El Ejército de Israel derriba un "objeto aéreo sospechoso" proveniente de Líbano

Guardar

Nuevo

infobae

El Ejército de Israel ha informado este lunes de madrugada sobre el derribo de un "objeto aéreo sospechoso" proveniente de Líbano tras una nueva jornada de intercambio de ataques entre las tropas israelíes y el partido-milicia chií libanés Hezbolá, que mantienen enfrentamientos en la zona desde el inicio del conflicto en la Franja de Gaza. "Hace poco se han lanzado cohetes interceptores contra un objeto aéreo sospechoso que había cruzado al país desde el Líbano. Se han activado alertas por lanzamiento de cohetes y misiles en las zonas de Acre y Kiriat Bialik por temor a la caída de fragmentos de proyectiles", han anunciado las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) en su cuenta de la red social X. Unas horas antes, las FDI habían bombardeado posiciones de milicianos Hezbolá en el sur de Líbano que se encontraban lanzando proyectiles contra aviones israelíes que sobrevolaban la zona. Por su parte, el grupo islamista ha confirmado el lanzamiento de proyectiles tierra-aire contra un caza israelí F-15 y de ataques con drones contra el cuartel de un batallón de artillería en Odem. El avión "fue obligado a huir", según recoge la televisión libanesa Al Mayadín. Más tarde, aviones de combate de la Fuerza Aérea bajo la dirección de la 210ª División atacaron una estructura militar de Hezbolá en la zona de Sheba, según el comunicado militar israelí. Otros dos edificios militares han sido atacados por la aviación en Itatron y Merkaba. Igualmente ha sido atacada una estructura militar en Jula. Hasta la fecha, al menos diez civiles y 15 militares y reservistas israelíes han muerto a causa de los ataques perpetrados por Hezbolá, en el marco de los casi ocho meses de enfrentamientos con el partido-milicia chií Hezbolá a raíz de los ataques perpetrados el 7 de octubre por el Movimiento de Resistencia Islámica (Hamás), que se saldaron con cerca de 1.200 muertos y unos 240 secuestrados. Los combates han dejado alrededor de 400 muertos en Líbano, según informó el miércoles el Ministerio de Sanidad libanés, un balance publicado a través de su cuenta en la red social Facebook y que no diferencia entre miembros de Hezbolá y civiles. Asimismo, refleja que otras 1.200 personas han resultado heridas. El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, advirtió la semana pasada de que el Ejército israelí "está preparado para una acción muy poderosa" en la frontera con Líbano, en el marco de una visita a la ciudad de Kiryat Shmona, situada en el norte del país y objetivo de decenas de ataques con proyectiles y drones por parte de Hezbolá.

Guardar

Nuevo