Brunner deportó a decenas de miles de judíos a una muerte segura en los campos de exterminio y dirigió el campo de Drancy, cerca de París
Brunner deportó a decenas de miles de judíos a una muerte segura en los campos de exterminio y dirigió el campo de Drancy, cerca de París

El criminal nazi Alois Brunner, mano derecha de Adolf Eichmann, murió en un calabozo en Damasco en 2001 a los 89 años, según una nueva investigación publicada el miércoles.

Nacido en 1912, Brunner era juzgado responsable del asesinato de 130.000 judíos de Europa, fue juzgado in absentia en 1954 y en la posguerra se había refugiado en la Siria del presidente Hafez al Assad, padre del actual mandatario Bashar al Assad.

En un principio fue dado por muerto en 1992 por el historiador y cazador de nazis de origen rumano Serge Klarsfeld, que había pedido en vano al régimen sirio que lo expulsara en 1982.

Una foto de Brunner en edad avanzada durante su exilio en Siria
Una foto de Brunner en edad avanzada durante su exilio en Siria

La investigación publicada el miércoles por la revista francesa XXI se basa en tres testimonios de agentes de seguridad sirios que tenían a cargo la seguridad de Brunner. Uno de ellos, Abu Yaman, aceptó dar su nombre desde su refugio en Jordania.

De acuerdo con las tres fuentes, el "mejor hombre" de Eichmann pasó sus últimos años encerrado en un calabozo debajo de una residencia habitada por civiles.

El capitán austríaco de las SS nació en 1912 en Nádkút, Hungría, que por entonces era parte del imperio austro-húngaro
El capitán austríaco de las SS nació en 1912 en Nádkút, Hungría, que por entonces era parte del imperio austro-húngaro

Tras su muerte, en diciembre de 2001, Brunner recibió un funeral musulmán y fue enterrado discretamente en el cementerio de Al Affif, en Damasco.

El nazi, temido por sus masivas deportaciones de judíos austríacos, eslovacos y franceses a los campos de exterminio, se hacía llamar Abu Hosein y hasta el final no renegó de sus brutales crímenes. Según XXI, recibió arresto domiciliario en 1989, y un año después fue escondido en un calabozo por "razones de seguridad".

Brunner, juzgado in absentia por la muerte de 130.000 judíos, fue la “mano derecha” y “el mejor hombre” del criminal de guerra Adolf Eichmann, en la foto
Brunner, juzgado in absentia por la muerte de 130.000 judíos, fue la “mano derecha” y “el mejor hombre” del criminal de guerra Adolf Eichmann, en la foto

Vivió, sin embargo, de forma miserable: "Estaba muy cansado, muy enfermo. Sufría y gritaba mucho, todo el mundo le oía", explicó uno de sus guardias bajo el seudónimo de "Omar". "Tenía derecho a una ración minúscula, algo infame, un huevo o una patata, tenía que elegir. No podía ni lavarse", agregó.

"La investigación de XXI es perfectamente verosímil. Han interrogado a alguien que lo conoció muy de cerca", dijo Klarsfeld, que fue arrestado por Brunner en 1943 y cuyo padre fue asesinado en Auschwitz. "Nos satisface saber que vivió mal", agregó.

(Con información de AFP)