Ceferin y el amago ‘de beso’ a Aitana Bonmatí en la celebración de la Nations League

El presidente de la UEFA dejó una imagen que inconscientemente trasladó la mente de los asistentes y telespectadores a seis meses atrás, cuando en la final del Mundial, Luis Rubiales propició un beso a Jenni Hermoso. En esta ocasión, solo hubo un abrazo

Compartir
Compartir articulo
Ceferin y Aitana Bonmatí en la celebración de la Nations League (Redes)
Ceferin y Aitana Bonmatí en la celebración de la Nations League (Redes)

El gesto capturado en la celebración de la final de la Nations League ha traído cola entre los aficionados allí presentes y los telespectadores. El presidente de la UEFA, Aleksander Ceferin, ha protagonizado un momento que permitió realizar una comparación irónica con lo sucedido en agosto de 2023, entre Luis Rubiales, entonces presidente de la RFEF, y Jenni Hermoso, en la celebración del Mundial de fútbol. Aunque, en esta ocasión, dista mucho de lo que ocurrió hace seis meses.

En la noche del miércoles, la selección española de Montse Tomé volvió a sacar el bolígrafo para continuar escribiendo historia. Ya habían conseguido el billete para los Juegos Olímpicos de este verano con el acceso a la final, pero querían más. Con el primer título mundialista, empezaron un capítulo que se alarga en el tiempo. Esta vez, el estadio La Cartuja fue partícipe del segundo título, y el primero de esta competición, del combinado nacional. Las chicas se proclamaron campeones de la Nations League ante Francia, una selección rival a la que nunca antes habían vencido.

Sin embargo, parece que en la selección femenina no hay celebración sin ‘polémica’, y podría decirse que del beso de Rubiales, llega el amago de beso de Ceferin. La jugadora del FC Barcelona, Aitana Bonmatí, recibió el galardón a mejor jugadora de la final. El encargado de conceder el premio a la jugadora catalana fue el presidente de la UEFA, pero parece que hubo confusión. Cuando Bonmatí recibía el premio de Ceferin, después de un apretón de manos, el esloveno le echó el brazo por encima en lo que podría ser un intento de dar dos besos a la jugadora, pero finalmente se quedó en una especie de ‘medio abrazo’. Las imágenes del momento están dando la vuelta al mundo a través de las redes sociales.

Te puede interesar: España no da opción a Francia y también conquista la primera Nations League femenina de la historia

España consigue el segundo título de una historia que recién comienza

La moral está por las nubes unos meses antes de jugarse la medalla olímpica, a la que no cabe duda de que ellas optarán con creces. El choque ante la futura anfitriona gala no fue una excepción, sino la tónica que se ha visto a lo largo de toda esta Liga de Naciones: una España contundente y convincente, que se crece ante rivales que antes se hacían bola para triturarlos como nunca.

“Este equipo no tiene techo”, proclamaba Aitana Bonmatí en La Cartuja nada más sumar un nuevo entorchado al ya de por sí grandioso palmarés que atesora. La última ganadora del Balón de Oro impartió su enésima clase magistral sobre el césped hispalense, con otro MVP como conclusión inevitable. Cuando ella inauguró el marcador en la primera mitad, tras una asistencia de Olga Carmona de esas que ninguna jugona que se precie deja sin convertir en gol, el camino hacia el triunfo se vio más cercano.