Gustavo Petro firmó las primeras ocho órdenes de extradición como presidente de Colombia

El ministro de Justicia, Néstor Osuna, afirmó que hay otras solicitudes que están en trámite y añadió que esta medida se seguirá aplicando bajo las normas que determine el jefe de Estado

Compartir
Compartir articulo
En la foto, el presidente de Colombia, Gustavo Petro.
REUTERS/Sebastian Castaneda
En la foto, el presidente de Colombia, Gustavo Petro. REUTERS/Sebastian Castaneda

Durante el martes 30 de agosto, Gustavo Petro firmó sus primeras órdenes de extradición como presidente de Colombia. Dicha determinación se dio en medio de la iniciativa del Gobierno nacional de condicionar esta medida para alcanzar la paz total planteada por el jefe de Estado desde su campaña rumbo a la Casa de Nariño.

Los narcotraficantes que fueron extraditados por orden del primer mandatario fueron Jhon Sebastián Vallejo Rueda, Frank Hernán Álvarez Espinel, José Luis Pino Leal; Rómulo Ramírez Rodríguez; Luis Alexander Barrera Forero, Andrés Felipe Restrepo Sánchez; Luis Gonzaga Ramos López, Alcevis Enrique Ortiz Luquez, Alejandro Echeverry Cano y Jamille Mantey. De ellos, dos fueron solicitados por Estados Unidos, en tanto que a Restrepo lo pidió España.

Por otra parte, la Justicia de Brasil había pedido la extradición, en primera instancia, de Luiz Gonzaga y Jamille Mantey; sin embargo, desistió de esa solicitud.

El pasado 24 de agosto, el primer mandatario fue enfático al decir que todo narcotraficante que no acepte negociar con el Estado colombiano y reincida en sus delitos, será extraditado sin ningún tipo de alternativas. Dicha propuesta fue remitida al gobierno de Estados Unidos, agregando que quienes sean procesados por el delito de tráfico de drogas y acepten llegar a un acuerdo con la justicia en Colombia, no sería trasladado al país norteamericano.

Le puede interesar: Corte Constitucional estudiará demanda que pide tumbar la sentencia de despenalización del aborto

Pese a esta iniciativa, Petro Urrego también ha manifestado que la actual política de drogas liderada por Estados Unidos es un “fracaso” y por eso dijo en instancias regionales como el Consejo Presidencial Andino, donde convocó a un cónclave de mandatarios de América Latina y el Caribe para discutir medidas alternativas a las establecidas desde hace 50 años por el entonces gobierno del entonces presidente Ronald Reagan.

Los extraditados y sus delitos

Todos ellos están relacionados con el lavado de dinero y el tráfico de estupefacientes. Por ejemplo, José Luis Pino Leal, conocido como Dumbo, es acusado de administrar laboratorios en el Catatumbo donde se producían, al menos, dos toneladas mensuales de coca que eran enviadas a Centroamérica mediante la ruta Venezuela-Urabá. También, varias investigaciones lo ubicaban como un hombre de confianza de John James Pulgarín, alias Servi, cabecilla de la estructura criminal La oficina de Envigado. Dumbo fue detenido en Cesar.

En septiembre de 2020 fue capturado Tarzán (Frank Hernán Álvarez Espinal) por ser un presunto integrante de La oficina y fue pedido por una Corte de Estados Unidos por los delitos de narcotráfico y otros ilícitos en Norte y Centroamérica. Por su parte, Luis Alexander Barrera Forero también fue pedido por Estados Unidos tras integrar una red dedicada al lavado de dinero generado por la venta de aparatos electrónicos. En este entramado también está involucrado un reconocido empresario del Eje Cafetero e Iván Rojas Acosta, alias El mono.

En abril de 2021 las autoridades detuvieron a Rómulo Ramírez Rodríguez, peruano de nacimiento pero que delinquía en Bogotá, ciudad donde fue hallado en flagrancia. Investigaciones posteriores arrojaron que haría parte de una red dedicada al narcotráfico trasnacional con destinos de Perú y Bolivia. Desde este último salían cargamentos de cocaína a través de aviones de alta gama que salían desde pistas clandestinas en el norte de ese país.

Cabe mencionar que dentro de las solicitudes de extradición que fueron aprobadas por la Corte Suprema de Justicia y reposan en el despacho del ministro de Justicia está la de Álvaro Córdoba, hermano de Piedad, senadora por el Pacto Histórico.

SEGUIR LEYENDO: