Posiblemente la cantidad de obligaciones y responsabilidades que exigen la rutina desgasten el cerebro, reduciendo notablemente la capacidad de pensar y de utilizar la inteligencia para resolver un problema.

En este caso es un acertijo, mezcla de picardía y humor, el cual tiene como objetivo ejercitar la mente, entendiendo que -muchas veces- este tipo de desafíos, sumado a los crucigramas y otros pasatiempos, sirve para hacer pensar al cerebro.

¿Serías capaz de encontrar tu nombre en este acertijo?