Los trucos de última hora para pagar menos en la declaración de la Renta del año que viene

Un gran grupo de personas prefiere adelantarse a la fecha de la Declaración de la Renta de 2023 y empezar a ponerse manos a la obra, ya que no hacerla a tiempo puede costarte un precio extra

Compartir
Compartir articulo
Los trucos de última hora para pagar menos en la declaración de la Renta del año que viene
Los trucos de última hora para pagar menos en la declaración de la Renta del año que viene

A la llegada de la fecha de la Declaración de la Renta, comienzan las prisas y el agobio por hacerla a tiempo, ya que de lo contrario, las personas podrán sufrir una penalización desde el 50 hasta 150% de la deuda. Incluso esta cantidad podría aumentar si Hacienda considera que ha sufrido un perjuicio económico o si lo ha realizado numerosas veces.

No obstante, un gran grupo de personas prefiere adelantarse a la fecha y empezar a ponerse manos a la obra, puesto que recibir una sanción de estas podría suponerles un sobresalto a su deuda. Por tanto, prefieren ir organizando sus finanzas del año anterior y tomar las decisiones que les ayuden a mejorar su fiscalidad. En este artículo encontrarás algunos consejos sobre posibles decisiones que puede tomar para reducir la carga fiscal en tu Declaración de la Renta de 2023.

Te puede interesar: Qué hacer antes de que acabe el año para pagar menos impuestos a Hacienda

En un mes termina el año 2023, y en lo que respecta a la Declaración de la Renta, es el momento clave para reducir el gravamen fiscal del IRPF que vamos a tener que presentar entre abril y junio de 2024. Lo ideal sería reducir el importe a pagar porque las retenciones e ingresos a cuenta que te hayan aplicado durante el año 2023 hayan sido menores que el nivel de gravamen del que te correspondería teniendo en cuenta tu nivel de ingresos. O bien conseguir que te salga a devolver, que sería buena noticia también.

Si estos dos escenarios se dieran, permitirían al tributario recoger dinero y al mismo tiempo ahorrar para tu jubilación, generando una renta complementaria a tu pensión pública en forma de hucha. Otras personas optan por favorecer a los más necesitados a través de las ONGs o están involucradas en otras causas sociales para mejorar la eficiencia energética de tu vivienda.

Una familia ahorra en su Declaración de la Renta de 2023 (Europa Press)
Una familia ahorra en su Declaración de la Renta de 2023 (Europa Press)

Estas son las medidas y acciones para pagar menos en la Declaración

Algunas formas de ahorrar dinero en la Declaración de la Renta de este año.

  • Amortiza más cuota del crédito hipotecario de tu vivienda hasta llegar al máximo legal permitido: solo podrán aplicar esta reducción quienes hayan adquirido su vivienda habitual antes del 1 de enero de 2013 o hayan realizado obras de rehabilitación o ampliación de la vivienda habitual antes del 1 de enero de 2017 a la que se aplicaría la deducción del 15%.

Te puede interesar: La fecha clave de la declaración de la Renta antes de 2024: atento si tienes que pagar el IRPF

  • Incrementa tus donaciones a ONGs: haz donaciones extraordinarias de fin de año. Al hacer estas donaciones puntuales, mejoras el resultado de tu declaración. No solo ayudas a personas que no lo están pasando bien, en fechas tan tristes como las navidades, sino que también podrás deducirte el 80% por los primeros 150 euros donados en el ejercicio. Un 35% a partir de esta cantidad o un 40% si en los dos años anteriores se hubiera hecho donaciones a esa misma entidad por un importe igual o superior cada año respecto del anterior. Sin embargo, estas deducciones no pueden superar el 10% de la base liquidable del ejercicio.
Hacienda avisa de la cantidad de dinero que puedes enviar por Bizum sin declararlo
  • Aporta a planes de pensiones u otros instrumentos de previsión social alternativos: aportar más o empezar a aportar. Para empezar, siguiendo esta medida estarás ayudando a ‘tu yo del futuro’, generando una renta complementaria a la que ofrece la Seguridad Social. El límite máximo de reducción aplicable en la base imponible general del IRPF por las aportaciones y contribuciones a esos planes de pensiones o sistemas de previsión social alternativos es la menor entre 1.500 euros y el 30% de los rendimientos netos del trabajo y/o actividades económicas.

<br/>