Por qué se están enfrentando las disidencias en el Putumayo: “Fue una traición interna”

El hecho de violencia deja hasta el m omento un saldo de 23 personas muertas por artefacto explosivo y ráfagas de fusil

Las disidencias de las Farc se enfrentaron en Putumayo y el saldo fueron, al menos, 23 personas muertas. EFE
Las disidencias de las Farc se enfrentaron en Putumayo y el saldo fueron, al menos, 23 personas muertas. EFE

Putumayo se ha convertido en uno de territorios de disputa más importante del país para los grupos disidentes de las extintas Farc debido a la riqueza de la región en cuanto a cultivos cocaleros y las rutas para movilizar las drogas de un país a otro. Este fin de semana se registró una masacre que dejó como salgo un promedio, según cifras oficiales, de 23 personas asesinadas, tras unos días de investigación, la hipótesis que tiene más sentido para las autoridades es que “fue una traición interna”.

Recordemos que como se comprobó, la disputa se dio entre dos frentes disidentes que parecían ser aliados, el Frente Carolina Ramírez y los Comandos de la Frontera. Así lo confirmó el primer grupo mencionado, que aseguró además que tenía un retenido y que la lucha continuaría.

De acuerdo con lo señalado por el diario de El Tiempo, pese a que ya se confirmó que todo habría sido el resultado de una disputa entre grupos armados, es probable que se haya dado por dos motivos que demostrarían las diferencias irreconciliables de los supuestos aliados de guerra.

Una fuente del Ejército Nacional le aseguró al diario colombiano que existen dos razones por las que se generaría el lamentable escenario. El primero, que la traición a los Comandos de la Frontera se habría en horas de la noche y en medio de una emboscada donde se usaron explosivos y ráfagas de fusil.

Y la segunda, que luego de que, al menos 40 integrantes de los Comandos de la Frontera, habrían manifestado públicamente su intención de hacer parte de la negociación para lograr un acuerdo con el Estado, los miembros del Frente Carolina Ramírez, habrían tomado represarías comenzando un enfrentamiento al tomar las declaraciones como traición.

“Al lugar, habrían llegado unos 180 integrantes de una comisión mixta de las estructuras disidentes del “bloque ‘Jorge Briceño Suárez’, columna móvil ‘Leiber Rodríguez’ del frente ‘Carolina Ramírez’ y el frente ‘Armando Ríos’, al mando de ‘Danilo Alvizú, aliado de alias Iván Mordisco y aprovecharon para masacrarlos”, escribieron las autoridades en el reporte, al que tuvo acceso El Tiempo.

Recordemos que el presidente, Gustavo Petro, se pronunció desde Santander tras lo sucedido y aseguró que lo que esta sucedieron ya no responde a los ideales políticos e ideológicos de una guerrilla, sino que es el claro ejemplo, de la violencia que produce el narcotráfico.

“Miren lo que vimos en Putumayo, ¿ustedes creen que esos son los conflictos de una guerrilla política que quiere tomarse el poder nacional y hacer una revolución? Lo que vimos en el Putumayo es el conflicto entre dos disidencias que dicen ser de las antiguas Farc, masacrándose de una manera tan dantesca”, señaló el presidente Petro.

En ese sentido, fue más allá y explicó como actualmente a los integrantes de estos grupos disidentes solo les interesa la acumulación de dinero y la capitalización de las rutas y las zonas de narcotráfico que se han creado al interior del país, incluso, no los llamo militantes sino mercenarios.

“El mercenarismo implica acumular un dinero para pagar un dinero que no puede salir sino de la economía ilegal, esta economía se vuelve la base real de esas agrupaciones para comprar armas y seres humanos, que se matan entre sí como si fueran desechables”, añadió el mandatario.

Finalmente, el presidente indicó que el conflicto armado y su relación con el narcotráfico pueden derivar en la situación que afronta el medio oriente y el declive de sus sociedades.


SEGUIR LEYENDO


TE PUEDE INTERESAR