Así fue la infancia de Roberto Moyado Esparza, ‘El Betito’ en Tepito

El exlíder de La Unión en su niñez fue conocido como ‘El Flamitas’ debido a que fue un infante conflictivo

Guardar

Nuevo

La vez que 'El Betito' fue confundido con un narcomenudista de La Unión Tepito (Infobae)
La vez que 'El Betito' fue confundido con un narcomenudista de La Unión Tepito (Infobae)

Roberto Moyado Esparza o José Alberto Maldonado López, conocido en el bajo mundo como ‘El Betito’, fue uno de los líderes de la Unión Tepito, quien durante más de cinco años estuvo prófugo de la justicia, mientras era la cabeza principal de la organización.

De acuerdo con el periodista Antonio Nieto, en su libro ‘Cártel Chilango’, ‘El Betito’ nació y creció en el barrio bravo de Tepito, donde según sus vecinos, era un joven conflictivo, quien llegaba a tener constantes problemas con los habitantes del sector capitalino.

Fue así que a tal grado, que llegó a estar en prisión a temprana edad, esto al ser un menor, sin embargo, fueron pocos años los que estuvo encerrado, por lo que pudo ser liberado, para continuar ahora con su actividad criminal.

(Foto: Fiscalía CDMX)
(Foto: Fiscalía CDMX)

“Muy pocos saben que hasta ahora, que de adolescente lo llegaron a apodar ‘El Flamitas’, la gente en la colonia guerrero, que recuerda haberlo conocido durante los años 90, aseguran que siempre fue un niño problemático, pese a ser el penúltimo en nacer de sus 10 hermanos, con quien creó un vínculo más sólido, fue con José Arturo Mauro, quien tiene 13 años más y naturalmente adoptó el papel de protector”, narró el autor del libro ‘Cártel Chilango’, Antonio Nieto.

Maldonado López, no siempre ha sido ‘El Betito’, pues sus vecinos lo conocían como ‘El Flamitas’, por su comportamiento tan violento, sin conocerse datos sobre los daños que le hizo a sus vecinos.

En los años 90, fue cuando el penúltimo en nacer de sus 10 hermanos, comenzó con sus actividades criminales a temprana edad, esto luego de sufrir la pérdida de su cuñado Jesús Moyado Esparza, de quien después adoptaría sus apellidos.

Así fue como las autoridades no quisieron detener a 'El Betito' (Infobae)
Así fue como las autoridades no quisieron detener a 'El Betito' (Infobae)

El origen del nombre falso de ‘El Betito’

La elección de su alias, ‘El Betito’, no fue casual, sino un homenaje a su cuñado Jesús Moyado Esparza, quien falleció cuando Maldonado López tenía solo nueve años.

Esta pérdida tuvo un profundo impacto en su vida, marcando el inicio de su trayectoria en el mundo del crimen.

Maldonado López y Moyado Esparza compartían un vínculo estrecho durante su infancia, lo que explica la significativa influencia de su cuñado en la vida y las decisiones del futuro líder criminal.

En su juventud ‘El Betito’ adoptó los apellidos Moyado Esparza, al eliminarse sus nombres José Alberto y solo dejarse Roberto, siendo este el nombre completo con el que fue presentado por las autoridades el día de su arresto, mientras que identidad de nacimiento fue desconocida.

“El niño conoce la gallardía del cuñado, su desenvolvimiento en las calles, pero cuando cumple 9 años, su cuñado, Jesús Moyado Esparza, muere, al convertirse en un adulto, José Alberto Maldonado López, decide llevar sus apellidos, aunque con el nombre Roberto, así José Alberto, se convertiría en Roberto Moyado Esparza, ‘El Betito’, burlador de las autoridades, con esa y otras falsas identidades, según consigna el informe antes citado, su apodo tan reproducido en medios, es curiosamente con el que nadie dentro de la Unión Tepito, se refería a él”, narró el autor del libro ‘Cártel Chilango’, Antonio Nieto.