De que Disney esconde varios secretos en sus fantásticos parques, no hay dudas
De que Disney esconde varios secretos en sus fantásticos parques, no hay dudas

De que Disney esconde varios secretos en sus fantásticos parques, no hay dudas. Varios son vox populi, como los túneles debajo de Magic Kingdom para que el staff pueda desplazarse sin problemas y lejos del caos y de las miradas curiosas de las multitudes que caminan en la superficie, o que en el lugar hay una pequeña prisión, diseñada específicamente para aquellos visitantes "disruptivos" que realicen actividades que destruyan la propiedad o que hayan robado dentro de los parques.

Pero hay uno más lujoso y sofisticado que todo el resto. Se trata de 21 Royal, una exclusiva experiencia gastronómica a la que todos pueden acceder, si tienen 15 mil dólares, claro. Se lleva a cabo en un espacio secreto del parque que había sido ideado originalmente como residencia privada de Walt y Lillian Disney.

21 Royal es una exclusiva experiencia gastronómica a la que todos pueden acceder por 15 mil dólares
21 Royal es una exclusiva experiencia gastronómica a la que todos pueden acceder por 15 mil dólares

21 Royal estuvo sin terminar por años, hasta que los Imagineers de Disney -los encargados de desarrollar planes para los parques temáticos de la empresa- resucitaron los planos originales para el espacio de más de 204 metros cuadrados en el New Orleans Square, cerca de la atracción de los Piratas del Caribe.

Los huéspedes que decidan pagar por esta experiencia son recibidos por guías del Grand Californian Hotel and Spa, quienes los llevan a la ubicación escondida dentro del parque, donde un mayordomo abre las puertas hacia unas majestuosas escaleras que las lleva al mágico rincón.

Es un espacio de más de 204 metros cuadrados en el New Orleans Square
Es un espacio de más de 204 metros cuadrados en el New Orleans Square

Adentro, los privilegiados visitantes pueden observar en primera persona el departamento reimaginado de la icónica pareja, cuyo diseño fue inspirado en bocetos y storyboards de los 60 creados por la Imageneer Dorothea Redmond. Además, la residencia está decorada con varios murales de castillos, como el de la Bella Durmiente.

Los anfitriones comparten historias detrás de las obras de artes y los ítems que adornan el lugar, antes de que los comensales sean invitados al comedor principal. Cada plato, además, es ideado con precisión y con detalles exquisitos y memorables. Detrás de todo hay una historia.

Cada plato, además, es ideado con precisión y con detalles exquisitos y memorables
Cada plato, además, es ideado con precisión y con detalles exquisitos y memorables

"Más que una salida para comer y tomar, esta es una oportunidad para que los huéspedes descubran el extraordinario espacio de 21 Royal a través de la comida y los cuentos, para vivir el lifestyle de 21 Royal aunque sea por una velada mágica", describió en un comunicado de prensa el chef Justin Monson. La experiencia cuesta 15 mil dólares para un grupo de 12 personas.

LEA MÁS: