Fuerte caída de movimientos migratorios en 2020 por crisis sanitaria (OCDE)

El número de permisos de residencia concedidos se redujo casi a la mitad en el primer semestre en la OCDE, una situación "sin precedentes", según un informe de la organización publicado el lunes.

Las migraciones internacionales en la zona serán además "excepcionalmente bajas" en 2020, estima la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

"La pandemia de covid-19 tuvo repercusiones mayores en los flujos migratorios en el primer semestre", con una disminución del 46% del número de nuevos permisos concedidos, incluso si esta disminución "podría verse parcialmente compensada en el segundo semestre", según la OCDE, que reagrupa una cuarentena de países desarrollados.

Una caída que no causa "ninguna sorpresa" en un contexto donde las fronteras han estado cerradas y la movilidad internacional fuertemente perturbada durante varios meses. El número de nuevos inmigrantes permanentes se mantuvo estable en 2018 y 2019 --unos 5,3 millones al año--, describe Jean-Christophe Dumont, jefe de la división migraciones internacionales de la OCDE.

En cambio, el impacto de la crisis varía mucho de un país a otro.

"Hay muchos países de la OCDE especialmente no europeos donde la afluencia está literalmente a cero, como Australia, Japón, Estados Unidos, Corea", explica a la AFP.

"En Europa, la dinámica es diferente. En Suecia, por ejemplo, hay una disminución, pero menor que en otros lugares. Y luego, en países como Francia, hay una caída extremadamente fuerte de los permisos otorgados, especialmente en abril, pero en junio se volvió al nivel del año pasado".

En 2019, antes de la pandemia, el número de inmigrantes admitidos por razones humanitarias en los países de la OCDE se redujo un 25%, una disminución "esencialmente atribuible a Estados Unidos", donde la administración Trump endureció su política migratoria.

Por el contrario, la inmigración de trabajadores permanentes fue "en fuerte aumento (+13% de media)", sobre todo en Reino Unido (+42%), en Finlandia (+29%), en Luxemburgo (+29%) y en Francia (+12%).

En los países europeos de la OCDE, en Israel y Estados Unidos, "los inmigrantes están fuertemente sobrerrepresentados en los sectores de servicios donde los empleados poco cualificados son muy numerosos, en particular en los servicios domésticos y la hostelería-restauración", recuerda la organización.

sha-cl/pga/rhl/bc/zm