162
162

La compañía de Redmond ganó la batalla de los gigantes por Skype, el servicio de VOiP más popular del mundo. Y esta mañana anunció la flamante adquisición mediante un comunicado en su web, Microsoft News Center.

Microsoft hizo público el "acuerdo definitivo" que estableció con Skype, el servicio líder de comunicación vía internet por 8500 millones de dólares en efectivo.

Skype estará disponible para Xbox y Kinect, y se integrará con Windows Phone, a través de múltiples dispositivos. Windows, en tanto, permitirá a los usuarios de Skype conectarse a través de Lync, Outlook, Xbox Live y otras comunidades.

El CEO Steve Ballmer se comprometió en nombre de Microsoft a "continuar invirtiendo y dar soporte a los usuarios de Skype, también fuera del ecosistema Windows". De ser así, el nuevo acuerdo no tendría por qué modificar la experiencia de los actuales usuarios.

Este acuerdo impactará en la organización institucional a partir de la creación de una nueva división –¿Microskype?– comandada por Tony Bates, quien será nombrado presidente y reportará directamente a Steve Ballmer.

Bates manifestó que "Microsoft y Skype comparten la visión de acercar a los clientes innovación en software y productos" y añadió: "juntos crearemos el futuro de las comunicaciones en tiempo real, para que todos puedan permanecer conectados con su familia, amigos, clientes y colegas en cualquier parte del mundo".

Respecto de Bates, Ballmer señaló que "tiene gran capacidad de liderazgo, y fortalecerá el equipo de Management de Microsoft. Espero ansioso la llegada de los talentos de Skype a Microsoft, para brindar sus experiencias e ideas".

En tanto, el director de Silver Lake –el grupo inversor que concretó la operación– Egon Durban concluyó que "están muy entusiasmados con la perspectiva a largo plazo de Skype junto a Microsoft" y que "puede convertirse en una de las plataformas de comunicación más dinámicas y comprensivas del mundo".

La operación terminaría de concretarse hacia fines de este año.