Centro Democrático presentó una queja disciplinaria contra el director del DPS, Gustavo Bolívar

El partido enfatiza que Bolívar debe ser sancionado “con las medidas que la Procuraduría General de la Nación estime pertinentes”

Guardar

Nuevo

El Centro Democrático argumenta que Bolívar, por su función pública, tiene “expresamente prohibido participar en política” - crédito Colprensa y @CeDemocratico
El Centro Democrático argumenta que Bolívar, por su función pública, tiene “expresamente prohibido participar en política” - crédito Colprensa y @CeDemocratico

El ambiente político en Colombia se ha tensionado aún más tras una reciente acción del partido Centro Democrático, que interpuso una queja disciplinaria ante la Procuraduría contra Gustavo Bolívar, director del Departamento de Prosperidad Social (DPS). El eje de la controversia es el supuesto uso de redes sociales por parte de Bolívar para publicar mensajes políticos en contra del partido y su líder fundador, Álvaro Uribe Vélez.

El Centro Democrático argumenta que Bolívar, por su función pública, tiene “expresamente prohibido participar en política”. En consecuencia, el partido solicitó a la Procuraduría que inicie una investigación disciplinaria, citando específicamente varias publicaciones en la red social X (anteriormente Twitter) como evidencia de que Bolívar desconoció las normas establecidas en el Código Disciplinario Único.

Ahora puede seguirnos en nuestro WhatsApp Channel y en Facebook.

El partido solicitó a la Procuraduría que inicie una investigación disciplinaria  - crédito Jesús Aviles/Infobae
El partido solicitó a la Procuraduría que inicie una investigación disciplinaria - crédito Jesús Aviles/Infobae

La queja fue presentada formalmente por Gabriel Vallejo, presidente del partido Centro Democrático. En el dossier de pruebas, se destacan varias publicaciones realizadas por Gustavo Bolívar, incluyendo una del 22 de mayo de 2024 en la que escribió: “Álvaro Uribe incitando a las Fuerzas Armadas a desobedecer al Presidente elegido democráticamente: El otoño del Patriarca”.

Según Vallejo, esta declaración es no solo falsa sino también peligrosa, ya que incita a la violencia y pone en riesgo la vida tanto de Álvaro Uribe como de los miembros del Centro Democrático. Vallejo sostiene que la afirmación se basa en una interpretación errónea y malintencionada de los hechos, y que generó una narrativa que agrava la polarización política y social en el país.

Otra evidencia presentada en la queja es una publicación de Bolívar del 19 de mayo de 2024, en la cual acusa a Uribe de estar vinculado con el asesinato de dos testigos, Villalba y Areiza, describiendo un modus operandi específico. Estas acusaciones, según el Centro Democrático, son infundadas y representan un acto de difamación que busca desacreditar a Uribe y a su partido mediante mentiras y tergiversaciones.

Además, citan una entrevista en W Radio, donde Bolívar discutió posibles candidatos del oficialismo para las elecciones presidenciales de 2026.

Las peticiones de la colectividad incluyen dos acciones específicas: primero, la apertura de una investigación disciplinaria basada en las “faltas gravísimas” - crédito Joel Gonzalez/Presidencia
Las peticiones de la colectividad incluyen dos acciones específicas: primero, la apertura de una investigación disciplinaria basada en las “faltas gravísimas” - crédito Joel Gonzalez/Presidencia

Las peticiones de la colectividad incluyen dos acciones específicas: primero, la apertura de una investigación disciplinaria basada en las “faltas gravísimas” que se definen en la Ley 1952 de 2019, que modificó la Ley 734 de 2002. Esta legislación establece que los funcionarios públicos no deben usar su cargo para participar en actividades políticas, presionar a particulares o subalternos para apoyar causas políticas, ni influir en procesos electorales.

Un fragmento del documento presentado por el Centro Democrático señala: “Todos sus comportamientos inequívocamente dejan en evidencia su filiación e ideología política dirigida a atacar al partido Centro Democrático, a su presidente fundador, [el] dr. Álvaro Uribe Vélez, quien es reconocido como la principal figura de la oposición al Gobierno de Gustavo Petro Urrego”.

Según el partido, los actos de Bolívar no solo constituyen prueba suficiente en la queja disciplinaria, sino que también justifican el inicio de una indagación preliminar por el tipo penal de hostigamiento. La colectividad argumenta que al hacer evidentes sus sesgos y persecuciones políticas, Bolívar estaría incurriendo en un comportamiento que requiere ser evaluado y sancionado por la Procuraduría.

Recientemente el director del DPS criticó lo que él percibió como el respaldo de los medios de comunicación a una posible reelección de Álvaro Uribe - crédito Presidencia de la República / @CeDemocratico / X
Recientemente el director del DPS criticó lo que él percibió como el respaldo de los medios de comunicación a una posible reelección de Álvaro Uribe - crédito Presidencia de la República / @CeDemocratico / X

El Centro Democrático enfatiza que Bolívar debe ser sancionado “con las medidas que la Procuraduría General de la Nación estime pertinentes” y llama a que se tomen acciones rápidas para garantizar el cumplimiento de la normatividad y el respeto a la institucionalidad política en el país.

Recientemente el director del DPS criticó lo que él percibió como el respaldo de los medios de comunicación a una posible reelección de Álvaro Uribe. Asimismo, afirmó que los hijos del expresidente utilizaron fondos de pensión para financiar la construcción de centros comerciales.

En respuesta a estas acusaciones, el Centro Democrático afirmó que tales prácticas podrían interpretarse como peculado. Además, el partido político señaló los logros obtenidos por su fundador durante su mandato.

Guardar

Nuevo