La hija del fallecido por el crimen de los laxantes pide una condena de asesinato

Guardar

Nuevo

València, 10 jun (EFE).- La acusación particular que representa a la hija de un hombre de 68 años fallecido en 2021 después de que su pareja sentimental le suministrara, presuntamente, grandes cantidades de laxantes, pide la condena de la mujer por delito de asesinato y por extracciones de dinero de su cuenta, que califica de estafa o apropiación indebida.

En el primer día del juicio en la Audiencia de Valencia a la mujer acusada, el abogado de la hija del fallecido ha comentado a los periodistas al salir de la sesión que cuando los hijos pudieron tener acceso a las cuentas, acrecentaron sus sospechas de que había realizado extracciones de dinero de cajeros, y una farmacéutica, vecina de la familia, les dijo que se habían hecho compras exhaustivas.

Si una sola persona consume la cantidad de laxantes cuya compra se atribuye a la acusada, al menos habría tenido alguna visita hospitalaria, ha manifestado el abogado Andrés Zapata, que considera que hay multitud de pruebas indiciarias que van a desembocar en la única posibilidad que plantean las acusaciones.

Un tribunal popular juzga a partir de este lunes a la mujer, acusada de ocasionar la muerte a su pareja sentimental, un hombre de 68 que tenía diagnosticados varios trastornos médicos, tras supuestamente suministrarle grandes cantidades de laxantes sin que él lo supiera.

El jurado popular determinará si en el verano de 2020, la procesada comenzó a darle los medicamentos a la víctima, un hombre que fue ingresado en septiembre del mismo año y pasó cuatro días en la unidad de cuidados intensivos.

El jurado deberá decidir si, cuando volvió a casa, la mujer continuó con el suministro de laxantes, lo que provocó un nuevo ingreso hospitalario durante el cual la acusada habría mantenido el suministro de las sustancias, pese a que era consciente de que podían causarle la muerte.

La víctima desarrolló una diarrea crónica y falleció el 16 de abril de 2021. Entre octubre de 2020 y hasta la muerte del hombre, la procesada habría realizado hasta 152 extracciones de dinero de cuentas corrientes de la víctima y habría realizado compras con tarjetas de crédito del hombre por valor superior a los 120.000 euros. También habría solicitado dos créditos a nombre del enfermo, que habría suscrito telefónicamente simulando la intervención del hombre.

La Fiscalía califica los hechos como constitutivos de los delitos de asesinato, estafa y falsedad.

La defensa jurídica de la hija del fallecido ha señalado que la acusada se ha negado durante todo el proceso a contestar las preguntas de las acusaciones y ha agregado que poco a poco "se irá desmontando el castillo que ha montado".

Tras más de 100.000 euros en extracciones de dinero en cajeros, el abogado se ha preguntado dónde está el dinero, pues no ha aparecido en casa del fallecido "ni en ningún sitio".

El juicio continúa este martes, miércoles y jueves, según los señalamientos realizados por la Audiencia. EFE

im.eb/bal

(foto) (vídeo)

Guardar

Nuevo