Gimnasia y Esgrima La Plata derrotó 2-1 a Rosario Central, con tantos de Ezequiel Bonifacio y Nicolás Colazo. Germán Herrera anotó el descuento para el "Canalla. El encuentro se disputó en el estadio Juan Carmelo Zerillo, con el arbitraje de Hernán Mastrángelo.

(@gimnasiaoficial)
(@gimnasiaoficial)

El "Lobo" no dio vueltas a la hora de ir en busca del triunfo. A los 43 segundos ya estaba en ventaja, a partir de una interesante jugada colectiva que terminó en el ingreso goleador de Ezequiel Bonifacio. Gracias a un esquema con carrileros, dinámica y movilidad, Gimnasia redondeó una media hora de juego con mucha intensidad y una idea agradable a la vista, bien desarrollada. Si bien no tradujo esa fisonomía en una gran cantidad de situaciones de goles, anotó el 2-0 a través de una jugada preparada que facturó Colazo (sexto grito en la Superliga), y tanto Niell, Dibble como Faravelli pudieron ampliar la diferencia.

Pero la postura del local implica un desgaste físico importante. Y el correr de los minutos le permitió al "Canalla" empezar a salir paulatinamente y comenzar a maquillar las bajas (Ortigoza, Camacho y Ruben, entre otros). Las pelotas cruzadas resultaron un problema para Gimnasia y Germán Herrera, a los 28 minutos, con un cabezazo en soledad, lo aprovechó para descontar.

En la segunda parte resultó Central el que exhibió mayor iniciativa, sobre todo a partir del ingreso del juvenil Lovera. Y pudo igualar a los 20′, con el cabezazo de Zampedri que se topó con el palo. Sin embargo, no estuvo fino ante el arco y Gimnasia consiguió mantener el resultado.

POSICIONES:

DESCENSO:

LEA MÁS: