El sacrificio y críticas a Foden, la cumbre de Bellingham

Guardar

Nuevo

infobae

Leipzig (Alemania), 17 jun (EFE).- Autor del gol de la victoria, atracción de todos los focos, con una sonrisa permanente, e ídolo de su afición, Jude Bellingham finalizó el choque ante Serbia en la cumbre de la jornada alabado por todo el planeta fútbol. Su encuentro no pasó desapercibido para casi nadie y se llevó casi toda la gloria. Pero otros, ocultos bajo el aura que desprende el jugador del Real Madrid, hicieron un trabajo sombrío que no mereció el mismo aplauso.

Es el caso de Phil Foden, que formó parte del frente atacante de Inglaterra junto a Bellingham y Harry Kane por novena vez con Inglaterra. A ellos se unió Bukayo Saka como cuarto elemento arriba. Había expectación por ver si Gareth Southgate iba a repetir la fórmula Bellingham-Kane-Foden. La última vez que lo intentó, salió ganador. Lo hizo ante Italia en la fase de clasificación y triunfó con un buen marcador: 3-1.

Sin embargo, es la única de las nueve veces que Southgate triunfó con esa fórmula frente a un equipo importante. Porque, cuando antes jugó con Bellingham-Kane-Foden frente a selecciones de más empaque, no ganó: fue derrotada por Italia 1-0 y empató 3-3 contra Alemania, ambos partidos en la Liga de Naciones; y perdió 1-2 contra Francia en un amistoso. El resto, fueron victorias ante selecciones menores como San Marino (0-10), Gales (0-3), Senegal (3-0) y Escocia (1-3).

Por eso, para el estreno en la Eurocopa y ante un equipo tan combativo como Serbia, uno se tuvo que sacrificar. Y Foden, fue el elegido. Las estadísticas, hablan: el jugador del Manchester City recorrió 13,15 kilómetros. Sólo Sergeg Milinkovic-Savic, que rozó los 14, corrió más que el menudo jugador inglés. Se desfondó por completo para tapar agujeros y, encima, jugó en una posición que no es en la que habitualmente ha ocupado en su brillante temporada en el Manchester City.

Con Pep Guardiola, Foden arranca desde la derecha, desde donde entra hacia dentro para sacar sus latigazos e incluso para ejercer por momentos como '10'. Así, probablemente, ha completado su mejor temporada desde que es profesional. Sin embargo, Southgate dejó ese hueco a Saka y Foden jugó en la izquierda, donde parecía más desubicado.

Y, realmente, su actuación, aparentemente, fue intrascendente. Sin embargo, su sacrificio fue muy importante para Inglaterrra, que mientras tanto felicitó sin parar a Bellingham. El cabezazo del jugador del Real Madrid en la primera parte, espectacular sin duda, marcó la victoria de su equipo, mientras que Foden quedól relegado al olvido. Los otros dos atacantes, Saka y Kane, tuvieron también alguna cota de protagonista. El primero, con la asistencia a Bellingham y el segundo con un cabezazo que despejó Rajkovic al larguero que pudo ser su estreno en la Eurocopa.

Al final, dio la sensación de que Foden pasó de puntillas por el partido. A ojos de muchos, fue una de las decepciones de Inglaterra. Y, mientras, Bellingham, no dejó de acaparar halagos. "Es un jugador impresionante", dijo Kane; "Bellingham escribe su propio guión", añadió Southgate.

¿Y a Foden? Pues le llovieron las críticas. "Un jugador de esta clase, nivel y talento... Para mí, hoy ha demostrado que Jude está un poco por encima de él", aseveró en la BBC el ex futbolista Cesc Fábregas; "Foden debería estar fuera de la cancha, es ineficaz con la camiseta de Inglaterra", apuntó otro ex futbolista como Jamie O'Hara (Tottenham) en 'Talksport'.

En casi todas las películas hay buenos y malos. En el estreno de Inglaterra, Bellingham fue el héroe, el chico bueno, el autor del tanto salvador y el acaparador de elogios. Foden, que sudó la camiseta como el que más en su selección, recibió todas las críticas. Ahora, Southgate, deberá responder a ellas en el segundo partido. ¿Volverá a apostar por el trío Bellingham-Foden-Kane? La corriente de opinión ya ha sentenciado a Foden. Otros se frotan las manos y esperan su turno. Southgate, tendrá la última palabra.

 Juan José Lahuerta

Guardar

Nuevo