La nueva función se implementará en los sistemas operativos iOS y Android, así como en la versión web de la aplicación. (Foto: Pixabay)
La nueva función se implementará en los sistemas operativos iOS y Android, así como en la versión web de la aplicación. (Foto: Pixabay)

La preocupación de Twitter por ser una red social en donde las relaciones sean amables entre sus usuarios ha crecido en los últimos tiempos y recientemente anunciaron la implementación de un filtro cuyo fin será evitar el spam y las ofensas para los mensajes directos. Esta función había sido puesta a prueba por la propia compañía a mediados de agosto.

El funcionamiento de este nuevo filtro se basará en agregar una nueva vista a la bandeja de entrada de los mensajes directos. En ese apartado se podrá ver el de aquellas personas que un usuario no sigue y ahí mismo estarán ocultas la vista previa para aquellos mensajes que puedan tener contenido ofensivo, por lo que también será posible eliminar los mensajes sin tener la necesidad de abrirlo.

“Los mensajes no deseados no son divertidos. Así que estamos probando un filtro en las solicitudes de mensajes directos para mantenerlos fuera de la vista de los usuarios”, fue el mensaje que emitió Twitter el 15 de agosto pasado. Hace unas horas anunció la función estará disponible para los sistemas operativos iOS y Android, así como para la versión web.

De acuerdo con el portal de tecnología, TechCrunch, el nuevo filtro para esa sección de la red social es útil para aquellas personas que desean mantener sus mensajes directos abiertos, pero al mismo tiempo no desean recibir respuestas o comentarios violentos o bien contenido ofensivo, pues no es lo que buscan en la convivencia digital.

La preocupación de Twitter por mantener relaciones amables en la red social ha aumentado en tiempos recientes. (Foto: Pixabay)
La preocupación de Twitter por mantener relaciones amables en la red social ha aumentado en tiempos recientes. (Foto: Pixabay)

Para algunos especialistas, esta medida que se implementará pronto, debió haberse puesto en práctica desde hace un tiempo, pues Twitter es una de las redes sociales en donde prolifera más contenido violento y los responsables de la red social no habían tomado grandes decisiones al respecto.

De hecho, algunas usuarias se han hecho responsables de las omisiones de Twitter y han desarrollado sus propios filtros. Un caso ejemplar es el de Kesley Bressler, una mujer harta de recibir fotografías de genitales masculinos, quien a causa de esos hechos decidió crear un filtro con el cual se reconocieran y eliminaran este tipo de imágenes sin tener la necesidad de abrirlas.

El funcionamiento de esta herramienta se basa en cientos de imágenes que pidió Bressler para entrenar a la inteligencia artificial con la que funcionaría. A su solicitud en redes sociales llegaron más de 300 fotos con ejemplos de todas aquellas formas de acoso que padecen las mujeres cuando entran a revisar su red social.

Con el fin de darle mayor control a las personas sobre sus conversaciones en Twitter, la compañía anunció que ya se podrán ocultar las respuesta de los interlocutores en el caso de que se consideren inapropiadas. El objetivo, señaló la compañía, es detener las confrontaciones y la propagación del odio.

Twitter también ha implementado otras medidas para mejorar la experiencia de las personas. (Foto: Reuters)
Twitter también ha implementado otras medidas para mejorar la experiencia de las personas. (Foto: Reuters)

Actualmente, la función únicamente se encuentra disponible en tres países: Japón Estados Unidos y Canadá, este último fue el primer lugar en el que se implementó la medida a inicios de año y, de acuerdo con la red social, se registraron muchas tendencias positivas a partir de su uso.

Uno de los ejemplos de estas reacciones es que con su utilización se controlaron las interacciones de las personas. Además, cuando las respuestas estaban ocultas había más probabilidades de que quienes eran objeto del bloqueo reconsideraran su relación con los otros usuarios para el futuro.

Todas estas medidas se han tomado con el objetivo de mejorar la experiencia en la red social a través de la auto moderación y sin atentar contra la libertad de expresión, pues no se trata de una censura por el hecho de que el material no se elimina, sino que sólo se oculta la información ofensiva, dañina o innecesaria.

Donald Hicks vicepresidente de la compañía, declaró que estos ajustes se han realizado teniendo en cuenta un ecosistema con diferentes sectores: los autores, quienes responden, la audiencia y la plataforma. “Intentamos equilibrar la experiencia a través de los cuatro grupos”, puntualizó.