro con un récord mundial

Fue en la prueba relevo 4x100 m de natación. El conjunto de Oceanía se subió a lo más alto del podio por tercera vez consecutiva, luego de la gloria alcanzada en Londres 2012 y Río 2016

El equipo australiano celebra la victoria en Tokio. Foto: REUTERS/Marko Djurica
El equipo australiano celebra la victoria en Tokio. Foto: REUTERS/Marko Djurica

El equipo australiano femenino de relevos estableció un nuevo récord del mundo en la prueba de 4x100 libre, tras imponerse este domingo en la final de los Juegos Olímpicos de Tokio con un tiempo de 3:29.69.

El cuarteto australiano, integrado por Bronte Campbell, Meg Harris, Emma McKeon y Cate Campbell, rebajó en 36 centésimas la anterior plusmarca universal que poseía el propio equipo oceánico con un tiempo de 3:30.05 desde abril de 2018.

Australia aventajó en 3.09 segundos a Canadá, que se colgó la medalla de plata con un tiempo de 3:32.81, y en 3.12 a Estados Unidos que ocupó el tercer escalón del podio con una marca de 3:32.81.

Las australianas ganaron por tercera vez consecutiva, después de las ediciones de Londres 2012 y Rio 2016, el título olímpico del relevo 4x100 metros femenino en Tokio, y lo acompañaron además de un nuevo récord mundial (3:29.69).

Liderada primero por las danesas y luego por las suecas, la carrera partió muy rápida y varios relevos estuvieron virtualmente en tiempos que hacían pensar en un posible récord del mundo.

Tras ser tercera en la semifinal de 100 metros mariposa, McKeon aceleró en su relevo, antes de que Campbell consiguiera una ventaja considerable, camino al oro y al récord.

Australia tiene como uno de sus grandes retos en la natación de Tokio 2020 ver a alguna de sus velocistas triunfar en categoría individual, algo que no ocurre desde el doble título de Stephanie Rice (200 y 400 m estilos) en los Juegos que se disputaron en Pekín en 2008.

La natación es considerado uno de los deportes más relevantes de los Juegos Olímpicos. Es por eso que cuando se produce un triunfo inesperado, las imágenes del ganador recorren el mundo con facilidad. Eso también es lo que sucedió cuando Ahmed Hafnaoui, de Túnez, ganó la competencia de 400 metros libres en el último toque y superó a dos candidatos a ganar la dorada.

El nadador de 18 años, que había terminado en la cuarta posición de su serie de semifinales, corrió los últimos 50 metros y venció a Jack McLoughlin y Kieran Smith (EEUU), que se quedaron con la medalla de plata y bronce, respectivamente. Hafnaoui ganó la final con un tiempo de 3:43.36 -el tercero mejor del 2021 en la distancia- y fue sólo 0.16 segundos más rápido que el australiano, que registró una marca de 3:43.52.

SEGUIR LEYENDO

Últimas Noticias