Vanessa Kirby explica las curiosas escenas de sexo de ‘Napoleón’: “Teníamos que parar a reírnos entre tomas”

La actriz londinense interpreta a Josefina Bonaparte en la película de Ridley Scott que llegó a los cines el pasado viernes

Compartir
Compartir articulo
Vanessa Kirby Joaquin Phoenix durante una escena de 'Napoleón'
Vanessa Kirby Joaquin Phoenix durante una escena de 'Napoleón'

Todo el mundo está hablando de Napoleón. Para bien, para mal, pero lo están haciendo. A nadie deja indiferente la nueva película de Ridley Scott, y muchos no están dudando en señalar las inexactitudes históricas de la película, algo que el propio director ya ha dejado claro que le importa entre poco y nada. Sin embargo, había que conocer la opinión de los propios intérpretes que protagonizan la película, y en concreto de uno en torno al cual pivota la película, Vanessa Kirby, quien se encarga de dar vida a Josefina de Beauharnais.

Kirby, a quien muchos conocerán por anteriores papeles como la Viuda Blanca en la saga Misión Imposible pero que también ha estado en grandes películas como Una cuestión de tiempo, la serie The Crown o Fragmentos de una mujer, por la que obtuvo la que es hasta la fecha su única nominación al Oscar. De hecho, la londinense no era la primera opción para Napoleón, pues Ridley Scott tenía en mente a otra actriz: Jodie Comer, con la que ya había trabajado en su anterior película, El último duelo, también inspirada en hechos históricos. “Desafortunadamente, debido a COVID-19 y cambios en mi agenda, no creo que pueda hacer que Kitbag funcione en este momento debido a un conflicto de programación”, escribiría en un comunicado la actriz de Killing Eve, poniéndole en bandeja a su compatriota Kirby uno de los papeles de su vida.

Te puede interesar: Las 10 mejores películas que se estrenan en diciembre en salas y plataformas: de Wonka a Bayona

Sea como fuere, el papel recayó en manos de Kirby y la actriz la ha interpretado como nadie, a pesar de las dificultades que entrañaba el personaje. “Fue muy difícil llegar a ella, y la verdad es que no me lo esperaba. Ya había interpretado a una persona real una vez, en The Crown, así que pensé que sería una experiencia similar, en el sentido de que leerías mucho material original, absorberías todo lo que pudieras sobre quiénes eran en realidad y luego lo destilarías en algo que esperas que sea la esencia de alguien”, comentaba la actriz en una reciente entrevista.

Napoleón (2023) - Ridley Scott (Apple Studios)
Napoleón (2023) - Ridley Scott (Apple Studios)

La historia detrás del personaje y sus escenas

Lo más llamativo de todo lo que desvela Kirby en una entrevista son sin duda las escenas de sexo. En la película aparecen varias, tanto de Josefina con Napoleón como de esta con otros amantes, tal y como se narra en la primera parte de la película. “Creo que queríamos que fueran divertidos. Joaquín y yo dijimos desde el principio que esto sería poco convencional, una relación muy inusual y extraña, y no queríamos que fuera el típico drama de época o algo que reflejara el período histórico, porque no lo era, no lo parecía. Recuerdo que incluso en las escenas de sexo, cada vez que las hacíamos, las interpretábamos de una forma diferente, y muchas veces Joaquín y yo teníamos que parar a reírnos entre toma y toma”, explicaba Kirby.

Te puede interesar: ‘Napoleón’ a examen: qué es verdad y qué no en la nueva película de Ridley Scott

En Napoleón, Josefina Bonaparte se plantea como un personaje imprescindible para entender la figura del emperador francés, más incluso que su madre. Desde que la conociera y se casase con ella hasta pasar sus últimos días exiliado pero pensando en su ya por entonces exesposa, no pasó un día sin que el gran corso tuviera en sus pensamientos a Josefina, quien al principio era bastante reacia a corresponder ese amor. “Pero creo que con el tiempo, el amor creció, y tuve la sensación a través de la filmación de que ella podría haber estado pensando, ¿por qué estás haciendo esto, por qué no paras? Creo que hacia el final de su vida, ella sólo quería estar con él en Malmaison y vivir tranquilamente. Y él no podía, no podía hacerlo”, concluía Vanessa Kirby, quien habrá que ver si acaba siendo nominada nuevamente al Oscar después de su interpretación.