Iberdrola dispara un 86% sus beneficios en el primer trimestre hasta los 2.760 millones de euros

La venta de activos en México y la recuperación del déficit en su negocio comercial de Reino Unido impulsan sus ganancias que sin ambos efectos habrían crecido un 27%

Compartir
Compartir articulo
El presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán.
María José López - Europa Press
El presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán. María José López - Europa Press

Iberdrola obtuvo un beneficio neto en el primer trimestre del año de 2.760 millones de euros, lo que supuso un 86% más que en el mismo periodo del año pasado, impulsado por las plusvalías generada por la venta de parte de su negocio en México, que sumaron 1.165 millones de euros, y por la recuperación del déficit en su negocio comercial de Reino Unido que fue de 238 millones de euros. Sin tener en cuenta estos dos factores sus beneficios habrían aumentado un 28%, según ha informado la energética a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

En cuanto a las ventas del grupo se situaron en 12.678,5 millones de euros, un 18 % menos que un año antes, y el ebitda reportado se situó en 5.857 millones. Excluyendo también los dos efectos de México y Reino Unido esta partida creció un 10% debido al buen comportamiento de todas las geografías y negocios.

Te puede interesar: Iberdrola quiere cumplir cierre nuclear pero si hay alguna extensión, habrá que remunerar

Destacaron el impacto de los nuevos marcos de redes en el Reino Unido, los Estados Unidos y Brasil, el positivo comportamiento de la generación renovable en la Península Ibérica, que ha alcanzado máximos de una década gracias la nueva capacidad instalada y al incremento de las energías renovables gestionables, además del crecimiento del 16% en la producción eólica marina, gracias a la entrada de nueva potencia.

Respecto al flujo de caja operativo experimentó un aumento del 14% en términos recurrentes, hasta los 3.145 millones de euros en los tres primeros meses del año, lo que unido al cobro de la operación de desinversión de algunos activos en México, sitúa la deuda neta en el 25%.

Iberdrola cuenta con una liquidez de 22.400 millones de euros, lo que le permitiría “cubrir 26 meses de necesidades financieras sin recurrir al mercado”, señala la energética.

Ante estas cifras, el presidente de Iberdrola, Ignacio Galán, ha asegurado que “muestran la solidez del modelo de Iberdrola y el impacto positivo de las inversiones incluidas en nuestro Plan 2024-26″. Considera que “la buena evolución de nuestros negocios en el primer trimestre, unida al crecimiento de las inversiones ya en curso, nos permiten además mejorar nuestras previsiones para el conjunto del ejercicio 2024″.

Te puede interesar: Iberdrola repartirá en julio un dividendo complementario de 0,348 euros por acción

Crecimiento del 27% en inversiones

Siguiendo las guías de su Plan Estratégico 2024-2026, Iberdrola ha destinado el 51% de la inversión total al negocio de redes, alcanzando los 1.213 millones de euros en el primer trimestre de 2024, con un incremento del 27% respecto al mismo periodo del año anterior. Este crecimiento se ha visto impulsado por el aumento del 85% en las inversiones en redes de transporte. Así, la base de activos de redes ha alcanzado los 43.000 millones de euros, un 9% más que en el primer trimestre de 2023.

Las inversiones en renovables representan el 42% del total y rozan los 1.000 millones de euros. El 40% de este importe se ha destinado a la eólica marina. El grupo ha cerrado el primer trimestre con una capacidad instalada renovable de 42.300 MW en todo el mundo. Genera energía 100% libre de emisiones en el Reino Unido, Brasil, Francia, Italia, Alemania, Polonia, Portugal, Grecia, Rumanía o Bulgaria, mientras que la producción libre de emisiones alcanza en este primer trimestre el 92% del total en España.

Del total de las inversiones, el 35% se ha destinado a los Estados Unidos, un 20% al Reino Unido, otro 20% España, el 15% a Latinoamérica y el 10% restante a Europa Continental y Australia.

El logotipo de Iberdrola en las turbinas eólicas en el monte Oiz, cerca de Durango. REUTERS/Vincent West
El logotipo de Iberdrola en las turbinas eólicas en el monte Oiz, cerca de Durango. REUTERS/Vincent West

Previsiones al alza

Tras dar a conocer estos resultados, Ignacio Galán, ha mejorado las previsiones para 2024, hasta situar el crecimiento del beneficio neto en un dígito alto -excluyendo cualquier plusvalía por rotaciones de activos-, gracias al “fuerte desempeño operativo, la contribución de las inversiones -12.000 millones de euros para este ejercicio- y la aportación de los nuevos marcos regulatorios en el negocio de redes en Estados Unidos, Reino Unido y Brasil”, señala Iberdrola.

Informa que a lo largo del año seguirán entrando en servicio tres proyectos de eólica marina: St. Brieuc, (500 MW, Francia); Vineyard Wind 1 (800 MW, EE. UU.) y Baltic Eagle (475 MW, Alemania). La compañía también contará con mayor recurso procedente de las renovables gestionables.

Dividendo complementario de 0,348 euros por acción

Iberdrola ha anunciado que presentará para aprobación en su junta general de accionistas, que se celebrará en Bilbao el próximo 17 de mayo, el pago de un dividendo complementario de 0,348 euros por acción en julio, que se sumarán a los 0,202 distribuidos en enero.

El dividendo total con cargo al ejercicio fiscal 2023 se incrementará un 10,8% respecto al abonado por los resultados de 2022, hasta alcanzar los 0,55 euros por título. A este importe se añadirán 0,005 euros por acción si el quórum de constitución de la junta alcanza el 70%.