(AP)
(AP)

El nominado por Donald Trump para dirigir el Departamento de Estado, Rex Tillerson, afirmó este miércoles en su presentación ante el Senado que Cuba no ha hecho concesiones en derechos humanos tras el acercamiento con Estados Unidos y que el gobierno de Barack Obama no la ha hecho responsable por su "conducta".

"Nuestro reciente acuerdo con el gobierno de Cuba no fue acompañado por ninguna concesión importante en derechos humanos. No los hemos hecho rendir cuentas por su conducta", afirmó Tillerson durante su audiencia ante la Comisión de Asuntos Exteriores del Senado.

Por ello, Tillerson consideró necesario corregir ese aspecto para forzar al régimen castrista a realizar "concesiones significativas" en el área. "Sus líderes recibieron mucho, mientras que su pueblo recibió poco. Eso no sirve ni a los intereses de los cubanos ni a los de los estadounidenses", añadió.

Tillerson ha sido cuestionado por su cercanía a Vladimir Putin (AP)
Tillerson ha sido cuestionado por su cercanía a Vladimir Putin (AP)

El ex presidente de ExxonMobil, quien reemplazaría en el cargo a John Kerry, también se refirió a la polémica que envuelve al presidente electo con el gobierno ruso, por un informe no confirmado de inteligencia.

"Mientras Rusia busca respeto y relevancia en la escena mundial, sus recientes actividades han irrespetado los intereses estadounidenses", dijo Tillerson, que calificó las acciones del Kremlin como una "amenaza" para Washington. También, reconoció que los aliados estadounidenses en la OTAN "tienen razón de alarmarse" por una fortalecida Rusia.

En tanto, criticó al gobierno chino porque en su rol como Estado cercano a la dictadura de Kim Jong-un no la ha presionado por su programa nuclear. "China no ha sido un socio confiable para usar su influencia a fin de contener a Corea del Norte", indicó.

LEA MÁS: