Santi Talledo: sus inicios en la industria, el desafío de las redes y su lucha por la salud mental

En Desencriptados, el actor contó qué aprendizajes adquirió de su nuevo rol en el streaming, cómo vive su noviazgo a distancia y reveló cómo es su relación con el dinero.

Guardar

Nuevo

Santiago Talledo es actor, director, influencer y streamer. Inició su carrera en 2007 en la telenovela Patito Feo que logró un éxito arrollador en Argentina y en América Latina. La serie tuvo dos temporadas e incluyó giras nacionales e internacionales.

En 2010 volvió a la pantalla chica con la serie juvenil Sueña conmigo y en 2013 protagonizó la serie Chica Vampiro, con la cual recorrió Europa. Todas estas series lo han llevado a participar en obras teatrales y musicales, alcanzando cada vez mayor popularidad.

Durante esos años de fuerte exposición mediática, sufrió anorexia nerviosa, depresión, ataques de pánico y ataques de ansiedad. Realizó tratamientos y contó su experiencia en los medios para concientizar sobre la importancia de cuidar la salud mental.

En 2023, protagonizó la segunda temporada de Argentina Tierra de Amor y Venganza (ATAV), donde conoció a Toni Gelabert, quien era su pareja en la ficción y terminó siéndolo en la vida real.

Actualmente, es el quinto integrante de Nadie Dice Nada, programa fundacional de Luzu Tv en el streaming. Su participación mezcla el humor y la actuación, con la creación de personajes que se ganaron rápidamente el cariño de la audiencia.

“Cuando empecé a publicar en las redes era ‘aesthetic’, pero no me representaba en realidad”, admitió Santi. (Maximiliano Luna)
“Cuando empecé a publicar en las redes era ‘aesthetic’, pero no me representaba en realidad”, admitió Santi. (Maximiliano Luna)

Salud, amor y trabajo

Rulo: — ¿Cómo anda tu vida? ¿Cómo estás hoy?

Santi: — Estoy muy bien, muy contento, en un momento de mucho laburo. Estoy con Luzu y dirigiendo la nueva obra de Lizy (Tagliani) que la escribí con mi socio y la dirijo también.

Rulo: — ¿Ya arrancaron los ensayos?

Santi: — No, la semana que viene. Ella es lo mejor que conocí. Es fantástica, así que contento. También estoy con el podcast, que es una locura lo que sucedió con eso.

Rulo: — Estamos hablando de Cero Miligramos, que además de ser un podcast interesante, brinda ayuda, ¿no?

Santi: — Sí. La verdad que no esperamos que tuviera tanta repercusión, tanta fuerza. Lo hice más que nada pensando en la gente, como siempre desde que empecé a hablar del tema de la salud mental, que yo padezco desde muy chico, pero jamás imaginé que desde enero iba a estar número 1 en Spotify. Se mantiene, la gente lo agradece mucho; y te das cuenta lo necesario que es hablar de salud mental y que no se toca tanto el tema como se debería, así que para mí es un honor.

Rulo: — Fuiste ganando un lugar importante en el medio y a partir de hablar tus experiencias empezaste a introducir el tema de la salud mental en la agenda, ¿cómo estás vos con este tema?

Santi: — Justo esta semana y la anterior vengo medio raro, como angustiado sin motivo. Es la vida, por supuesto, pero me gusta también decirlo, contarlo o mostrarlo en las redes porque sino es como una vidriera de mentira que vos ves de las otras personas. Pero estos días no estuve subiendo contenido y la gente te pregunta qué pasa; y está bueno decirlo.

Rulo: — ¿Tenés algunas herramientas para salir de ese bajón?

Santi: — Me agarra un poco por todo lo que pasa y hoy en día sí, tengo herramientas, por así decirlo, para poder salir un poco de este lugar, pero también me lo permito. Esta semana estuve muy abajo y estoy con muchas cosas, es un momento laboral grande, y yo me estreso mucho más fácil o se potencia más fácil la ansiedad, entonces dije: “Quizás viene bien bajar un poco. Después pasa”.

Rulo: — ¿Te ponés mal por querer cumplir objetivos que todavía no alcanzaste o por frustraciones de, una vez que lo logras, decir: “No es tan perfecto lo que me pasa”?

Santi: — No, al contrario. Creo que es un poco por estar agotado. Pasa que cuando tenés mucho trabajo, pensas que tenés que hacer todo o decís: “Es el momento, tengo que aprovechar”. Es esa presión que me la pongo yo y yo aprendí que el mayor éxito es la tranquilidad mental. Trato de ir bajándome algunas cosas hasta que pueda ir reduciendo la ansiedad porque sino no es calidad de vida. Me di cuenta que estoy haciendo muchas cosas, que algunas debería dejarlas, tengo a mi novio que vive lejos y no lo veo hace tres meses, eso también influye, lo extraño…

Rulo: — ¿Va bien la relación a distancia?

Santi: — Sí, va bien. Pero ya necesito contacto. Estar ahí. Pero bueno, él es español, vive allá. Toca un poco esto. Pero falta poquito, me voy ahora. Yo últimamente siento que el tiempo pasa rapidísimo, pero cuando esperas algo es como que el tiempo no pasa más. Pero sí, faltan pocos días.

Toni Gelabert y Santi Talledo mantienen una relación a distancia entre España y Argentina.
Toni Gelabert y Santi Talledo mantienen una relación a distancia entre España y Argentina.

Streaming

Cada vez son más las figuras de la televisión y el teatro que apuestan a este nuevo formato. Santi se sumó en 2022 con el programa Fresco y Batata que hacían junto a Momi Giardina; y en 2023 se convirtió en el quinto integrante del programa que conduce Nico Occhiato, luego de varias participaciones exitosas reemplazando a otros conductores. Junto a Nacho Elizalde, Flor Jazmín y Momi, integran un equipo que lidera la franja horaria de 10 a 13 horas, de lunes a viernes.

Rulo: — ¿Cómo te sentís con el streaming? Estás en uno de los canales pioneros en ese formato.

Santi: — Sí es una locura. Yo estoy feliz. Aparte me sumé este año todos los días. El año pasado iba dos veces por semana. Soy el 5to Beatle y soy la única quinta silla que se sumó.

Rulo: — Tenes una lobista muy fuerte ahí adentro, ¿se ayudaron mutuamente?

Santi: — Sí, Momi. Tenemos una química que es espectacular. Nos conocimos también haciendo la obra de ella. Estuve escribiendo con ella y dirigiendo su obra; y desde ahí, desde que hicimos el unipersonal de Momi, empezamos a hacer muchas cosas juntos y salieron muchas cosas de laburo; y se dio esto que generó una buena dupla. A la gente le gusta mucho.

Rulo: — ¿Cuál sentís que es tu aporte central? ¿Por qué quedaste?

Santi: — Me parece que se genera una dinámica. Pasa algo con Nadie Dice Nada que es que todos somos muy distintos y le aportamos como un condimento, un poquito cada uno, y se genera eso que engrana y hay algo espectacular para mí. Y mi aporte no sé. Desde la música, hago muchos personajes, cantando. Hago un brasilero. Fue el primero que hice en Luzu y después metí el tanguero…

Santi comenzó en Luzu en 2022 con el programa Fresco y Batata; y en 2023 se transformó en el quinto integrante de Nadie Dice Nada. (@santitalledo)
Santi comenzó en Luzu en 2022 con el programa Fresco y Batata; y en 2023 se transformó en el quinto integrante de Nadie Dice Nada. (@santitalledo)

Rulo: — ¿Consumís algún streaming fuera de Luzu?

Santi: — No consumo stream. Está mal lo que estoy diciendo, pero no soy de mirar porque en el día me levanto, me voy a entrenar y después a Luzu. Lo que sí hago es ver algún programa on demand en YouTube, pero consumir el stream en vivo no, no consumo. Los clips que arman en redes me enloquecen. Me encanta todo lo que estamos haciendo.

Rulo: — ¿Sos de mirar reels y TikTok? ¿Te atrapa?

Santi: — Sí, TikTok es algo que estoy tratando de dejarlo un poco porque es adictivo. Antes era como un chupete para dormir, ahora lo que estoy haciendo, que implementé hace poco, es que dejo el teléfono muy lejos de mí. Yo trato de una hora o 40 minutos antes de irme a dormir, cuando empiezo con la rutina de skincare, lo dejo cargando y no lo toco.

Rulo: — ¿Quién está primero en las métricas Luzu u Olga?

Santi: — No sé bien quien está ganando. No miro las métricas. Se que a veces está uno, a veces está otro. Igual, me las muestres o no. Me acabo de encontrar con Migue y tengo la mejor onda. Lo conozco de hace mucho y, de hecho, toda la gente que labura en Olga son amigos y me parece fantástico lo que hacen, así como me parece fantástico lo que hacemos nosotros. Yo lo digo siempre para mí no hay que caer en la competencia televisiva. Esto de ver quién mide más, a chicanearse entre un canal y otro…

Rulo: — ¿Qué te pasa a vos con eso?

Santi: — No, a mí no me gusta eso porque siento que son dos canales distintos. Somos todos amigos, colegas, me parece buenísimo que aparezca otra cosa distinta. Hay competencia, yo lo entiendo, pero a mí en lo personal no me gusta esto de estar compitiendo con amigos. Si a uno en un momento le va mejor que a otro, está buenísimo, pasa y es normal y natural. Hacemos cosas distintas, tenemos públicos distintos. Hay una competencia sana siempre. Lo bueno es que quede ahí.

Santi: “Cuando arranqué en las redes era lo opuesto a ahora, no subía nada, me daba pudor”. (@santitalledo)
Santi: “Cuando arranqué en las redes era lo opuesto a ahora, no subía nada, me daba pudor”. (@santitalledo)

Redes sociales y medios

Más allá de su popularidad en los medios tradicionales, las redes sociales son un espacio en el que Santi también logró un estilo propio para mostrar su talento como actor y, además, el detrás de escena con situaciones de la vida cotidiana.

El humor es el principal nexo que comparte con su público, aunque también aprovecha esos ámbitos para visibilizar temas profundos que atañen a la sociedad en general como, por ejemplo, el cuidado de la salud mental.

Rulo: — Has hablado mucho de que te pasa internamente, de las patologías y las cuestiones de la salud mental, ¿aprendiste a convivir con eso de ventilar tu vida privada, te reconciliaste con eso?

Santi: — Sí, de hecho, cuando empecé en las redes sociales, yo era lo opuesto. No subía nada. Subía cosas como se dice ahora “aesthetic” con el cafecito, la moda, etc. Eran fotos cuidadas que en realidad no me representaban, no sé por qué había entrado en esa, era más pendejo, y de golpe empecé a subir a mejores amigos todo lo que subo ahora. La verdad. Y era muy cómico porque era como un reality de mi vida, pero dentro de mejores amigos; y una vez creo que Darío Barassi me dijo: “Vos esto lo subís público y es una locura”. Y yo dije: “No, no me animo. Me da pudor”. Y un día empecé a subirlo público y bueno empecé a crecer en las redes y eso llevó a una cosa y a otra.

Rulo: — ¿Qué te motiva en las redes sociales tener más seguidores o lo que estás facturando?

Santi: — No, me motiva sinceramente si tengo alcance hacer cosas como cero miligramos, que es una serie que está en preproducción, de eso devino el podcast y ahora también empezamos a armar el libro. Yo cuando era chico que empecé a trabajar en la tele, no estaba muy bien psicológicamente, entonces, me pasaron muchas cosas que en ese momento no se hablaban, que a mí también me daba pudor contárselo a la producción porque pensaba que, si yo contaba que estaba medicado, que iba al psiquiatra, que tenía ataques de pánico todo el tiempo, pensaba que me podían rajar. De hecho, casi pasa.

Rulo: — ¿Por qué?

Santi: — Yo cuando estaba en Patito Feo, en la época que hacíamos Gran Rex, que era un furor, que hacíamos millones de Gran Rex y la gira que hicimos por todo Latinoamérica, yo no estaba bien y me costaba mucho el teatro, salir, me agarraban muchos ataques de pánico. No salía mucho a funciones y cuando llegó la gira, dije: “Hasta acá llegué”. Y me dijeron: “Mirá tu personaje es muy fuerte. La gente también va a verte a vos. Si no venís a la gira, no vas a estar en la segunda temporada”. Era la primera que habíamos hecho que era una locura y yo agradezco que, aunque era chico, dije: “No puedo hacer esto porque si yo hago esto como estoy ahora, no voy a terminar bien”. Entonces, me bajé de la gira y al final no me sacaron de la tira. Pero hubo como una especie de llamado de atención, para hacerlo un poquito más suave, pero de decir: “Si no hacés esto…”, incluso sabiendo que yo tenía problemas de salud mental.

Rulo: — ¿Crees que actuó mal la producción?

Santi: — Era otro momento. Entiendo que era un tema del cual no solamente no se hablaba sino del cual no había mucha información. Quizás no le pusieron el peso que ameritaba. Yo no puedo castigar a nadie porque yo he tenido amigos que hasta el día de ayer no sabían mucho cómo ayudarme a mí en un momento de crisis y por eso de esto hablo mucho en el podcast porque va dirigido a las personas que padecen problemas de salud mental, pero también a quienes tienen un familiar, un amigo, amiga o pareja que están pasando un mal momento psicológico y que no saben que hacer.

Rulo: — Cuándo tenés un pico de ansiedad, la persona que está a tu lado en ese momento, ¿qué tiene que hacer?

Santi: — Para mí lo que tenés que hacer es estar más a disposición de la persona. Decirle: “Qué necesitás que haga, estoy acá con vos, vos llevame”. Pasa que es un momento de desesperación que, quizás, si la otra persona se pone en un estado de alerta a vos ya te pone mal. Me ha pasado de estar con personas, por eso mi miedo de viajar, de estar lejos, porque pensaba si acá hay gente amiga que no me entiende, imagínate si estoy en Nicaragua, mi pensamiento era: “Termino internado”. Me ha pasado y creo que a mucha gente le ha pasado de tener un ataque de pánico y el ataque de pánico es: muerte. A veces puede ser acompañar otra vez escuchar si la persona te dice: “Andate, déjame solo”. Y llamar a quien te pueda calmar. Desde afuera es estar un poco a disposición porque a veces te dicen: “Te llevo a la guardia”. Y vos por dentro pensas: “Me lleva a la guardia porque me voy a morir”. Uno no sabe qué hacer en situaciones así, esto se aprende, pero por eso también es la importancia del proyecto de Cero Miligramos de concientizar un poco a la gente.

“Cuando era chico y empecé en la tele no estaba bien psicológicamente”, confesó Santiago. (Maximiliano Luna)
“Cuando era chico y empecé en la tele no estaba bien psicológicamente”, confesó Santiago. (Maximiliano Luna)

Por sí o por no

Rulo invitó a Santi a contestar el cuestionario levantando los carteles de Sí o No, según corresponda. Sexo, dinero y vínculos, son las temáticas. ¿Qué dijo?

Rulo: — ¿Formar una familia?

Santi: — Sí. No me lo imagino ahora. Podría haber sido un no sé. Pero yo siempre soñé con ser padre, desde pendejo.

Rulo: — ¿Cómo es la familia que imaginás, la ideal?

Santi: — Dos hijos y me gustaría adoptar.

Rulo: — ¿Lo hablaste con tu novio? ¿Sabe de este deseo?

Santi: — Sí, hablamos a veces de eso.

Rulo: — ¿Y le gustaría a él?

Santi: — Sí, lo que pasa es que él es chico. Tiene 23 y está con otras cosas. Yo tengo 35. Tenemos una diferencia. Igual yo estoy en un momento en el que no lo tendría ahora. En un futuro sí.

Rulo: — ¿Plata por sexo?

Santi: — No.

Rulo: — ¿Cambiarte de stream por dinero?

Santi: — No, no me iría de Luzu. Pero si me voy no sería nunca por dinero. Y aparte el stream no es un lugar en donde se gane tanta plata. Se sabe que una persona en redes puede mover mucha más plata en un stream, en un programa o en lo que fuera. No se mide lo económico dentro de un streampara mí sino cómo se ve afuera y la popularidad que da.

Rulo: — ¿Sentís que es más popular que ATAV? ¿Se ve más que una novela de eltrece?

Santi: — Sí, hoy en día lo que para mí son los programas principales de cada uno de los streamings es como un primetime de tele. Literal. Es como la tele, es como tener pantalla.

Rulo: — ¿Perdonarías una infidelidad?

Santi: — Sí.

Rulo: — ¿Te mudarías a otro país?

Santi: — No. Ahí me estás tocando un lugar delicado porque teniendo una pareja afuera, es algo que se piensan y se baraja. Yo soy muy fanático de Buenos Aires y Argentina. Tengo una devoción. Me vuelve loco. Estuve en varios lugares por laburo, pero la gente de acá no se encuentra en ningún lado.

“Empecé a crecer en las redes cuando compartí el contenido que subía a mejores amigos de Instagram”, explicó el actor. (Maximiliano Luna)
“Empecé a crecer en las redes cuando compartí el contenido que subía a mejores amigos de Instagram”, explicó el actor. (Maximiliano Luna)

Dinero

El avance profesional generalmente va ligado a un crecimiento económico que, en algunas ocasiones, no es sencillo de manejar sobre todo generando ganancias desde muy temprana edad. Cómo se administra Santi en esta área y en qué invierte.

Rulo: — ¿Cómo es tu relación con el dinero?

Santi: — Soy muy malo con la plata, administrando, soy la persona más fácil para timar. No llevo cuentas de nada…

Rulo: — ¿En qué ahorras?

Santi: — Ahora estoy con todo el tema de la casa. Toda la guita para eso. Ya está la situación, pero estoy remodelando. Estoy en obra y está muy caro. Ayer leí que aumento un 80% la construcción en Argentina.

Santi: "Soy muy malo administrando mi plata". (Maximiliano Luna)
Santi: "Soy muy malo administrando mi plata". (Maximiliano Luna)

Rulo: — ¿Juega el canje en esta etapa?

Santi: — ¿Sabés que no? Es que ahora se viene la etapa cocina, ese creo que es un momento en el que sale el canje porque tampoco quería hacer algo como “gracias ventanas Raúl”. Es que no quiero caer en esa de estar abrazado a un mármol, aunque capaz en dos meses estoy en pelotas arriba del mármol (risas). Pero quiero cuidar igual, me gusta eso de estar trabajando y sudando para hacer la casita como me gusta. Hasta ahora con la casa no lo he hecho, pero bienvenido sea.

Rulo: — ¿De criptomonedas conocés algo?

Santi: — No conozco, pero me metí. Estoy.

Rulo: — ¿Qué tenés?

Santi: — Bitcoin, Etherium, Solanas y tengo otra más que no me acuerdo el nombre.

Rulo: — ¿Y sos de revisar todos los días cuánto cotiza?

Santi: — Entro en una aplicación a ver si me sube lo que tengo yo, pero soy un poco ansioso porque compré hace dos años cuando estaba alto, después bajó y ahora estoy por llegar a lo que invertí. Un amigo, que fue el que me metió en esto, me dice que tenga paciencia y que me quede, pero mi objetivo es ponerlo todo en terminar la casa.