Taiwán denunció la presencia de 8 globos espías del régimen de China en los alrededores de la isla

Para el Gobierno taiwanés, el envío de estos artefactos a través del estrecho forma parte de las tácticas de “zona gris” emprendidas por el Ejército chino para infundir temor entre la población

Compartir
Compartir articulo
Taiwán denunció la presencia de 8 globos espías del régimen de China al norte de la isla.
Taiwán denunció la presencia de 8 globos espías del régimen de China al norte de la isla.

Ocho globos aerostáticos chinos pasaron cerca del norte de Taiwán en las últimas 24 horas, lo que supone una repetición del récord diario registrado por primera vez el pasado 10 de febrero, informaron este sábado fuentes oficiales.

En su último informe, el Ministerio de Defensa Nacional de Taiwán (MDN) notificó la presencia de ocho globos aerostáticos procedentes de China a una altitud de entre 3.657 y 7.924 metros.

En esta ocasión, ninguno de los artefactos sobrevoló el territorio insular, pasando a una distancia de entre 74 y 209 kilómetros al norte de la ciudad costera de Keelung.

El MDN informó por primera vez acerca de la presencia de un globo aerostático chino más allá de la línea divisoria del estrecho el pasado 8 de diciembre.

Desde entonces, Taiwán ha detectado 98 globos aerostáticos en las inmediaciones de su territorio, 26 de los cuales llegaron a sobrevolar la isla.

Las cifras de este sábado suponen una repetición del récord registrado el pasado 10 de febrero, cuando el MDN reportó la presencia de ocho globos aerostáticos chinos en los alrededores de Taiwán; un número que volvió a registrarse el 11 de febrero, en plenas vacaciones por el Año Nuevo Lunar.

Taiwán ha detectado 98 globos aerostáticos en las inmediaciones de su territorio, 26 de los cuales llegaron a sobrevolar la isla. (Joe Granita/ZUMA Press Wire)
Taiwán ha detectado 98 globos aerostáticos en las inmediaciones de su territorio, 26 de los cuales llegaron a sobrevolar la isla. (Joe Granita/ZUMA Press Wire)

Para el Gobierno taiwanés, el envío de los globos a través del estrecho forma parte de las tácticas de “zona gris” emprendidas por el Ejército chino para infundir temor entre la población de la isla.

El Ministerio de Defensa de Taiwán ha denunciado que los globos espías del régimen de Xi Jinping representan una grave amenaza para los viajes internacionales por aire y por mar.

“A raíz de las recientes trayectorias de deriva que hemos recopilado, entendemos que estos globos plantean una grave amenaza para la seguridad de muchas vías navegables internacionales”, dijo la cartera en un comunicado publicado en su página web.

En la nota, el Ministerio expresó su “condena por el desprecio” ejercido por el “Partido Comunista de China por la seguridad de los pasajeros en los vuelos internacionales y a través del Estrecho” de Taiwán.

Durante décadas la línea divisoria era respetada por ambas partes a pesar de que Beijing considera Taiwán como parte del país. Sin embargo, desde 2019 las incursiones de aviones militares y globos chinos se producen casi a diario.

El Ministerio de Defensa de Taiwán ha denunciado que los globos espías del régimen de Xi Jinping representan una grave amenaza para los viajes internacionales por aire y por mar. (REUTERS/Ann Wang)
El Ministerio de Defensa de Taiwán ha denunciado que los globos espías del régimen de Xi Jinping representan una grave amenaza para los viajes internacionales por aire y por mar. (REUTERS/Ann Wang)

La incursión de estos ocho globos tuvo lugar en un contexto particularmente conflictivo entre China y Taiwán tras la muerte de dos pescadores chinos en los alrededores de las islas Kinmen, un archipiélago controlado por Taipéi que está situado a pocos kilómetros de la ciudad suroriental china de Xiamen.

Tras el incidente, China anunció “patrullas” en la zona para “proteger las vidas y las propiedades de los pescadores”, acusando a las autoridades taiwanesas de tratar a estos pescadores chinos de forma “brusca y peligrosa”, aunque Taipéi insiste en que sus guardacostas procedieron “de acuerdo a la ley”.

Taiwán -donde se retiró el ejército nacionalista tras la derrota a manos de las tropas comunistas en la guerra civil china- se ha gobernado de manera autónoma desde 1949, aunque Beijing reclama la soberanía sobre la isla, a la que considera una provincia rebelde para cuya “reunificación” no ha descartado el uso de la fuerza.

(Con información de EFE)