Marcos Peña y Mauricio Macri (AFP)
Marcos Peña y Mauricio Macri (AFP)

Marcos Peña ahora concentrará en los papeles lo que ya dominaba en los hechos. Consumidor voraz de encuestas, el jefe de Gabinete lanzó el "Acuerdo marco para la contratación de servicios de realización de estudios de opinión pública", un registro de encuestadores que aglutinará a todas las empresas que quieran trabajar para el Gobierno y en el que se anotaron 15 de ellas en su etapa de licitación inicial.

El registro, que Peña ideó junto a Mora Jozami, subsecretaria de Análisis y Seguimiento de Opinión Pública, tiene un doble propósito: concentrar el manejo de los estudios y regular los precios que se pagan por ellos. Los encuestadores no podrán facturar diferentes montos por estudios de similares características, en cualquiera de sus modalidades. Además, solo las 15 empresas anotadas podrán realizar trabajos de opinión pública para las distintas dependencias del Poder Ejecutivo. Al menos es lo que establece el convenio: con la puesta en marcha del registro, ninguna otra firma debería poder encuestar para la Casa Rosada.

En ese sentido, las encuestadoras deberán ahora pasar el filtro del Ministerio de Modernización, que determinará si las firmas presentan todos los papeles y si están en condiciones técnicas de realizar los trabajos. Las 15 empresas que se inscribieron son Agora Asuntos Públicos, Isonomía Consultores, Ipsos Argentina, AW Grupo Estratégico de Negocios, Voices Research and Consultancy, Julio Aurelio, Poliarquía Consultores, MFG Consultores, Evangelina Carina Pérez Aramburu, Demos Consulting SRL, Universidad Nacional de Tres de Febrero, Invesora Boroca, Green Consult SRL, TresPuntoZero SA y TMK Global SRL.

La primera está presidida, según los papeles, por Gandhi José Espinosa Tinajero, un encuestador ecuatoriano que trabajó durante años en aquel país y que ahora se incorporó en la Argentina en el staff permanente de Durán Barba. Guillermo Garat, otro viejo conocido del consultor de la Casa Rosada, integró el directorio de Inversora Boroca hasta hace un tiempo.

Green Consult, por su parte, perteneció hasta el año pasado a Rodrigo Lugones, socio de Garat y alumno predilecto de Durán Barba. Lugones se la transfirió a Tomás Vidal, otro joven aprendiz del ecuatoriano que desde hace un tiempo empezó a escalar posiciones en el universo PRO.