Así quedó el mercado tras la fusión de las dos principales cerveceras del planeta

AB InBev comprará SABMiller, N° 1 y N° 2 del mercado, respectivamente. En la Argentina, las dos empresas tendrán casi el 80% del mercado

  163
163

Es una de las mayores operaciones corporativas de la historia. Tras semanas de idas y venidas entre el número uno del mercado, AB Inbev, y el número dos, SABMiller, y cuatro ofertas frustradas ante la negativa de la británica a aceptarlas, la quinta y última resultó finalmente adecuada para el consejo de administración de la cervecera con sede en Londres.

De hecho, ha indicado a su rival que estaría preparado para recomendar "unánimemente" a los accionistas la oferta en efectivo de 44,00 libras por acción (USD 67,6) propuesta por AB InBev, lo que representa una prima del 50% sobre el precio por acción de los títulos de SABMiller al cierre de la bolsa del 14 de septiembre, cuando se reanudaron los rumores sobre una fusión.

Esta oferta va acompañada, como las últimas, de una alternativa. Ofrece un pago parcial en acciones, limitada a aproximadamente el 41% de los títulos de SABMiller, que va destinada a la tabacalera estadounidense Altria, el mayor accionista de la cervecera, y a BevCo, el vehículo de inversión de la familia colombiana Santo Domingo.

InBev ofreció pagar USD 67,6 por acción

Recibirán 39,03 libras (USD 60), lo que supone una prima de aproximadamente el 33% sobre el precio de los títulos al cierre de las negociaciones en bolsa el 14 de septiembre.

La oferta de AB InBev supone valorar a SABMiller en USD 106.000 millones, o 69.000 millones de libras, lo que supone unos € 93.213 millones, según fuentes de la empresa británica.

Pero la cervecera belga también asumirá, según las mismas fuentes, una deuda de USD 10.500 millones de SABMiller, lo que acerca la operación a los USD 116.500 millones o 76.000 millones de libras, es decir, unos 102.432 millones de euros.

 Reuters 163
Reuters 163

En el caso de no llegar a buen término, AB InBev ha aceptado pagar a su rival USD 3.000 millones de dólares (€ 2.638 millones). También se ha acordado ampliar la fecha límite para que la belga formalizara su oferta, del 14 hasta el 28 de octubre.

De prosperar las negociaciones, la empresa resultante de la fusión crearía la primera cerveza mundial, con una capitalización de USD 280.000 millones y se distanciaría de manera significativa de otros rivales que le siguen, como Diageo y Heineken.

A nivel internacional, se colocaría incluso por delante de General Electric, la cuarta multinacional con mayor capitalización por detrás de Apple, Microsoft y Exxon Mobil.

La combinación de ambos negocios generarían unos ingresos de USD 64.000 millones (€ 57.053 millones) y un resultado bruto de explotación ebidta (ganancias sin intereses, impuestos, depreciación y amortización) de USD 24.000 millones (€ 21.395 millones).

 Reuters 163
Reuters 163

Las marcas en danza

AB InBev, con una fuerte presencia en América Latina, EEUU, Canadá, Europa y Asia, sobre todo en Corea del Sur, y que vende marcas globales e internacionales como Budweiser, Corona, Stella Artois y Becks, así como locales como Estrella, Modelo, Brahma, podrá con la fusión crecer sobre todo en África.

SABMiller, que vende marcas como Peroni, Pilsner, Miller, Fosters, Coors, Cristal, Costeña, Castle y Blue Moon, tiene una fuerte presencia en África, además de estar activa en Asia Pacífico, Europa, América del Norte y América Latina.

El consejero delegado de AB InBev, Carlos Brito, ha dicho anteriormente que ambas compañías tienen una presencia geográfica complementaria.

AB InBev no tiene una presencia madura en África, mientras que SABMiller y sus asociados tienen una larga historia de actividad y presencia allí.

El rival también tiene buenas posiciones en Colombia, Ecuador, Perú y Australia, mientras que la empresa belga tiene una fuerte presencia en mercados como Canadá, México, Brasil y Argentina, así como en Europa, en el Reino Unido, Francia, Alemania y Bélgica.

En la Argentina, Quilmes e Isenbeck serán socios

La transacción, la más grande de este año y la tercera de la historia, deberá pasar por Defensa de la Competencia en la Argentina. En el país, el negocio está liderado por InBev que tiene 75% del mercado con Quilmes, Brahma, Stella Artois, Norte y Andes. La sigue el grupo chileno CCU (Heineken, Schneider, Imperial, Budweiser –es de InBev pero la comercializa CCU–), que controla 22%. Y tercera se ubica SABMiller, dueña de Isenbeck, Warsteiner, Miller Lite, Miller Genuine Draft y Grolsch, con 3% (aunque en la empresa creen que su participación es un poco superior).

  162
162